viernes 15 de enero de 2021
Cocina | licuados | Recetas | frutas

Recetas para preparar licuados de frutas: fáciles y riquísimos

Ricos, fáciles, saludables y refrescantes. Todo lo que tenés que saber para preparar los mejores licuados en cualquier momento e incorporarlos a tu día a día.

Los licuados de frutas son una buena alternativa al momento de pensar en otras bebidas que no sean las clásicas, como el té, el café o el mate. Son muy refrescantes y permiten miles de variantes distintas. La clave para una buena receta de licuados de frutas es que queden ligeramente dulces y te animes a combinar sabores y texturas diferentes.

Recetas de licuados con frutas

Son una manera práctica de comer frutas y así diversificar los alimentos que ingerimos para lograr una dieta más completa y equilibrada. También son ideales para una colación y para cuando tenemos ganas de comer algo dulce.

licuados portada.jpg
Licuados de frutas.

Licuados de frutas.

Licuado de frutilla

La frutilla es una de las frutas clásicas con las que se pueden hacer miles de platos y manjares. En este caso, un batido que te va a dejar con ganas de más.

Necesitás (para dos vasos)

  • 6 frutillas
  • 4 cucharadas de leche condensada
  • 2 tazas de leche
  • Azúcar o edulcorante a gusto
  • Hielo

Preparación

Lavar y cortar las frutillas. Incorporarlas a la licuadora junto con la leche condensada, la leche y el azúcar. Licuar hasta que quede una mezcla uniforme y servir.

Variantes

Una alternativa para realzar el sabor de la preparación, es incorporarle dos cucharadas de helado de vainilla o crema. Va a quedar más espeso y cremoso.

También puede reemplazarse la leche por yogurt de frutilla.

Para mayor frescura, puede agregarse algunas hojas de menta picadas.

Se puede reemplazar la leche condensada por miel y así el batido será menos pesado pero igual de dulce.

Otra buena alternativa para hacer el licuado de frutilla aún más interesante es agregarle arándanos y frambuesas. De esta manera te va a quedar un excelente licuado de frutos rojos hecho en casa.

Licuado de frutilla y banana

La frutilla y la banana son dos frutas riquísimas que juntas quedan muy bien. ¿Por qué no probar con un licuado?

Para dos vasos vas a necesitar licuar 3 frutillas y una banana junto con la leche, el azúcar y la leche condensada.

Variante

Otra alternativa para esta combinación es agregarle un durazno, pelado y sin carozo y te va a quedar un mix de frutas ideal para disfrutar en un día de calor.

Licuado de manzana

licuado manzana portada.jpg
Licuados de manzanas.

Licuados de manzanas.

Esta variante es casi desconocida ya que la manzana suele utilizarse para otro tipo de comidas como la compota o el puré. Sin embargo, es tan rico que no te vas a arrepentir de probarlo.

Necesitás (para dos vasos)

  • 2 manzanas rojas
  • 2 tazas de leche
  • 3 cucharadas de jugo de limón
  • Azúcar o edulcorante a gusto
  • Hielo

Preparación

Pelar y cortar las manzanas de manera que queden sin semillas y en cubos. Luego agregarlas en la licuadora junto con la leche, el azúcar y el jugo del limón, para que no se oxide. Licuar y servir.

Variantes

La manzana se sirve tradicionalmente con canela, por lo que espolvorearle un poco una vez servido queda muy bien.

Para perder un poco de peso y aliviar dolores estomacales, especialistas recomiendan consumir licuado de manzana con avena. Así se convierte una buena alternativa para aquellos que busquen esos resultados o simplemente para espesar un poco la preparación.

Licuado de pera

jugo de pera portada.jpg
Licuados de peras y agua.

Licuados de peras y agua.

La pera es una de las frutas que menos se utiliza para este tipo de bebidas pero queda realmente muy rico y es sencillo de hacer.

Necesitás (para dos vasos)

  • 2 peras
  • 1 taza de leche
  • Azúcar o edulcorante a gusto
  • Hielo

Preparación

Se incorporan todos los ingredientes a la licuadora hasta lograr una mezcla pareja.

Variantes

Para que la preparación sea más liviana se puede reemplazar la taza de leche por una de agua o hacer dos mitades.

Otra opción que queda muy rico y en pocos lugares se hace, es agregarle una cucharada de canela. La combinación entre estos dos ingredientes vale la pena probarlos.

Para que sea aún más refrescante y cortar con lo dulce de la pera, se le puede agregar una o dos cucharaditas de limón.

Licuado de banana

banana portada.jpg
Licuado de bananas.

Licuado de bananas.

Ésta opción es un clásico que nunca falla y muy fácil de hacer. La banana es ideal para combinar con otras frutas y además permite hacer variantes que quedan riquísimas.

Necesitás (para dos vasos)

  • 2 bananas
  • Medio litro de leche
  • Azúcar o edulcorante a gusto
  • Hielo

Preparación

Cortar las bananas en trozos y colocarlos dentro de la licuadora. Luego agregar la leche y el azúcar. Licuar hasta que quede una consistencia homogénea. Agregarle hielo en caso de que sea necesario.

Variantes

Una buena opción para agregarle a la bebida un dulzor natural es reemplazar el azúcar por miel. Le va a dar un gustito muy rico y distinto, que combinado con la leche queda genial.

Otra alternativa es agregarle dos cucharadas de leche condensada, que además de endulzar la preparación, va a espesarla. ¡Súper recomendable!

Otra recomendación para espesar y endulzar la preparación es agregarle una o dos cucharadas de crema batida.

Para que la preparación quede más cremosa, se le puede incorporar una cucharada de avena cruda, que además de quedar muy rico, aportando vitaminas y minerales.

También se le puede agregar unas gotitas de esencia de vainilla para realzar el sabor. Ojo: sólo una o dos gotitas, ya que sino queda muy fuerte. Es mejor que falte e ir agregándole de a poco y no que sobre.

Otra alternativa es incorporar una cucharada de dulce de leche. No te vas a arrepentir.