martes 12 de octubre de 2021
Santa Fe Seguridad | Rosario | Alvarado

El problema de la violencia acaparó la agenda en el último tramo de la campaña

El recrudecimiento de los asesinatos en Rosario volvió a encender el debate sobre la seguridad, un tema que desde 2013 está firme entre las principales preocupaciones de la población.

El problema de la seguridad y la violencia se hizo palpable en el último tramo de la campaña como ningún otro tema. Acaparó la atención de todos los candidatos y sobre todo del gobierno, luego de que en el último capítulo del periodo proselitista seis crímenes en Rosario -en sólo 20 horas- sacudieron la agenda. Desde 2013, el problema de la seguridad en los dos principales centros urbanos sigue siendo una de las principales preocupaciones electorales, según coinciden la mayoría de los estudios de opinión, al que ahora se suma con mayor relevancia una crisis económica endémica, agudizada desde marzo de 2019 por las duras restricciones que es establecieron en medio de la pandemia de covid.

Seis asesinatos en 20 horas, con homicidios ejecutados -en todos los casos- por sicarios, en la semana de cierre de la campaña electoral genera preocupación en distintos sectores políticos, al centrarse el análisis en un escenario inédito, en el que a través de la extrema violencia de dos bandas narcocriminales, como Los Monos, cuyo jefe es Máximo Ariel Cantero, y la que lidera Esteban Alvarado, ambos presos en Marcos Paz y Ezeiza, busquen irradiar una venganza contra el Estado.

esteban lindor alvarado en juicio _JJG.jpg
Esteban Alvarado es el referente de la banda narco que lleva años en guerra con Los Monos.

Esteban Alvarado es el referente de la banda narco que lleva años en guerra con Los Monos.

“No tengo dudas que esta ola de violencia busca instalar un escenario de zozobra y no es una casualidad el momento elegido en medio de la campaña”, afirmó el gobernador Omar Perotti, quien consideró: “Nos van a acompañar escenarios de violencia; no desaparecerán de la noche a la mañana pero que hayan aparecido justo ahora es muy llamativo”. El martes a la noche Perotti llamó a Alberto Fernández y le explicó la “acuciante situación”. Según el gobernador, el presidente “entendió la gravedad de este momento”.

Leer más ► Sabina Frederic finalmente reconoció que la tasa de homicidios en Santa Fe es la más alta del país

El viernes pasado, el secretario de Seguridad de la Nación, Eduardo Villalba, se reunió en Rosario con el ministro provincial del área Jorge Lagna y con el intendente de Rosario Pablo Javkin, y anunció el envío de 160 efectivos de la Policía Federal. Ese plantel se sumó a los 300 que enviaron el año pasado y a otros 40 que se agregaron en febrero. En el destacamento Móvil II de Gendarmería hay 2.500 uniformados.

Perotti le reclamó luego al presidente un mayor compromiso con la situación pero después salió la ministra Sabina Frederic a marcar la cancha y asegurar que no estaba previsto enviar otro contingente a Rosario. Este jueves, Perotti afirmó: “Me parece que la ministra no entiende a la perfección lo que el presidente dice. Lo que acontece en Rosario no pasa en otra jurisdicción".

Antes del inicio de la pandemia, Fernández había prometido el 28 de febrero de 2020 en Rosario una solución en materia de seguridad. “Vamos a dar las batallas que haya que dar porque los criminales no tienen derecho a adueñarse de la vida de los rosarinos. La Argentina no tiene espacio para soportar al crimen organizado”, afirmó.

Guille Cantero Juicio.jpg
Guille Cantero, líder de Los Monos, purga una condena de 62 años de prisión.

Guille Cantero, líder de Los Monos, purga una condena de 62 años de prisión.

A pesar de que la violencia en Rosario se mantiene estable y en lo alto de las estadísticas desde 2013, a partir del estallido de la llamada guerra narco entre bandas, el espiral de crímenes –seis asesinatos en 20 horas- no sólo atraviesa la agenda de los medios y del gobierno, sino también “amenaza influir en la política”, según analizó una alta fuente del gobierno.

