lunes 24 de enero de 2022
Sociedad

Abusos en el Jardín Ceferino Namuncurá: la familia del docente pedirá la revisión de la prisión preventiva

A casi dos meses de la detención del profesor Juan Trigatti y su posterior imputación en una causa que investiga cinco casos de abusos en el Jardín Ceferino Namuncurá, la familia del imputado pedirá la revisión de la prisión preventiva.

Juan Trigatti está imputado en una causa que investiga cinco abusos en el jardín de infantes Ceferino Namuncurá. El docente se encuentra actualmente detenido, con prisión preventiva, desde el pasado 11 de octubre tras un fallo resuelto por el juez Gustavo Urdiales. Fernanda Deluca, esposa del profesor, dialogó con Geraldine Brezán en el programa 7 AM por AIRE a casi dos meses del inicio de la causa y señaló "Desde hace dos meses estamos viviendo una pesadilla".

jardín Ceferino abusos sexuales (4).jpeg
El caso salió a la luz el 7 de octubre cuando un grupo de padres se hizo presente en las instalaciones del jardín, ubicado en avenida 12 de Octubre al 9400, y mediante aplausos y gritos exigieron el apartamiento del docente de la institución.

El caso salió a la luz el 7 de octubre cuando un grupo de padres se hizo presente en las instalaciones del jardín, ubicado en avenida 12 de Octubre al 9400, y mediante aplausos y gritos exigieron el apartamiento del docente de la institución.

El profesor Trigatti está detenido en prisión preventiva sin plazos y su esposa destacó que se ofrecieron las garantías suficientes para demostrar que no existe riesgo de fuga ni entorpecimiento de la investigación ya que el imputado -desde el primer momento- se puso a disposición de la Justicia.

En el marco de la investigación, se realizaron tres cámaras Gesell a las presuntas víctimas que para la entrevistada deberían haber sido inmediatamente después de la detención de su esposo y se tomaron un mes después del hecho. "Cuando los niños habían sido ya intervenidos por profesionales, a eso Unicef lo contraindica", aclaró.

Las otras tres cámaras Gesell aún no se realizaron y en ese sentido, Fernanda insiste en que debe intervenir un equipo interdisciplinario independiente porque en Santa Fe desde siempre a las cámaras las toma Fiscalía que pertenecen a la parte acusatoria. "Nosotros propusimos una psicóloga forense pero no se hizo lugar porque fue apelada por la Fiscalía en dos oportunidades. Se naturalizó que fiscalía tome la cámara Gesell cuando en verdad es parte de la acusación. Primero lo avaló un juez y luego la camarista que había rechazado la primera apelación".

Sostienen que los testimonios vertidos en las tres cámaras Gesell son inconsistentes

De las seis cámaras Gesell, al mes de la detención de Trigatti, se hicieron tres. Deluca señaló que los testimonios vertidos por las víctimas no son concluyentes para demostrar la veracidad de los hechos. Se relatan hechos que ocurrirían en presencia de los compañeros cuando las actividades estaban previstas sin contacto físico. Los juegos que se mencionan son contradictorios. Los testimonios son "como un teléfono descompuesto" que no tienen correlato entre sí.

Las tres cámaras que faltan

La entrevistada explicó que aún restan tomar tres cámaras Gesell y que están a la espera de la respuesta de la última apelación. Luego van a pedir la revisión de la prisión preventiva porque la consideran una medida innecesaria que además vulnera los derechos del acusado. "Vamos a pedir que mi marido transite el proceso en libertad. Vamos a pedir que se respete ese derecho considerando todas las garantías que hemos ofrecidos y con el aval de su trayectoria profesional de 25 años", destacó.

Por los destrozos y asesinato de las mascotas en la casa del docente no hay detenidos

Con respecto al proceso penal paralelo que investiga el vandalismo, incendio y muerte a las mascotas de la familia Trigatti, se tomaron testimonio a las personas que aparecen en los videos pero no hay detenidos ni imputados.

Casa docente jardín ceferino namuncurá 2.jpg
Fernanda Deluca se constituyó como querellante en una causa que investiga el ataque a la vivienda en la que vivían con su esposo y tres hijos.

Fernanda Deluca se constituyó como querellante en una causa que investiga el ataque a la vivienda en la que vivían con su esposo y tres hijos.

Desde ese 7 de octubre, la familia del docente no pudo regresar a la casa por dos cuestiones: por seguridad y porque quedó inhabitable. " Vivimos con precauciones, en otro lado, con seguridad policial porque desconocemos si este ataque a nuestra casa fue un hecho aislado. Hay amenazas que circulan en la redes sociales. Mis hijos tiene que volver de a poco a sus actividades y por fin podemos estar todos juntos, en una casa alquilada", concluyó Fernanda Deluca.

Entrevista con Fernanda Deluca