jueves 14 de noviembre de 2019

Colón | Colón

Fin del camino: Colón cayó ante Estudiantes de Buenos Aires por penales y quedó eliminado del certamen

Luego de igualar 2-2 en los 90 minutos, el equipo de la Primera Nacional clasificó a semifinales del certamen para enfrentar a River en busca de la final. Fernando Zuqui pasó de héroe a villano anotando los goles del Sabalero pero errando en la definición.

Por Lucas Otero

En la fresca noche de Paraná, Colón y Estudiantes de Buenos Aires animaron el partido desde el inicio con dos goles que sorprendieron a sus adversarios. Cuando todavía no había tiempo para hacer algún análisis, el Pincha de Caseros rompió con el cero a través de un golazo de Ángel García que definió de zurda al ángulo de un Leonardo Burián que nada pudo hacer. Pero la alegría para los de la Primera Nacional.

Leer más► Pellerano, un DT dentro de la cancha que dice que hay que dar el ejemplo con el trabajo

Cuando parecía que el partido iba a ser cuesta arriba para el Sabalero, Marcelo Estigarribia culminó una buena jugada personal con un centro al medio del área de Estudiantes para que Fernando Zuqui defina a gol. El volante ex Godoy Cruz le pegó de primera y tuvo la fortuna que la pelota se desvió para meterse por arriba del arquero rival que esperaba el balón en otro sector.

Con dos goles tempraneros, el partido parecía que iba a ser de ida y vuelta. El desarrollo era auspicioso, prometedor, pero no sucedió mucho más. Los equipos intentaron llegar al gol salteando líneas, con pelotazos a las espaldas de los defensores. Los de la segunda categoría del fútbol argentino eran, de los dos equipos en cancha, los que ponían la pelota en el piso e intentaban asociarse, pero eso los llevó a quedarse desprotegidos en el fondo y Colón lo iba a aprovechar.

A pocos minutos de finalizar el primer tiempo, una jugada comandada por el “Pulga” Rodríguez finalizó en gol, otra vez, de Zuqui. El ex Atlético Tucumán manejó los tiempos a la perfección, abrió el juego para Christian Bernardi que desde la derecha lanzó un centro bajo para Rodrigo Aliendro que remató, pero el arquero Facundo Altamirano tapó y al rebote lo capturó el ex capitán del Tomba mendocino para poner en ventaja al Rojinegro. El 2-1 era merecido y para el complemento Colón podía tomarse el atrevimiento de manejar los tiempos y jugar con la desesperación de su rival.

En los segundos 45 minutos, los dirigidos por Pablo Lavallén continuaron jugando como gran parte del primer tiempo. Cediendo el protagonista al rival, al Sabalero se le abrían los espacios en defensa y ahí era cuando la picardía e inteligencia del “Pulga” tenían valor, la velocidad de Gabriel Esparza o Christian Bernardi era aprovechadas o los volantes podían pisar el área con mucho peligro de concretar.

Con espacios, la jerarquía del plantel de Colón relució y por momentos se vio buen fútbol. A excepción de alguna jugada aislada de Estudiantes, el Sabalero no sufría sobresaltos y transitó casi todo el complemento sin ser puesto en apuros por el rival. Pero el Rojinegro iba a lamentar las ocasiones desperdiciadas y los minutos de buen juego en el cual no pudo estirar la ventaja.

Leer más► Independiente del Valle, un club que parece un laboratorio y donde los jugadores son de Fornite

Burián empezaba a ser exigido con frecuencia y daba la impresión que desde lo físico, Colón ya no respondía. Luego de la salida de un córner tras haber atravesado algunas situaciones de gol, Paolo Impini definió solo en el medio del área, desmarcado para empatar. El volante del equipo de Caseros exigió al arquero uruguayo que no pudo contener el remate inicial y le dejó servida la pelota al mismo jugador para marcar la igualdad.

Con este 2-2, el equipo de la segunda división de nuestro fútbol forzaba a que la definición se decidiera desde el punto penal.

A pesar de la buena racha en la definición desde los doce pasos, al Sabalero le tocó caer este miércoles ante el Pincha de Caseros por 7-6 en una extensa definición en la que fallaron solo tres jugadores. Zuqui, que había marcado los goles de Colón en el partido fue uno de los que erró en la definición desde los doce pasos. Esta vez, Leonardo Burián no pudo adivinar las intenciones de los rivales y no pudo aparecer para salvar al Rojinegro que desde hoy queda eliminado de uno de los frentes por los que competía el equipo.

Temas

Dejá tu comentario