menu
search
Recetas recetas gastronómicas |

Pancitos saborizados: la receta más económica para acompañar tus desayunos o meriendas

La receta para hacer pancitos saborizados es muy sencilla y puede hacerse con ingredientes que tenés en tu casa.

Los pancitos saborizados son una excelente opción para el desayuno, la merienda o la cena. Son fáciles de preparar y se pueden hacer con una variedad de ingredientes diferentes. Con esta receta, podrás aprender a hacer pancitos saborizados deliciosos.

LEER MÁS ► Cómo hacer papas al horno sin que se peguen

Portada 1 - 2023-09-08T181323.041.png
Los pancitos saborizados son una excelente opción para el desayuno, la merienda o la cena.

Los pancitos saborizados son una excelente opción para el desayuno, la merienda o la cena.

El paso a paso para hacer pancitos caseros en tu casa

Ingredientes:

  • 500 g de harina de trigo todo uso
  • 100 g de azúcar
  • 1 sobre de levadura seca de panadería
  • 2 huevos
  • 100 ml de leche tibia
  • 50 ml de aceite de oliva
  • 1 cucharadita de sal
  • 3 cucharadas de orégano, ciboulette, perejil, albahaca o cualquier hierba que te guste o puedas combinar (también puede ser queso o salame)
  • Semillas de sésamo para decorar

LEER MÁS ► La receta más fácil para hacer la popular Torta Balcarce en tu casa

Preparación:

  1. En un bol grande, mezclar la harina, el azúcar, la levadura, los huevos, la leche tibia, el aceite de oliva, la sal y la hierba que quieras.
  2. Amasa la masa durante 10-15 minutos, o hasta que esté suave y elástica.
  3. Divide la masa en 12 partes iguales.
  4. Forma los pancitos con tus manos o con un rodillo.
  5. Coloca los pancitos en una bandeja de horno forrada con papel de hornear.
  6. Espolvorea los pancitos con semillas de sésamo.
  7. Hornea los pancitos durante 20-25 minutos, o hasta que estén dorados.
  8. Deja que los pancitos se enfríen antes de servirlos.
PANES SABORIZADOS

Consejos para hacer los mejores pancitos saborizados:

  • Para que los pancitos queden suaves y esponjosos, es importante amasar la masa durante 10-15 minutos.
  • Si la masa está muy pegajosa, podés agregar un poco más de harina.
  • Si la masa está muy seca, podés agregar un poco más de leche.
  • Para que los pancitos queden dorados, es importante hornearlos a fuego medio.