martes 10 de mayo de 2022
Ocio

Tres gatos tomaron de 'rehén' a una licuadora y sus dueñas todavía no pueden usarla

Un par de mujeres que viven juntas compraron una licuadora pero desde que llegó no pueden utilizarla porque sus gatos se la adueñaron.

Dos mujeres que viven en la isla de Vancouver Island, en Canadá, no pueden abrir una licuadora que compraron a fines del pasado mes de diciembre debido a que sus tres gatos se apropiaron de la caja con el electrodoméstico ni bien este fue traído al hogar. Las fotos de los animales arriba del artefacto se volvieron virales en las redes sociales.

Jessica y Nikki, las dueñas de los animales, dejaron en un primer momento la caja en la cocina. Pero momentos más tarde, cuando quisieron abrirla, su gato de nombre Max, de cuatro años, se había subido encima y no mostraba ninguna intención de bajarse de ahí.

Leer más ►La asquerosa sorpresa que encontró una mujer en un inodoro de exhibición

Embed

Varias horas después, al ver que el animal seguía cómodamente recostado en el mismo lugar, Jessica tomó una foto de su mascota y la publicó en un grupo de Facebook. En determinado momento, los otros dos felinos, George y Lando, también comenzaron a mostrar interés por la caja y a hacer guardia esperando su oportunidad para subirse.

Embed

Durante los siguientes días las dueñas continuaron compartiendo imágenes de los felinos compitiendo por el codiciado lugar en el centro de la cocina y pronto el grupo de Facebook se hizo viral, con miles de personas presenciando esa historia.

Ya transcurridas varias semanas, el propio fabricante de la licuadora, Vitamix, contactó a las mujeres para ofrecerles una segunda unidad, para que así puedan finalmente usar el aparato sin molestar a los gatos.

Embed

Sin embargo, la segunda caja corrió el mismo destino, convirtiéndose en un nuevo 'mueble' para los animales. Actualmente en la cocina de Jessica y Nikki hay incluso más cajas, pero el embalaje original sigue en su lugar sin abrir, celosamente custodiado por los felinos.

El polémico e inusual gol que está siendo furor en las redes: "Si no se hubiera grabado, nadie creería que ocurrió"

El delantero brasileño Jeam Eugenio de Oliveira marcó un extraño gol en favor de su club, el Jacuipense, durante el partido jugado este 15 de enero contra el Doce Mel, en el marco de la primera jornada del campeonato del estado brasileño de Bahía. Dicho momento fue grabado y luego publicado en las redes sociales, donde los usuarios reaccionaron y opinaron.

El episodio, grabado y ya viral en redes, ocurrió en el minuto 70 de la contienda. En los videos se ve al atacante cuando intenta recibir un pase cruzado y queda atrapado entre dos jugadores del Doce Mel. El delantero cae al suelo, pero logra capturar la pelota entre sus piernas y la lanza por encima del arquero. Un defensa del equipo rival trata entonces de sacar el balón fuera de la línea de gol, pero fracasa y se produce el tanto. Después de eso ya no hubo cambios en el marcador, por lo que el tiro de Oliveira consagró la victoria para su equipo.

No te olvides de seguirnos en Google Noticias para mantenerte informado

Al poco, usuarios de Twitter manifestaron opiniones divididas acerca de lo ocurrido. Así, algunos ensalzan la destreza del futbolista y creen que el gol puede recibir el premio Puskás, entregado anualmente por la FIFA al mejor tanto anotado durante la temporada. Otros consideran que Oliveira solo pretendía armar escándalo para conseguir un penal a cuenta del choque con los zagueros, y se olvidó de la supuesta falta al ver el azaroso desenlace de la jugada.

Embed

"Debe ser candidato al Puskás", escribió uno, y adjuntó emoticones de sonrisas. "Si no se hubiera grabado, nadie creería que ocurrió", tuiteó otro internauta.

"El tipo iba a fingir una lesión y se levantó corriendo después de marcar", indicó alguien más. "Ese tipo estaba lloriqueando hace un segundo", le siguió otro. "De repente, la lesión se volvió inexistente después del gol", subrayó otro.

Leer más ►Insólito video muestra como un elefante furioso volcó un auto con una pareja y dos niños