lunes 10 de enero de 2022
Salud | ola de calor | Temperatura | golpe de calor

Ola de calor: cómo prevenir los golpes y otras recomendaciones

Se espera una ola de calor durante la próxima semana y, en la ciudad de Santa Fe y la región, comienzan a ascender las temperaturas desde este domingo.

El pronóstico del tiempo anuncia una ola de calor durante la semana que viene que en la ciudad de Santa Fe se comenzará a sentir este domingo con ascenso de temperaturas. Se esperan máximas superiores a 40° entre martes y sábado próximos (posiblemente las cifras puedan llegar a 42° o 43° para jueves y viernes).

La humedad se mantendría baja hasta el jueves, por lo que la sensación térmica no se elevaría más allá de estos valores. Sin embargo, el viernes ingresará aire más húmedo, por lo que allí se elevará este valor más allá del real, pudiendo alcanzar los 45°. Posteriormente, podrían presentarse lluvias y tormentas el domingo 16 de enero, con un descenso de las temperaturas.

Con el objetivo de evitar los posibles efectos sobre la salud de las temperaturas extremas, el Ministerio de Salud de la Nación difundió una serie de recomendaciones para que la población tenga en cuenta, además de indicaciones para el tratamiento de los alimentos y el agua.

Consejos evitar un golpe de calor

¿Qué son el agotamiento por calor y el golpe de calor?

Son trastornos ocasionados por el aumento de la temperatura del cuerpo como consecuencia de la exposición prolongada a altas temperaturas y humedad o el esfuerzo físico intenso (ejercicios) en altas temperaturas.

En estas situaciones el cuerpo tiene dificultades para regular su temperatura.

El golpe de calor es una forma grave de lesión por calor y la temperatura del cuerpo alcanza los 40° C o más.

¿Cuáles son los síntomas del golpe de calor?

Es importante estar alerta a los síntomas y se debe consultar al médico y tomar conductas activas.

El agotamiento por calor es un estadio previo al golpe de calor hay que reconocerlo para prevenir una situación más grave:

  • Sudoración excesiva
  • En los bebés puede verse la piel muy irritada por el sudor en el cuello, pecho, axilas, pliegues del codo y la zona del pañal (sudamina)
  • Piel pálida y fresca
  • Sensación de calor sofocante
  • Sed intensa y sequedad en la boca
  • Calambres musculares
  • Agotamiento, cansancio o debilidad
  • Dolores de estómago, inapetencia, náuseas o vómitos
  • Dolores de cabeza
  • Irritabilidad (llanto inconsolable en los más pequeños)
  • Mareos o desmayo
CalorTemperaturas-1.jpg

¿Cuáles son los síntomas de un cuadro grave de golpe de calor?

  • Temperatura del cuerpo 39°C - 40°C o mayor (medida en la axila)
  • Piel roja caliente y seca (se agota la transpiración)
  • Respiración y frecuencia cardiaca acelerada
  • Dolor palpitante de cabeza
  • Alteración del estado mental y del comportamiento como: vértigos, mareos desorientación, delirios, confusión o pérdida de conocimiento
  • Convulsiones

¿Quiénes deben cuidarse más del golpe de calor?

Si hay una alerta por altas temperaturas declarada es importante tomar precauciones con quienes puedan verse más afectados por el impacto de la ola de calor, como personas de edad avanzada, niños pequeños, personas con alguna enfermedad crónica o con sobrepeso y quienes viven en situación de calle. Es posible que requieran ayuda, por eso es importante contar con los teléfonos de emergencias, si alguna descompensación ocurriera en el hogar y/o en la vía pública.

También es recomendable asegurarse de que las mascotas y otros animales tengan agua y sombra.

¿Cómo evitar el golpe de calor?

Para evitar un golpe de calor en lugares cerrados como casas, espacios de trabajo u otros, se recomienda tomar agua con mayor frecuencia, aun cuando no se sienta sed; evitar bebidas con cafeína o con azúcar en exceso, muy frías o muy calientes; consumir frutas y verduras, evitar las comidas abundantes; y evitar la actividad física intensa.

