miércoles 5 de agosto de 2020
Política | Vicentín | Alberto Fernández |

Fernández le aseguró a un directivo de Vicentín que la intervención busca preservar la empresa

Aire de Santa Fe confirmó que el presidente dialogó con Sergio Nardelli, un ejecutivo clave de la empresa intervenida. También le adelantó que en las próximas horas se podrá reunir con el interventor Gabriel Delgado en Rosario.

Después de la tensa jornada de ayer en Avellaneda y Reconquista, el presidente Alberto Fernández conversó con Sergio Nardelli, uno de los directivos de Vicentín, para asegurarle que la intervención tiene el objetivo de preservar las fuentes de trabajo y evitar que la endeudada compañía caiga en manos extranjeras.

El dato lo confirmó en el programa "Ahora Vengo" de Aire de Santa Fe Luis Mino, quien contó que ayer hubo una charla directa entre Fernández y Nardelli, en la que el presidente le dijo que la idea del gobierno nacional es generar un camino para rescatar la empresa, evitar el desguace y una venta apresurada a capitales extranjeros. "La idea es que en el mayor complejo oleaginoso que hay en el mundo siga habiendo una bandera argentina y preservar a la empresa de que se siga debilitando durante el concurso de acreedores", señaló Mino.

El presidente adelantó que en las próximas horas se realizará una reunión entre Sergio Nardelli y el interventor de la empresa Gabriel Delgado. "Probablemente esto sea este mismo miércoles en al ciudad de Rosario", precisó Mino.

Durante la mañana, en declaraciones a una radio porteña en Buenos Aires, el presidente insistió en que no se podía quedar de brazos cruzados viendo como una empresa de la escala de Vicentín se derrumba.

Leer más ► Masivo banderazo en Avellaneda contra la intervención de Vicentín

Fernández dijo que se está "rescatando una empresa" y advirtió que "cuando hablan de expropiación, lo plantean como si fuera una empresa próspera". La vocación del Gobierno -planteó el presidente- es que la empresa siga siendo argentina y que sea manejada y rescatada de la situación en la que está.

El presidente recordó que Vicentín está desfinanciada. "Los productores no le dan granos para exportar y tiene deudas enormes. Nos preocupa que quiebre y la situación sea peor. Ese es el sentido de la intervención. Esto no debería ser motivo de pelea. Estamos rescatando a una empresa de la quiebra. Intentan mostrarlo como un sesgo arbitrario", advirtió el presidente.

Leer más ► Los interventores de Vicentín fueron evacuados del hotel de Reconquista y volvieron a Buenos Aires

En Avellaneda, el martes hubo un fuerte rechazo a la llegada de los interventores, que encontraron las oficinas de la empresa cerradas y tuvieron que dejar el hotel en el que se hospedaban por el banderazo de los vecinos que se manifestaron en contra de la intervención.

Dejá tu comentario