domingo 29 de marzo de 2020
Policiales | Reconquista |

Ordenaron la prisión preventiva para el padrastro y la madre del niño de 10 años que se suicidó en Reconquista

El fiscal Juan Sebastián Marichal los imputó este sábado por el delito de abandono de persona seguido de muerte agravado por ser estos los padres y/o cuidadores del menor, privación ilegítima de la libertad mediando violencia y amenazas.

Una pareja integrada por una mujer de 26 años cuyas iniciales son EDL y por un hombre de 42 años cuyas iniciales son CDV quedó en prisión preventiva por 60 días en el marco de una investigación que encabeza el fiscal Juan Sebastián Marichal a raíz de la muerte ocurrida en Reconquista de uno de los hijos menor de edad de la mujer.

La medida cautelar fue ordenada por el juez de la Investigación Penal Preparatoria (IPP), Gustavo Gon, en función del acuerdo al que arribaron el fiscal del MPA y la Defensa de los dos imputados en una audiencia realizada el sábado por la mañana. Las personas investigadas son el padrastro y la madre de Adrián Insaurralde, el niño de 10 años que se suicidó en Reconquista. Además se solicitó la cámara gesell para 4 menores cercanos al niño.

image.png

El fiscal Juan Sebastián Marichal les adjudicó la autoría del delito de abandono de persona seguido de muerte. En el caso de la madre, esta imputación se agravó por ser progenitora y por impedimento de contacto del niño con su padre biológico. En el caso del padrasto el delito se lo calificó en concurso ideal con privación ilegítima de la libertad agravada por mediar violencias y amenazas y por haber sido cometido a la persona a la que se deba un respeto particular.

En comunicación Aire de Santa Fe, el fiscal Marichal explicó que "defendimos la calificación de abandono de persona por haber puesto en peligro la salud física y psicológica de cuatro niños, uno es hijo del hombre y tres de la mujer, que convivían desde septiembre del año pasado hasta el pasado 6 de febrero, cuando este niño atentó contra su vida”

El magistrado especificó que se puso en peligro la vida de los niños no solo con el abandono de persona, sino con golpes, impedimento de ayuda de terceras personas e intimidaciones, todo en el domicilio familiar. El fatal desenlace se dio como resultado de ello.

Leer más ► Imputan a la mamá y al padrastro de Adrián, el nene de 10 años que se suicidó en Reconquista

Según contó una de las hermanitas del menor, el 6 de febrero, luego de que el padrastro lo golpeó porque no quería barrer la habitación, el niño se encerró en la pieza, los padres se fueron aparentemente a hacer compras y el niño se ahorcó. Falleció tras agonizar 12 días, como consecuencia de la asfixia.

Además agregó el fiscal que hay menores cercanos al niño que mencionaron que ya habría intentado atentar contra su vida en otras oportunidades.

"No estamos diciendo que quisieron matarlo, ya que sino tendríamos un homicidio. El delito es omisivo, es no hacer lo que debían para evitar el peligro de vida de los niños que estaban a su cargo, de los cuales ellos eran los garantes y tenían un deber de madre y padrastro -progenitores y afines-", especificó.

Para el investigador, la muerte se produjo en consecuencia del abandono físico y psíquico. Abandono físico, porque en reiteradas ocasiones no estuvieron en el domicilio y los dejaban encerrados, sin comida y a cargo de las tareas del hogar por largos períodos de tiempo. A esto se suma que les prohibían pedir ayuda terceros - como vecinos del barrio o sus progenitores- y tenían amenazas, golpes y malos tratos, lo que provoca un abandono psicológico.

Leer más ► El hombre acribillado a balazos en barrio Roma era hermano de "Mente de Pollo"

Para la madre puede recaer una pena de 6 a 23 años de prisión, mientras que el padrastro puede tener una pena de 5 a 15 años de prisión.

Allanamiento

El viernes por la mañana, personal de la Agencia de Investigación Criminal (AIC, ex PDI) realizó un allanamiento en la vivienda de barrio Guadalupe en la que Adrián vivía con sus hermanitos y con los adultos que están detenidos por su muerte. Los vecinos de la zona han aportado numerosos testimonios en los que sostienen que los nenes vivían constantes situaciones de violencia y maltrato intrafamiliar, que podrían haber sido un disparador para la drástica determinación que llevó adelante el pequeño fallecido.

Además, dos familiares directos de Adrián han solicitado constituirse como querellantes en la causa: la abuela materna, que será representada por la abogada Luciana González, y el padre biológico del niño, representado por el abogado Lucio Vallejos.

Temas