sábado 11 de julio de 2020
Salud | pandemia | Coronavirus | Santa Fe

Aseguran que la vacuna del coronavirus podría llegar al final del verano

Lo dijo el infectólogo Eduardo López, en una entrevista con Aire de Santa Fe. El especialista forma parte del equipo de asesores del Presidente.

El infectólogo Eduardo López, miembro del equipo que asesora al presidente Alberto Fernández, explicó en una entrevista en el programa Ahora Vengo, por Aire de Santa Fe que las vacunas que los laboratorios de otros países están realizando podrían estar listas en marzo o abril. Sin embargo, el médico aclaró que hay que tener en cuenta las cantidades necesarias en todo el mundo, lo que llevará a que se priorice a la población de riesgo que son los adultos mayores.

- ¿Cree que los laboratorios de Estados Unidos llevan la delantera sobre Oxford en relación a la vacuna del coronavirus?

- Ambas vacunas están en la fase dos, de la misma manera que el laboratorio de Alemania. Sin embargo, un solo productor no va a poder abastecer a todo el mundo. En relación a los plazos yo creo que para abril o marzo ya va a existir la vacuna, pero va a ser necesario elegir a quién vacunar. De todos modos, en Argentina yo creo que va a estar disponible al final del verano del 2021, excepto que ocurra una catástrofe y todos los laboratorios fracasen.

- ¿Cómo se elige a quien sí y a quién no vacunar?

- A priori, hay que tener en cuenta como primer grupo al personal de salud porque es el que no tiene que enfermarse. ¿Quién atiende a los que nos atienden? El segundo grupo son los adultos mayores, quienes más fallecen. A los chicos que son los que menos riesgo tienen hay que dejarlos para el final.

- En diálogo con Aire de Santa Fe usted afirmó a fines de enero que el virus tiene cura pero no un tratamiento específico, que va a tardar al menos seis meses en realizarse. Luego, en mayo sostuvo que lo que seguía era la cuarentena. ¿Qué cambió desde aquel momento y qué cosas van a ser diferentes luego de la pandemia?

- Esas cosas salieron como las anticipamos. Lo que apareció ahora fueron brotes en barrios populares, pero los números de casos van aumentando porque se va testeando mucho más. Sin embargo, las camas de terapia siguen ocupadas en número y porcentaje adecuado. Yo creo que después de la pandemia algunas cosas van a cambiar como el distanciamiento social, el compartir el mate, vamos a ser más cuidadosos en algunas cosas

- En los últimos 20 años tuvimos el Sars, ébola, Mers, Gripe Aviar y gripe porcina. Esquivamos esos cinco momentos duros ¿Por qué no logramos esquivar al coronavirus como a los otros?

- El ébola no fue más allá de África, en los demás países fue exportado. El Sars circuló en el hemisferio norte pero un día dejó de de circular, nadie sabe por qué. El Mers estuvo en Arabia y está circulando en menor medida. El coronavirus, en cambio, se está expandiendo por el mundo porque lo llevó un avión, eso es evidente. El coronavirus tiene alta transmisibilidad y como en la mayoría de los casos presenta un cuadro benigno parece una gripe común. El tema es que se transmitió muy rápido en Argentina, pero sin cuarentena habría más casos y muertes.

- ¿Se llegó tarde a la instancia del aislamiento y el detectar en los asentamientos?

- No podría contestar todavía, pero siempre se sabe que hay barrios vulnerables y es necesario estar atentos. Rosario es un ejemplo. Allí hay muchos barrios vulnerables pero se utilizó una estrategia precoz y hoy Santa Fe es una de las provincias con menos casos en relación a su cantidad de habitantes.

- Nueva Zelanda es uno de los países que mejor enfrentó la pandemia ¿Por qué logró tanto?

- Es un país con características demográficas buenas porque tiene muchos menos habitantes y no tanta densidad poblacional como nosotros. En el la villa 31, la densidad crece constantemente, va para arroba y no a lo ancho. Nueva Zelanda utilizó un procedimiento muy parecido al de nosotros: aislamiento y testeos masivos. Nada más que en aquel país si alguien tiene síntomas, se queda en su casa y lo mandan a hisopar. Si es positivo lo llaman por teléfono y le dicen que se quede en su casa o lo internan en caso de que sea necesario.

- El presidente dijo en los últimos días que deberíamos volver a la fase uno ¿Usted cómo lo toma?

- Yo no puedo interpretar las palabras del presidente. Ahora las mayores cifras están en la provincia y la ciudad de Buenos Aires, Chaco y un poco en Río Negro. La atención hay que ponerla en la cantidad de camas de internación y de terapia intensiva. Si uno evalúa las cifras, los contagios aumentan entre un 10 y 15% por día. No sería sorprendente que los números lleguen a 1.200 ó 1.500 casos por día.

- ¿Cuando llegaría el pico de contagios?

- Vamos camino al pico pero no sé cuando va a llegar porque depende de muchas variables. Si mantenemos la cuarentena hasta el 28 de junio, el pico viene después. Hay que esperar unos 10 ó 15 días.

- ¿Es verdad que el tipo de sangre influye en el riesgo de contraer coronavirus?

- No estoy seguro porque hay un sólo trabajo sobre ese tema. No lo tomaría como un dato crucial sino que sólo es observacional y no sé cuánto impacta.

- ¿Esta puede ser la última pandemia?

- Yo creo que siempre está la chance de que ocurra una pandemia.

- ¿Qué opina de los cambios de conceptos de la Organización Mundial de la Salud (OMS)?

- La OMS en esta pandemia cometió algunos errores que no se si fueron conceptuales o de comunicación.

- Hoy es 10 de junio, Día de la Seguridad Vial. Por año indican que fallecen 6.627 personas en accidentes de tránsito, lo que serían 552 por mes. Acá llevamos tres meses y medio de pandemia y con 700 muertos vamos casi la misma cantidad de fallecidos por coronavirus que víctimas en accidentes en un mes normal. ¿Qué piensa de eso?

- Es bueno que la cantidad de muertes haya caído un 30% durante la pandemia del coronavirus. Además, muchos de los que accidentes fueron protagonizados por motociclistas. Pero de no mediar la cuarentena hubiéramos tenido números terribles de muertos en accidentes de tránsito. Nuestro casos son pocos. El 85% del país está yendo hacia una felxibilización y los problemas están en lugares puntuales. Hay que quedarnos tranquilos y seguir trabajando.

Dejá tu comentario