martes 12 de octubre de 2021
Policiales Los Monos | Rosario | Amenazas

Un joven de 19 años y su madre quedaron en prisión por amenazar a los fiscales que juzgan a Los Monos

Un joven de 19 años y su madre fueron acusados por el llamado telefónico con una amenaza de muerte registrado el lunes en la central del 911.

Un joven de 19 años fue imputado hoy con prisión preventiva por dos años en la ciudad de Rosario como el presunto autor de la llamada anónima amenazante hacia los fiscales locales en nombre de la banda “Los Monos”, cuyo cabecilla Ariel “Guille” Cantero está siendo juzgado justamente por ese tipo de delitos, informaron fuentes judiciales.

A la vez, la madre del acusado, una mujer de 38 años identificada como Ana María Martínez, quedó formalmente imputada con prisión preventiva por 60 días como partícipe necesaria de las amenazas, explicó el fiscal del caso, Franco Carbone.

El joven, en tanto, fue acusado por "amenazas coactivas calificadas" por ser anónimas por el llamado que realizó desde el teléfono de su madre el lunes pasado a la central de emergencias 911, en la que dijo: “Suelten a los Cantero, suelten a Los Monos o vamos a matar a todos los fiscales”.

La mujer fue detenida el martes por la noche en su domicilio del barrio Tablada de Rosario y el muchacho al día siguiente, luego de un allanamiento a la vivienda de un hermano, dijeron fuentes policiales.

Leer más ► El MPA repudió las amenazas a los fiscales que investigan a Los Monos

En la audiencia de hoy, el joven, identificado como Rodrigo Alejandro Martínez (19), admitió haber realizado la llamada, pero explicó que se trató de “una broma”.

Para Carbone, “quedó descartada para la Fiscalía, y así lo entendió el juez, que esto no fue una broma”.

“Es una hipótesis que se derrumba”, consideró el fiscal, quien puntualizó que la amenaza telefónica tiene como contexto el juicio seguido a “Guille” Cantero y a otras seis personas por 12 casos de balaceras y amenazas a domicilios de jueces y edificios del Poder Judicial.

Justamente, una de esas amenazas ocurrió en 2018, luego de la condena a buena parte de los integrantes de la banda “Los Monos”, y consistió en una llamada al 911 con el mismo mensaje.

Carbone dijo que tanto la madre como el hijo poseen antecedentes penales, en el caso de la mujer por "robo calificado" y con declaración de reincidencia. Mientras que el joven tiene dos causas en el sistema penal desde que cumplió la mayoría de edad, y cinco en la Justicia de Menores.

En cuanto al móvil del hecho, el fiscal dijo que no se descarta ninguna hipótesis y que continuará investigando para determinar qué motivó la conducta de Martínez. En esa línea, explicó que puede haber estado motivado “por la banda que se está investigando” o “por una antagónica”.

Si bien no brindó detalles, dijo que la Policía llegó a los presuntos autores de la amenaza gracias a un “pormenorizado informe de líneas de teléfonos” elaborado por el Ministerio de Seguridad santafesino y contactos de esa línea.

El 19 de agosto, un día antes del inicio del juicio a Cantero y su grupo por amenazas ocurridas en 2018, el Centro de Justicia Penal de Rosario fue baleado desde una motocicleta, hecho por el que también se investiga al líder de “Los Monos”, que cumple condena en el penal federal de Marcos Paz.

Dejá tu comentario