menu
search
Policiales Colón | Germán Lerche |

Lerche negó haberse enriquecido en su paso por Colón: "Perdí un auto, no tengo laburo"

El expresidente de Colón habló de "empobrecimiento ilícito" en la previa del juicio en el que es acusado por administración fraudulenta.

Inclusive, bromeó con que el tribunal del juicio, presidido por el juez Lisandro Aguirre, debería generar una jurisprudencia e instalar la calificación de empobrecimiento ilícito. “Perdí auto, no tengo oficina, no tengo laburo”, comentó a la prensa en los pasillos de tribunales.

Lerche además se refirió al departamento que supo alquilar en Puerto Madero, en la Ciudad Autónoma de Buenos Aires, mientras era presidente y por el cual le endilgan haber sacado provecho personal.

Juicio German Lerche_IMG_8907_MTH.jpg

“Salía lo mismo que un hotel en esa instancia”, aseguró y aclaró que en ese lugar realizó muchas gestiones para Colón, como, por ejemplo, que el Brigadier López haya sido sede de la Copa América en el 2011. “He gestionado para el club una de las cosas más importantes para la ciudad”, dijo sobre aquel evento deportivo. El expresidente concluyó además con que su imagen fue atacada porque “la pelotita no entró”.

Pedido de absolución

El juicio contra Lerche arrancó cerca de las 9 de la mañana de este miércoles y contó con los alegatos de las distintas partes. En el caso de la Fiscalía, a cargo de Bárbara Ilera y Federico Grimberg, solicitaron una condena de 6 años de prisión para el exdirectivo y se lo declare coautor de administración fraudulenta. La querella, por su parte, a cargo de Ricardo Arrazola también adhirió al planteo de la Fiscalía y solicitó la misma pena.

LEER MÁS ► A diez años de su salida, comenzó el juicio contra el expresidente de Colón Germán Lerche

Sin embargo, la defensa de Lerche, a cargo de Ángelo Rossini, solicitó la absolución de su defendido tras sostener que su cliente no sacó redito económico durante su gestión en el club que comenzó en 2006 y concluyó en 2013.

Además, anticipó que en el juicio ni la Fiscalía ni la querella probarán que hubo dolo por parte del expresidente. En esa línea, Rossini habló de omnipresencia y sostuvo que el presidente no puede estar en cada detalle de la institución.