menu
search
Policiales juicio | Rincón | San José del Rincón

Juicio a los "entrenadores del horror" de Rincón: infancias arrasadas y abusadores con prestigio

Este martes comenzaron a desarrollarse los alegatos de cierre en el juicio contra las cuatro personas acusadas de abusos sexuales infantiles reiterados en Rincón.

El juicio se realiza en la sala 6 de los tribunales de Santa Fe ante los jueces Sebastián Szeifert, Leandro Lazzarini y Pablo Busaniche. Se espera que el miércoles aleguen los abogados Juan Fossa, Ignacio Alfonso Garrone y Sebastián Oroño, defensores de Walter Sales Rubio, Sheila y Solange Arteriza y Alicia Reina respectivamente.

Los abusos salieron a la luz en 2021, cuando una exatleta se animó a denunciar tras escuchar la historia del denominado Caso M. en AIRE. A esta denuncia se sumaron varias más, llegando a un total de 15 jóvenes.

LEER MÁS ► Juicio por abuso sexual a los entrenadores de Rincón: agravaron los cargos a dos de los acusados

Juicio abuso entrenadores Rincon_DSC03735_MTH.jpg
Los acusados junto a sus abogados defensores, al inicio del juicio

Los acusados junto a sus abogados defensores, al inicio del juicio

Abusos reiterados

Fuentes del caso confirmaron que los fiscales Alejandra Del Río Ayala y Matías Broggi solicitaron condenas altas para los cuatro acusados: 50 años para Sales Rubio, 40 años para Sheila Arteriza, 24 años para Solange, única acusada en transitar el proceso en libertad, y 20 años para Alicia Reina, madre de las acusadas Arteriza y dueña de la casa donde se perpetraban los hechos.

Luego, los abogados querellantes Carolina Walker Torres y Matías Pautasso, en representación de la primera de las víctimas que se animó a denunciar: “M. fue quien abrió la puerta de este horror que desgarra a cualquiera con solo imaginarlo”, sostuvo la abogada.

LEER MÁS ► El desgarrador relato de una mamá en el juicio contra los entrenadores de Rincón: "Es un horror lo que le pasó a estos nenes"

juicio entrenadores rincon abuso.png

“A partir de su denuncia, en la cual mencionó a otros niños que sufrían lo mismo que ella, otros pudieron hablar, y no solo hablar, pudieron entender, y desnaturalizar lo que Walter les había inculcado desde pequeños, pudieron empezar a desandar un camino de sanación, de develamientos dolorosos, pero necesarios para cerrar un capítulo espantoso y recuperar su vida”, sostuvo la querellante.

Todos los denunciantes declararon en el juicio, sólo uno no quiso hacerlo. Por esos relatos es que se ampliaron las acusaciones contra los sospechosos. También declararon sus familiares, que precisaron la confianza y el prestigio que tenían los acusados en la comunidad rinconera.

Walker Torres y Pautasso solicitaron que Walter Sales Rubio y Sheila Arteriza sean condenados a 20 años de prisión por los abusos perpetrados en perjuicio de su representada.

Infancia arrasada, inocencia interrumpida

El abogado José Luis de Iriondo representa a un muchacho víctima de los hechos; la declaración del joven fue una de las que generó que se amplíe la imputación a los acusados, en particular a Alicia Reina. "¿Qué pasó con esa niñez? ¿Qué han hecho con esas infancias?", se preguntó De Iriondo en sus alegatos.

El querellante remarcó que los acusados les arrebataron la infancia a los niños y niñas que iban a entrenar con ellos: "les quitaron el derecho a vivir la adolescencia, a mantener relaciones sanas... una infancia arrasada, una infancia interrumpida que no vuelve más".

Juicio por abusos en rincon.jpg
Organismos que luchan contra los abusos sexuales infantiles colgaron carteles y pancartas fuera de tribunales.

Organismos que luchan contra los abusos sexuales infantiles colgaron carteles y pancartas fuera de tribunales.

Todas las familias veían en el deporte un lugar de fuente de salud física y mental, un espacio saludable de contención y crecimiento, "y terminó siendo una trampa, esos sueños fueron la peor pesadilla.. con la excusa del deporte, esta gente montó un dispositivo del horror para perpetrar los peores crímenes", sostuvo el querellante.

De Iriondo analizó en sus alegatos la multiplicidad de los hechos atribuidos a los acusados, la abundante prueba producida en el juicio, las declaraciones de los testigos y las graves consecuencias padecidas por las víctimas de los abusos.

El querellante repasó cómo era el mecanismo por el cual los acusados lograban concretar los abusos y mantenerse impunes durante tanto tiempo, y lo dividió en tres etapas: captación / sometimiento; concreción de los abusos; impunidad. De Iriondo remarcó, además, que en el caso de los varones, como es el de su representado, los acusados, a través de los abusos, alimentaron de manera desmedida una serie de patrones y estereotipos de lo que se espera de un "buen varón".

En resumen, si los chicos no participaban de los abusos organizados por Sales Rubio, no eran varones "normales" y todo Rincón se iba a enterar de su "falta de masculinidad".

De Iriondo reclamó condenas de 20 años de prisión para cada uno de los acusados, y remarcó que las hermanas Arteriza y su madre Alicia Reina son tan responsables de los hechos como Sales Rubio.

Finalmente, el abogado querellante Juan José Patiño reclamó condenas de 40 años de prisión para Sales Rubio, 30 años para Sheila, 20 años para Solange y 16 años de prisión para Alicia Reina. Además, tanto la Fiscalía como la querella solicitaron que, en caso de ser condenada, a Solange Arteriza se le dicte la prisión preventiva.