viernes 25 de septiembre de 2020
Internacionales | Ecuador | coronavirus | calendario

Denunciaron el abandono de los cadáveres en las calles de Ecuador y ahora construirán un cementerio

El problema de la disposición de fallecidos en Guayaquil está en debate, tras una fuerte denuncia que hizo la alcaldesa, Cynthia Viteri.

El presidente de Ecuador, Lenín Moreno, anunció hoy que en Guayaquil, la ciudad más afectada por la pandemia de coronavirus, se construirá un cementerio para sepultar de modo “digno” a las víctimas de coronavirus.

Leer más►Hallaron en una cisterna el cadáver de la argentina desaparecida en Ecuador

“¡Ya iniciaron el trabajo hace pocas horas!”, exclamó Moreno en un mensaje en Twitter, en el que informó “la creación de una fuerza de tarea para que los compatriotas fallecidos en Guayaquil tengan el entierro digno que merecen, en un camposanto”.

El problema de la disposición de fallecidos en Guayaquil está en debate desde hace varios días, en especial desde que la alcaldesa, Cynthia Viteri, denunciara en un video que “no retiran a los muertos de las casas, los dejan en las veredas, caen frente a hospitales, nadie los quiere ir a recoger”.

Más temprano, la ministra de Gobierno, María Paula Romo, había pedido tranquilidad en relación con las denuncias sobre problemas relacionados con el levantamiento de cadáveres, en especial en la provincia de Guayas, la más afectada por el coronavirus con 1.396 casos confirmados y 38 fallecimientos.

La ministra explicó que en Guayaquil -la capital de Guayas- se retrasó el ritmo normal de disposición de cadáveres pues las empresas funerarias prefieren que los levanten las fuerzas armadas, por temor a eventuales contagios de coronavirus.

El viernes pasado, el director de Aseo Cantonal de Guayaquil, Gustavo Zúñiga, anunció por televisión que se abriría una fosa común en uno de los cementerios de la ciudad para sepultar a los muertos por Covid-19.

Asimismo, Ecuador, el país de Sudamérica con mayor tasa de contagios de coronavirus por habitante, prorrogó hasta el 5 de abril la suspensión de la jornada laboral y canceló los “vuelos humanitarios” para repatriar a ecuatorianos o residentes hasta que concluya la cuarentena los ciudadanos que ya regresaron, informaron fuentes oficiales.

Mientras tanto, las autoridades sanitarias reportaron que la cantidad de infectados con Covid-19 había aumentado a 1.962 y la de fallecidos por esa enfermedad a 60, con incrementos de 72 y tres, respectivamente, con respecto al último parte de ayer.

El Comité de Operaciones de Emergencia (COE) que dirige las acciones contra la propagación de la pandemia resolvió “llevar hasta el 5 de abril la suspensión de la jornada laboral” que regiría en principio hasta mañana, informó Romo en teleconferencia de prensa.

Aclaró que las “actividades básicas” seguirán funcionando y recordó que el domingo próximo se cumplirán “tres semanas de las medidas más restrictivas”, que incluyen un toque de queda de 15 horas en todo el país, según la agencia de noticias EFE.

La funcionaria anticipó que durante la semana se evaluará si las medidas deben ser prorrogadas o si deben establecerse disposiciones diferenciadas por provincia, región o ciudad.

Por otra parte, Romo anunció que se suspenderán los “vuelos humanitarios” mientras dure la cuarentena de los cerca de 700 ciudadanos que ya regresaron al país.

Aclaró que “en ningún momento se han cerrado ni se van a cerrar los vuelos humanitarios y la posibilidad de repatriar a los ecuatorianos”, pero eso se hará “con un calendario y cumpliendo cierto orden”.

La ministra argumentó que se produjeron “incumplimientos” por parte de los ciudadanos que regresaron y que se requiere una “gran cantidad” de personal para vigilar el proceso de aislamiento obligatorio.

FUENTE: Con información de Télam

Dejá tu comentario