domingo 20 de septiembre de 2020
Ocio | Bizcochuelo | naranja | Receta

Bizcochuelo de naranja con jugo: una receta muy esponjosa

Si te gusta el bizcochuelo, no te podes perder esta versión en donde el jugo de naranja le brinda un extra de humedad imperdible a una receta clásica.

Nada más rico que un buen bizcochuelo para cambiar el típico desayuno o merienda y mucho más si tiene fruta, ya que generalmente estas recetas que no son el clásico budín chocolatoso son una buena opción para incorporar otro tipo de alimentación y tener una alternativa más saludable a disposición.

Con pocos ingredientes pero algunos trucos, este bizcochuelo de naranja con jugo es un clásico que tenés que guardar en tu libro de recetas así que a prestar atención, anotar el paso a paso y deleitar a alguien en estos días.

Ingredientes

Leer más► Bizcochuelo de leche condensada para la merienda

3 huevos

1/2 taza aceite

1 taza azúcar

Jugo de 2 naranjas

Ralladura de 2 naranjas

1 taza Leche

2 tazas Harina leudante

Preparación

Leer más► Cómo hacer un bizcochuelo con chispitas de chocolate

Lo primero que vas a hacer para este bizcochuelo es buscar un bowl profundo y poner los huevos junto con el aceite, el azúcar, la ralladura de naranja y el jugo de dos de ellas. Truco: para esta receta no hace falta batir, simplemente podés unir todo con una cuchara hasta que se rompa el ligue de los huevos y se unifique la preparación.

Sin embargo, una buena opción también puede ser que primero batas los huevos con el azúcar hasta que queden un poco blancos y después sumes los demás ingredientes, pero es cuestión de probar porque es a gusto de cada uno. Una vez que tenes listo esto, sumá la leche y después la harina leudante con movimientos envolventes.

Pero ojo, como te decimos en todas las recetas, es clave que antes tengas el horno precalentado a 180 grados para que vaya tomando temperatura. Batí la mezcla dos minutos con la batidora o a mano de forma enérgica y una vez que se integró, verté en un molde apto para cocción, espolvoréa con azúcar y horneá durante media hora o cuarenta minutos hasta que esté listo.

La clave de este bizcochuelo es desmoldar en caliente pero comerlo tibio para que no caiga mal asi que ya sabes, ahora tenes una opción riquísima y con fruta para darse un gusto.

FUENTE: La cien