menu
search
Santa Fe Liceo Militar | Ataque a cadetes del Liceo Militar de Santa Fe |

Ataque a los cadetes del liceo: las víctimas de Kunz regresaron a San Javier tras su intento de fuga

El Teniente Coronel Álvaro José Cornejo Diez, director del Liceo Militar General Belgrano de Santa Fe, habló del impacto que generó en los liceístas el intento de fuga del detenido e imputado por el ataque que terminó con la muerte de un hombre y cinco cadetes heridos. Confirmó que el hermano de Kunz, quien es alumno de la institución, seguirá cursando de manera virtual.

Tras el intento de fuga de Martín Kunz en la cárcel de Las Flores, sus víctimas liceístas decidieron volver a sus hogares en San Javier. Así lo confirmó en AIRE el Teniente Coronel Álvaro José Cornejo Diez, director del Liceo Militar General Belgrano de Santa Fe, y dijo que esta situación es un "retroceso" en el trabajo de integración y contención para el regreso a clases que venían realizando con los chicos que sufrieron el brutal ataque en la "combi del horror" hace un mes, que terminó con un hombre asesinado y cinco adolescentes heridos. "Tenemos que empezar de nuevo. Es lógico y comprensible", reflexionó.

"Es lógico que alguno de los chicos hayan necesitado de la contención familiar. Tienen las puertas abiertas para poder hacerlo y así lo hicieron algunos", dijo Cornejo Diez en diálogo con Luis Mino por Ahora Vengo al analizar el impacto que causó en los liceístas el intento de fuga de Kunz, que tuvo la ayuda de su hermano cadete.

El director de la institución confirmó que quienes regresaron a sus hogares el lunes por la tarde, este martes no volvieron a clases y son asistidos y contenidos por el COE (Centro de Orientación Educativa). "Cada uno de los chicos tiene una situación particular en lo emocional y mental. Cada uno tendrá sus tiempo para el retorno. Hoy no se presentó ninguno. Esto hay que trabajarlo día a día", consideró.

Embed

Consultado por el hermano menor de Kunz, quien intentó ayudar al imputado a escapar de la cárcel este lunes, Cornejo Diez dijo que a partir de ahora volverá a cursar de manera virtual, ya que hasta la semana pasada se encontraba asistiendo bajo la modalidad de semipupilo -con retiro por la tarde-. "Tenía un estado de ánimo estable, cuidadoso en sus expresiones y comportamientos. Nada anormal que pudiese prevenir que esto podía suceder", comentó.

"Venimos trabajando hace un mes con los compañeros, y los estímulos en el regreso a la presencialidad no mostraba ningún comportamiento anormal. Evidentemente, hay un retroceso lógico y tenemos que empezar de nuevo. Es lógico y comprensible", agregó.

Destacó que trabajan con psicopedagogos en el acompañamiento y contención de todos los cadetes afectados. "Lo tratamos de trabajar con prudencia, responsabilidad, paso a paso, en función a los estímulos, respuestas, acciones; evaluando cada uno de los pasos que damos para tratar de acertar lo más posible", consideró.