lunes 6 de julio de 2020
Actualidad | Homicidio | San Lorenzo | Rosario

Escuchas revelan cómo un interno del penal de Coronda digitó dos homicidios en San Lorenzo

Se trata de los asesinatos de Gerardo Pérez y Brian Sánchez, ocurridos el 25 y 28 de mayo pasado. Este miércoles se llevó a cabo una audiencia imputativa en la que se acusó a los nueve integrantes de la banda delictiva de haber participado de los asesinatos.

Este miércoles se llevó a cabo en los Tribunales Provinciales de San Lorenzo una audiencia imputativa para los nueve integrantes de una banda sospechada de haber cometido los homicidios Gerardo Pérez y Brian Sánchez, que era presuntamente liderada por Brandon B., un joven de 25 años que actualmente se encuentra preso en la cárcel de Coronda desde 2015. Los fiscales que investigan la causa, Matías Edery, Luis Schiappa Pietra y Aquiles Balbis, presentaron como prueba central una serie de audios que revelaron como el supuesto cabecilla dio las órdenes de cometer los asesinatos. Por estos hechos también hay dos policías en prisión preventiva, acusados de plantar pistas falsas para confundir a los fiscales y sacar del radar de los investigadores al grupo delictivo.

Allanamientos Rosario 1 .jpg
En la mañana de este sábado se realizaron 15 allanamientos en simultáneo, donde se detuvo a los integrantes de la banda.

En la mañana de este sábado se realizaron 15 allanamientos en simultáneo, donde se detuvo a los integrantes de la banda.

El juez Juan Carlos Tutau dictó la prisión preventiva para a Brandon B., a quien le atribuyeron la jefatura de una asociación ilícita desde la cárcel, a Nair Cintia E. y Diego B. por asociación ilícita en carácter de organizadores; a Juan Manuel A., Claudio R., Maximiliano D., Franco T., Santiago N., y Fabián Agustín S. como integrantes de la banda.

Los fiscales sospechan que tal organización -que surgió en Rosario- desató una ola de violencia en las últimos meses en San Lorenzo, en la que sembró de balaceras y atentados en la ciudad, y dejó varias víctimas fatales con el fin de desplegar sus negocios.

Como se puede escuchar en los audios presentados como pruebas por la fiscalía, Brandon B. se comunicó telefónicamente el 24 y 25 de mayo desde el penal con un teléfono que le facilitó Nair E., con Fabian S. y Claudio R. para planificar el hecho y posteriormente le ordenó a ambos que lo lleven a cabo con un arma que les entregó Maximiliano D.

Los fiscales explicaron que el 25 de mayo, Fabián habría retirado una motocicleta en el domicilio de Nair Cintia E. con la que buscó a su cómplice y se dirigieron al lugar donde finalmente atacaron a balazos a Gerardo Pérez de 55 años, en calle Díaz Vélez al 4100 de la ciudad de San Lorenzo. Una vez consumado el hecho, la joven se ocupó de retribuirlos económicamente.

Leer más ► Detuvieron a integrantes de una banda por dos crímenes en San Lorenzo y a un comisario con droga en el despacho

Dos días más tarde, Brandon B. nuevamente llamó por teléfono a Claudio R. para planificar el homicidio de Brian Sánchez de 16 años, cometido en Mitre y Perú, hecho en el cual también resultó herido otro joven. El 28 de mayo, este último se dirigió al lugar en una moto junto a Fabian S. y desataron una balacera de al menos 23 disparos contra el joven, lo que le ocasionó la muerte y le provocó heridas en la tibia y el peroné al otro joven.

A Pablo Damián "Macana" G. se lo indicó como el encargado de conducir los vehículos de la banda en los delitos violentos. A otros acusados como Maximiliano "Marrón" D., Santiago "Pino" N. y Juan Manuel "Pera" A. les atribuyen desplazar armas, esconderlas, producir amenazas y disparos. En tanto a A Franco "Capote" T. lo acusaron como otro de los sicarios.

Connivencia policial

Los investigadores remarcaron en la audiencia imputativa que los delitos no pudieron cometerse sin una gestión policial que favorezca los intereses de este grupo criminal. Para eso los policías plantaron pistas falsas para confundir a los fiscales y sacar del radar de los investigadores al grupo delictivo que estaba generando la violencia, la que atribuían a otros actores de la zona.

Allanamientos Unidad Regional VII editada.jpg
Los uniformados de Asuntos Internos en la Comisaría N°7

Los uniformados de Asuntos Internos en la Comisaría N°7

Por estos hechos, el juez juez de la Investigación Penal Preparatoria, Juan José Tutau ordenó la prisión preventiva para un comisario de la Unidad Regional XVII de San Lorenzo, que se encontraba a cargo de la Comisaría N°7. La medida cautelar también fue para el sumariante de la dependencia. Ambos fueron detenidos el sábado tras una serie de allanamientos en el marco de una investigación por dos crímenes. Para los fiscales, para concretar los hechos fue clave el amparo de la comisaría 7ª de San Lorenzo.

Leer más ► Prisión preventiva para un comisario de la Unidad Regional XVII de San Lorenzo

Se trata de Raúl Omar F., de 41 años, el cual fue imputado por los delitos de "tenencia de arma de fuego de guerra, dos hechos de tenencia de arma de uso civil", "encubrimiento e Incumplimiento de los deberes de funcionario público", todos en concurso real en carácter de autor y en grado consumado. El mismo se desempeñó hasta el sábado pasado como jefe de la Comisaría N°7 de San Lorenzo.

Su detención estuvo a cargo de agentes de Asuntos Internos dependientes de la Agencia de Control Policial y según develaron los fiscales, Raúl Omar F. tenía en su poder un revólver calibre 22 con 7 cartuchos en su despacho. Además, en su domicilio de Chubút al 400 de la localidad de Roldán, los investigadores encontraron una pistola calibre 9 milimetros Hipower con numeración limada, una escopeta calibre 16 y una escopeta de fabricación casera.