miércoles 12 de mayo de 2021
Salud | Colegio | Iapos | Santa Fe

Iapos: delegados de UPCN piden a su gremio que reclame por los problemas en medicamentos

El resto de los gremios que representan a empleados públicos de Santa Fe (ATE y sindicatos docentes) tampoco se expidieron sobre este tema. Lo mismo sucede con el Gobierno de Santa Fe y los bloque mayoritarios en la Legislatura. Este año, el Colegio de Farmacéuticos puede manejar recursos equivalentes al 70% del presupuesto total de la Municipalidad de la Capital.

El cuerpo de delegados de UPCN que desarrollan sus tareas como empleados de Iapos elevó una nota al secretario general del gremio, Jorge Molina, pidiendo que el sindicato se expida, entre otros puntos, sobre "el funcionamiento del convenio con el Colegio de Farmacéuticos de Santa Fe" para la compra y expendio de medicamentos a los 580 mil afiliados de la obra social en toda la provincia.

"En fecha 25 de agosto de 2020 presentamos nota a la Dirección Provincial, expresando la infinidad de reclamos por medicamentos sin resolver que tramitamos todos los días y que también padecemos nosotros como afiliados y afiliadas de la Obra Social (demoras en las autorizaciones, rechazos, falta de atención en tiempo y forma,reducción de planes con mayor descuento y beneficios especiales, reiteración de pedidos de estudios complementarios ya presentados, etc.), añaden los delegados de UPCN en la nota que presentaron el pasado viernes 16 de este mes a Molina.

Iapos Upcn
La nota presentada por los delegados de Upcn en Iapos a Jorge Molina.

La nota presentada por los delegados de Upcn en Iapos a Jorge Molina.

En realidad, y a pesar de las quejas planteadas desde distintos sectores sobre el funcionamiento del convenio de exclusividad para la compra y expendio de medicamentos que existe con el Colegio de Farmacéuticos, hasta el momento ningún gremio estatal (ATE y sindicatos docentes) se manifestó sobre este tema. También existe absoluto silencio desde el Gobierno de Santa Fe, los representantes del peronismo y del Frente Progresista Cívico y Social en la Legislatura.

A partir de la publicación en Aire Digital de una serie de informes periodísticos sobre esta problemática, dos legisladores provinciales presentaron sendos pedidos de informes en la Legislatura: primero lo hizo el diputado Carlos Del Frade (Frente Social y Popular) y luego la diputada Betina Florito (Somos Vida Santa Fe). Hasta el momento, ningún representante de los bloques mayoritarios se manifestó sobre esta cuestión.

El Iapos mantiene un convenio de exclusividad para la compra de medicamentos con el Colegio de Farmacéuticos de Santa Fe por alrededor de 7.000 millones anuales. En estos momentos este convenio está siendo renegociado y se calcula que antes de fin de año el dinero en juego puede oscilar en los 9.000 millones.

Sólo a modo de comparación, el presupuesto total para todo 2021 de la Municipalidad de la ciudad de Santa Fe es de 13 mil millones de pesos. Es decir que el Colegio de Farmacéuticos ya maneja un presupuesto superior al 50% del total de recursos de la capital provincial y que podría ascender al 70% de todo el presupuesto municipal.

El Iapos es el único organismo de salud de la provincia -tanto público, como privado- que terceriza de manera total la compra de los medicamentos. De hecho, el Ministerio de Salud de Santa Fe, cada uno de los hospitales provinciales, las clínicas, los sanatorios y el resto de las obras sociales, realizan llamados a licitaciones o concursos de precios para obtener los menores costos. Lo mismo sucede con las obras sociales provinciales de Buenos Aires, Córdoba o Entre Ríos, por citar sólo algunas provincias limítrofes.

Según explicaron desde el sindicato Aspi en el programa Creo, que se emite cada primera mañana en Aire de Santa Fe, el Colegio de Farmacéuticos de Santa Fe prácticamente se autoaudita: cuando un afiliado del Iapos se presenta en una oficina de su obra social para reclamar por algún medicamento, lo atiende un empleado del Colegio de Farmacéuticos. Y cuando el mismo afiliado decide reclamar a través del 0-800 o en el Whatsapp de su obra social, le responde un empleado del Colegio de Farmacéuticos de Santa Fe.

En agosto del año pasado, los mismos delegados de UPCN en el Iapos presentaron una nota al director de la obra social, Oscar Broggi, solicitando "que se revea el convenio con el Colegio de Farmacéuticos de Santa Fe" para la compra y entrega de medicamentos a los afiliados.

Iapos portada medidas.jpg

Los trabajadores plantean los siguientes problemas:

1.- Demoras en la autorización de medicamentos -las autorizaciones dependen de personal del mismo Colegio de Farmacéuticos-.

2.- Rechazo de medicamentos solicitados -también depende de personal del Colegio de Farmacéuticos-.