A los más chicos, hay que ofrecerles continuamente líquidos, preferentemente agua o jugos naturales. En el caso de lactantes se aconseja darles el pecho de manera más frecuente. Es recomendable que vistan ropa holgada, liviana, de algodón y de colores claros; bañarlos y mojarles el cuerpo con frecuencia; y evitar que se expongan al sol, especialmente de 10 a 16. Luego de este horario hay que colocarles gorro y protector solar. También es importante mantenerlos en lugares bien ventilados o con aire acondicionado.

Además, en los más chicos prestar atención a signos de alerta como sed intensa y sequedad en la boca, temperatura mayor a 39º C, sudoración excesiva, sensación de calor sofocante, piel seca, agotamiento, mareos o desmayo, dolores de estómago, falta de apetito, náuseas o vómitos, dolores de cabeza, entre otros.

En los bebés, asegurarse de que la piel no se encuentre muy irritada por el sudor en el cuello, pecho, axilas, pliegues del codo y la zona del pañal.

Para el cuidado de la salud en la vía pública se recomienda evitar la exposición directa al sol en los horarios de mayor temperatura (de 10 a 16), en especial de los bebés y niños pequeños. Además, utilizar protección solar, mantenerse hidratado y consumir agua segura con mayor frecuencia.

¿Qué se recomienda comer en una ola de calor?

Con respecto a los alimentos, mantener en la heladera aquellos alimentos frescos y que puedan echarse a perder debido al calor. Del mismo modo, es importante verificar la temperatura y controlar el buen funcionamiento de la heladera.

Si el alimento fresco perdió la cadena de frío, tiene olor, color o textura anormales debe ser descartado. Los alimentos que pueden estar fuera de la heladera deben mantenerse en lugares limpios y frescos y al resguardo de aberturas, superficies y/o fuentes de calor. Los alimentos perecederos (incluidos la carne, el pollo, el pescado, los huevos y las sobras) que hayan estado por dos horas o más fuera del frío deberán ser desechados, así como todos los comestibles enlatados cuyos envases estén abiertos, dañados o inflados.

Con relación al agua, se recomienda consumir siempre agua segura y mantenerla correctamente envasada (en botellas o bidones limpios y cerrados) en la heladera, en lugares limpios y frescos, y alejada de fuentes de calor.

14 recomendaciones para evitar el golpe de calor

  • Aumentar el consumo de agua sin esperar a tener sed para mantener una hidratación adecuada.
  • No exponerse al sol en exceso, ni en horas centrales del día (entre las 10 y las 16 horas).
  • Evitar comidas muy abundantes.
  • Evitar las bebidas con cafeína, con alcohol o muy azucaradas.
  • Reducir la actividad física.
  • Usar ropa ligera, holgada y de colores claros, sombrero anteojos oscuros.
  • Prestar atención a los bebes, niños, niñas y a las personas mayores.
  • Ingerir verduras y frutas.
  • Permanecer en espacios ventilados o acondicionados.
  • Dar el pecho a los lactantes con mayor frecuencia.
  • Reducir la actividad física en los horarios de mayor calor
  • No consumir bebidas con alcohol ya que aumentan la temperatura corporal y las pérdidas de líquido. No es conveniente tomar cerveza para aliviar la sed y el calor.
  • Evitar los esfuerzos físicos o actividades deportivas exigentes.
  • Sentarse y descansar cuando sientan mareos o fatiga.

¿Qué hacer ante un niño con agotamiento por calor?

  • Dar a los lactantes el pecho con más frecuencia
  • Trasladarlo a un lugar fresco y ventilado, si es posible con aire acondicionado
  • Desvestirlo (exponer el cuerpo al fresco)-
  • Ducharlo o mojar todo el cuerpo con agua fresca
  • Que este quieto y descanse
  • Consultar a su pediatra o a un Centro de Salud

¿Qué hacer ante un cuadro grave de golpe de calor?

  • Llamar inmediatamente a un servicio de emergencia o llevarlo sin demora hasta el Centro de Salud más cercano.
  • Llevar al chico inmediatamente a un lugar fresco y ventilado, si es posible con aire acondicionado frío.
  • Quitarle la ropa y enfriarlo rápidamente mojando con agua fría todo el cuerpo.
  • Darle de beber agua, si está consciente.

¿Qué no hacer ante un cuadro grave de golpe de calor?

  • No administrar medicamentos antifebriles
  • No friccionar la piel con alcohol (porque causa intoxicación)