La Cámara Gesell y una testigo clave, las pruebas que complican a Baldomir

baldomir

Serán expuestas en el juicio, que comenzó este jueves. ¿Cuáles son y cómo se originaron?


Por Andrea Viñuela

Carlos “Tata” Baldomir  se encuentra detenido desde el 18 de noviembre de 2016, cuando las Tropas de Operaciones Especiales lo encontraron en Junín, provincia de Buenos Aires. Su detención se dio luego de que el fiscal Omar De Pedro libró la orden de captura en el marco de una causa iniciada el 29 de octubre en el Ministerio Público de la Acusación.

Ese día, una de las hijas del exboxeador se presentó acompañada por su madre en el Centro de Orientación a la Víctima Familiar y Sexual del departamento La Capital. La joven, que entonces tenía 14 años, relató ante las autoridades los abusos a los que supuestamente la sometía su padre, cuando ella tenía entre 7 y 9 años.

Leer más ► “Estamos convencidos de que lo que Baldomir dice encuadra en la inocencia”

Detención y Cámara Gesell

En su inicio, la causa estuvo a cargo del fiscal De Pedro, quien tras entrar en contacto con la víctima y su madre, y ampliar la investigación, ordenó detener a Baldomir para imputarlo el 22 de noviembre por el delito de “abuso sexual gravemente ultrajante calificado por ser ascendiente de la víctima y por la convivencia preexistente con la víctima y ser la misma menor de 18 años”.

Dos días después, la jueza Sandra Valenti dispuso la prisión preventiva sin plazos, la cual fue confirmada, el 29 de diciembre del 2016, por el juez de la Cámara de Apelaciones en lo Penal, Jorge Andrés, tras un pedido del fiscal De Pedro, como así también de los querellantes, Néstor Oroño y Alejandro Otte.

Baldomir ingresa a tribunales escoltado por las TOE

Aquél fallo, no hizo lugar al planteo de la defensa de ese momento, a cargo de Luis y Federico Hilbert, quienes cuestionaron principalmente que “no se contaba con la declaración de la víctima en Cámara Gesell y que solo la investigación contaba con su primera declaración en sede policial”.

Fotografia : Eduardo Edmundo Seval

La apelación de la prisión preventiva tuvo lugar un mes después de la detención

En sintonía con ello, dos días antes de conocerse la resolución del juez Andrés, el 27 de diciembre, se llevó a cabo la declaración de la víctima en Cámara Gesell como anticipo jurisdiccional de prueba, una herramienta por excelencia para la declaración de los menores en causas penales, ya sea como testigos y como víctimas.

En este sentido, se entiende, que es un ámbito -la Cámara Gesell- de contención que garantiza la libre expresión del menor con los resguardos necesarios, con el fin de evitar la revictimización.

Sin embargo, al culminar la realización de la medida, el defensor del imputado, que en ese entonces era Hilbert, cuestionó duramente la realización de la medida, mientras que los querellantes destacaron la seguridad con la que se había expresado la joven.

Leer más ► Caso Baldomir: la hija del ex boxeador se sometió a la cámara gesell

Una testigo clave

La acusación contra Baldomir cuenta además con la manifestación de una mujer, que desde Fiscalía y querella la consideraron como una testigo presencial. La misma mantenía un vínculo familiar con el “Tata” Baldomir y en una declaración relató haber visto una extraña situación ocurrida dentro de un vehículo: uno de los abusos que supo contar en la Cámara Gesell la propia víctima.

En este sentido, los fiscales destacaron la importancia de este testimonio ya que los delitos de abusos sexuales generalmente son cometidos en ámbitos privados. Por esa razón, cuando dicha testigo declare ante el tribunal de juicio y brinde su testimonio, será el momento determinante -o no- que selle el destino de Baldomir.

Cambio de manos

Con la conformación de la Unidad Especial de Delitos Contra la Integridad Sexual, Familiar y de Género, la causa pasó a estar bajo la órbita de los fiscales Alejandra Del Río Ayala y Federico Grimberg, quienes después de dos años formularon la acusación para llegar al juicio oral.

Fue así que en el marco de la audiencia preliminar anticiparon, junto con los abogados querellantes, que solicitarán en el debate la pena de 20 años de prisión efectiva para Baldomir.

Leer más ► Piden 20 años de prisión para Baldomir, acusado de abusar de su hija

El Dr. Oroño y la fiscal Del Río Ayala se refieren en conferencia de prensa a la acusación contra Baldomir

Un celular en la celda y mensajes indebidos

A menos de una semana del inicio del juicio, previsto para el próximo jueves 25 (y que será ante los jueces Susana Luna, Rodolfo Mingarini y Pablo Busaniche), los fiscales solicitaron al Servicio Penitenciario que requisen la celda del exboxeador en el Pabellón 9 de Las Flores tras tomar conocimiento que el imputado habría enviado una serie de mensajes a testigos que deberán pasar por el debate.

NOTICIAS DESTACADAS