domingo 9 de agosto de 2020
Deportes | Unión | Superliga |

En un partido con poco brillo, Unión igualó sin goles con Central Córdoba

Cargado de imprecisiones, poca conexión entre los jugadores y errores de todo tipo, el Tatengue y el Ferroviario no se sacaron ventajas. Los de Leonardo Madelón hace cuatro que no ganan por Superliga.

Muy lejos de su mejor versión, Unión jugó un encuentro de desarrollo cortado por la gran cantidad de imprecisiones que se produjeron en ambos bandos. El Tate intentó llegar al arco de Diego “Ruso” Rodríguez por los costados y Central Córdoba buscó cortar lo más lejos posible de su área para buscar a sus delanteros con pelotazos.

Leer más► Defensa y Justicia fue letal y le ganó 3-0 a Rosario Central en Florencio Varela

Ninguno de los equipos se erigió como dominador absoluto del juego. Fue una disputa física, de desgaste, de intentar forzar errores en la última línea rival, pero todo se quedaba en intenciones. Escasearon las emociones en las áreas.

union-central cordoba

La primera más clara la tuvo Unión tras un centro de pelota parada que derivó en un remate a quemarropa de Nicolás Mazzola que tapó muy bien el arquero ex Independiente, inmediatamente la pelota le cayó a Franco Troyansky que le dio de derecha pero el “Ruso” pudo volver a desviar la trayectoria y mandó la pelota al córner. Fue casi un milagro lo que ocurrió en el área del Ferroviario.

Entre faltas y discusiones entre los jugadores, el partido continuó con un trámite poco atractivo para el espectador.

Cuando nadie lo esperaba, Central Córdoba puso en aprietos y preocupó a la defensa de Unión tras una gran pared entre Gervasio Núñez y Juan Galeano. El ex Rosario Central ubicó a su compañero con un buen pase de zurda dentro del área, este encaró y remató ante la salida de Sebastián Moyano que sigue de racha tras la estupenda actuación en Brasil ante Atlético Mineiro. El arquero tatengue evitó la caída de su arco. Era un llamado de atención para los de Madelón que debían tomar más recaudos a la hora de atacar para no quedar tan descuidados en el fondo.

union-central cordoba

En Unión no estaba funcionando la salida de los delanteros hacia los costados para darle lugar a los volantes o los laterales para que lleguen al área, porque cada vez que se podía tirar un centro, el jugador que iba hasta el fondo no estaba cómodo y tenía a muchos marcadores sobre él. Además de que en el área no había gente para conectar con el pelotazo desde el costado. El equipo de Madelón estaba desconectado del partido y falto de la química colectiva que lo hace jugar con el estilo que pregona Madelón.

Segundo tiempo:

En el segundo período el partido cayó decididamente en un pozo, donde se metía más de lo que se jugaba y eso tornó el encuentro en un disputa constante en todos los sectores del campo. Ni siquiera de pelota parada los equipos podían encontrar los caminos para dañarse.

Ante el déficit de fútbol, Leonardo Madelón decidió mover el banco de los relevos y mandó a la cancha a Ezequiel Cañete y Sebastián Assis, dos de los que llegaron en el último mercado de pases, para que hagan su presentación ante el público rojiblanco.

union-central cordoba

Además de las confusión para generar, Unión tenía ciertos desatinos para defender. Lo que generaba que cada tímido avance de Central Córdoba pudiera transformarse en algo serio. El Tate necesitaba de Gabriel Carabajal y Javier Cabrera, quienes no tuvieron un partido fácil por tener que encarar contra dos o más rivales encima de ellos.

Recién a falta de quince minutos para el final del partido, con el cansancio físico y mental, aparecieron algunos descuidos en la última línea del equipo santiagueño y Unión tuvo algunas aproximaciones que pudieron ser positivas. Pero el “Ruso” Rodríguez –de buena actuación- y los centrales estuvieron atentos para evitar la caída de su arco.

El resultado de un partido ordinario fue justo con el resultado, una igualdad sin goles. Unión lleva una racha de cuatro partidos sin ganar en Superliga, algo que no deja tranquilo al entrenador que fijó como uno de los objetivos a comienzos de temporada engrosar el promedio. La actuación ante el Minerio por la Copa Sudamericana ya quedó atrás, el Tatengue debe enfocarse en volver a sumar de a tres, algo para lo que deberá recobrar la memoria y brillar con el fútbol que practicó en varios pasajes de este 2020.

Embed