En los últimos 12 días se cometieron 17 asesinatos. En el Gobierno de Santa Fe ven que el parlamento que hizo el líder de Los Monos en el juicio que está siendo sometido no fue sólo una frase alocada, cuando advirtió ante los magistrados que su oficio era el de “contratar a sicarios para tirar a jueces”. El 19 de agosto pasado, días antes de que comenzara el juicio, dos hombres en moto dispararon contra el Centro de Justicia Penal, donde luego Cantero -a través de una videoconferencia desde la cárcel de Marcos- dijo a qué se dedicaba.

Cantero y Alvarado no tienen nada que perder. El primero está condenado a 62 años de prisión y en los próximos acumulará sentencias por más de un siglo. Alvarado, que habría mandado a ejecutar al testigo Argüelles, podría ser condenado a perpetua, según los fiscales de la causa. Y también enfrentará otro juicio por narcotráfico en la justicia federal.

En el municipio tienen una mirada similar. El intendente Pablo Javkin lo dejó traslucir cuando tras una reunión con los jefes de los bloques de concejales, que se reunieron de urgencia para analizar este nuevo capítulo del recrudecimiento de la violencia, admitió: “Lo que es muy llamativo es que, en una semana muy particular, se producen muchos hechos en pocas horas. Como si alguien hubiera abierto una ventana”, señaló.

Leer más ► Inseguridad y narcotráfico: fuerte reacción de Perotti ante los dichos de Sabina Frederic

En el Frente Amplio Progresista advierten que ante “la gravedad de la situación”, Perotti debería convocar a los tres poderes del Estado para mostrar una respuesta sólida e institucional. El dirigente Juan Carlos Zabalza, mano derecha del exgobernador Miguel Lifschitz, afirmó que “es el momento para que desde el Estado no se muestren grietas”. Desde el Gobierno de Santa Fe rechazan esa postura y advierten que la oposición debería aprobar las leyes sobre seguridad –que confeccionó el exministro Marcelo Sain- que “duermen” en la Legislatura.

Maximiliano Pullaro, ex ministro de Seguridad, y actual diputado provincial de la UCR, negó que este recrudecimiento de la violencia tenga que ver con la campaña política. “Es un desastre lo que hizo el gobierno en materia de seguridad. A los principales líderes narcos los metimos presos nosotros; Perotti no detuvo a nadie”, afirmó el candidato a senador nacional.

Homicidio Arguelles Alvarado 1 medidas.jpg
A Carlos Argüelles lo mataron en su taller de dos disparos en la cabeza.

A Carlos Argüelles lo mataron en su taller de dos disparos en la cabeza.

Uno de los asesinatos que más conmovió fue la ejecución con tres sicarios de Carlos Argüelles, un mecánico de 46 años, que se plegó a la figura de “imputado colaborador” –que es similar a la del “arrepentido- y declaró contra su exjefe Esteban Alvarado, quien este año va a ser juzgado por asociación ilícita, lavado de activos, en el fuero provincial, y narcotráfico en el federal.

El testimonio de Argüelles iba a ser clave en uno de los juicios, y por eso había sufrido tres intentos de asesinato anteriormente. A pesar de que sabía que iba a morir –según admitieron funcionarios judiciales- no quería entrar en el programa de Protección de Testigos, en el que le habían propuesto sacarlo de la ciudad, de acuerdo a lo que señaló la fiscal regional de Rosario María Eugenia Iribarren. Sólo había permitido una custodia en su casa. Lo mataron en su taller de dos disparos en la cabeza frente a su esposa y dos hijos. La principal hipótesis es que su crimen se lo encargó a un preso, que pagó a tres sicarios 180.000 pesos, Esteban Alvarado.

El diputado provincial Carlos Del Frade reveló que el 20 de marzo de 2020 se reunió en el bar Esquina Roca, con Argüelles y otros “arrepentidos” de la banda de Alvarado. Según afirmó el legislado, Argüelles le dijo que “los Monos y Alvarado iban a tirar un muerto en la calle por día”. “Me mostró una lista de los que iban a matar. Esa nómina estaba encabezada por Argüelles y yo también figuraba”, apuntó.

“Le conté al entonces ministro de Gobierno Esteban Borgonovo la situación y él se preocupó”, relató Del Frade, quien dijo que también habló con las autoridades del Ministerio de Seguridad. “Creo que están cumpliendo esa premisa y eligieron este momento”, indicó el diputado.