3.- Falta de atención en tiempo y forma a los afiliados.

4.- Falta de reconocimiento de medicamentos fuera de vademécum.

5.- Reducción de planes de mayor descuentos y beneficios especiales.

6.- Reiteradas solicitadas de estudios anteriormente presentados.

7.- Reducción en líneas generales de los porcentajes de descuentos.

Los delegados de UPCN ya planteaban en agosto del año pasado: "Estos son algunos de los tantos problemas que nuestros compañeros afiliados a la institución deben padecer cotidianamente para poder acceder a la cobertura de medicamentos. Entendemos la lógica económica que los números de la cartera deben cerrar. Ahora bien, creemos que esto debería ser así pero siempre contemplando y teniendo como objetivo la salud de los afiliados y el acceso en tiempo y forma a los medicamentos. Antes de los números deben prevalecer la persona humana y el alivio de su salud".

Ahora, piden que las máximas autoridades del sindicato se expidan sobre esta situación, ante la falta de respuestas de la Dirección de la obra social.

El abanico de los reclamos

Las quejas sobre el funcionamiento de este convenio son diversas e incluyen a empleados y afiliados de Iapos, delegados gremiales e, incluso, farmacéuticos que reclaman información desde hace 12 años al Colegio que los representa.

Desde 2009, las farmacéuticas Guillermina Argenti, Bárbara Peiro, Verónica Cano y Nora Burgues empezaron a solicitar esta información sobre la manera en que el Colegio calcula los montos que reciben los profesionales cada vez que entregan medicamentos a un afiliado de Iapos.

Ante la falta de respuestas, primero buscaron ayuda en la Defensoría del Pueblo de Santa Fe. Pero el 1 de diciembre de aquel año el Colegio respondió en un escrito de cinco páginas, firmado por la presidenta, Adriana Cuello, y la secretaria, Alicia Caraballo: “Las partes de cualquier contrato, no sólo deben cumplir con la palabra empeñada, sino que además deben guardar absoluta reserva y confidencialidad”.

Sin respuestas de su Colegio profesional, las cuatro farmacéuticas decidieron ir a la Justicia en 2010: presentaron una medida cautelar para que un juez exija al Colegio de Farmacéuticos información clara y precisa sobre cómo se calculan los pagos que las farmacias reciben cuando venden medicamentos de Iapos.

El 28 de marzo de 2019, desde el Juzgado Civil y Comercial de la Décima Nominación de Santa Fe, se le dio cinco días al Colegio de Farmacéuticos para que brindara información precisa a estas cuatro profesionales, quienes aseguran que siguen esperando respuestas.

Aire Digital accedió a documentos internos del Iapos que datan del segundo semestre de 2016, en los que funcionarios de alto rango de la obra social ya remarcaban el problema y planteaban la posibilidad real de poner en funcionamiento un nuevo sistema que implicara llamados a licitaciones públicas desde los ministerios de Economía y Salud para adquirir medicamentos, quitando de esta manera la exclusividad de intermediación del Colegio de Farmacéuticos.

farmacias.jpg
Este año, el Colegio de Farmacéuticos de Santa Fe puede llegar a administrar recursos equiparables al 70% del presupuesto total de la Municipalidad de Santa Fe, para abastecer de medicamentos a los afiliados de Iapos.

Este año, el Colegio de Farmacéuticos de Santa Fe puede llegar a administrar recursos equiparables al 70% del presupuesto total de la Municipalidad de Santa Fe, para abastecer de medicamentos a los afiliados de Iapos.

Se produjeron fuertes discusiones. A tal punto, que debió intervenir en persona el entonces gobernador Miguel Lifschitz, junto a los ministros de Salud, de Economía, el fiscal de Estado y las autoridades de la obra social.

El problema mayor se planteaba con los medicamentos oncológicos, que tanto en aquel momento como ahora representan el gasto más importante.

A pesar de la situación, el socialismo decidió sostener el convenio de exclusividad con el Colegio de Farmacéuticos, pero a través de un sistema capitado que implica un monto de dinero fijo por mes para hacer frente a las necesidades de los afiliados en materia de medicamentos.

"Sin embargo, este sistema sólo puede funcionar adecuadamente si existe un fuerte control del Iapos sobre la manera en que el Colegio maneja el dinero. De lo contrario, se corre el riesgo de que los afiliados se vean perjudicados cuando necesitan un remedio", explicó a Aire Digital una fuente que tuvo fuerte participación en aquel tenso proceso de negociaciones en 2016.

Al recibir cada mes un monto fijo para la compra de todos los medicamentos, el Colegio asume un riesgo mayor económico. Frente a estas circunstancias, durante los últimos años -especialmente en 2019- las auditorías del Iapos sobre la forma en que se manejan estos fondos millonarios se fueron debilitando y, en este momento, "el Colegio prácticamente se autoaudita", como denunció el sindicato Aspi.

Dejá tu comentario