menu
search
Política Ley Bases | Conicet | Santa Fe

Ley Bases: la fuerte advertencia de Conicet Santa Fe sobre su impacto en ciencia y técnica

Un informe del organismo alerta sobre los peligros que corren varias entidades científicas que tienen asiento en Santa Fe. Los casos de los 14 institutos locales de doble dependencia Conicet-UNL. El lazo con el sector privado y las empresas que podrían ser afectadas.

El Conicet Santa Fe publicó un “Informe sobre el impacto del proyecto de Ley Bases en el sistema nacional de empleo público y en el sistema nacional de ciencia y tecnología”, en el que se “plantea la necesidad de pensar las implicancias sociopolíticas que acarrea” la iniciativa del gobierno de Javier Milei “haciendo hincapié en el sistema de ciencia y tecnología, peligrando la consolidación institucional de diferentes organismos”.

El estudio, publicado el 17 de mayo, estuvo a cargo de Gonzalo Bailo, becario posdoctoral Conicet del Centro de Investigaciones de la FCJS-UNL, doctor en Derecho y docente. Fue realizado a solicitud del Instituto de Humanidades y Ciencias Sociales del Litoral (IHUCSO Litoral/Conicet-UNL).

En el análisis confluyen las consecuencias que puede llegar a traer la Ley Bases en materia de empleo público y en los organismos de ciencia y técnica, pero antes los puntea por separado:

  • Por un lado, “se pierde la estabilidad laboral en situaciones de reestructuración, los pases a disponibilidad y las desvinculaciones son automáticas, no se pide consentimiento previo del empleado/a para relocalizarlo y se descuenta parte de la remuneración por motivos de huelga”.
  • Por otro lado, “pueden eliminarse competencias o funciones en cualquier organismo de ciencia y técnica, pueden transformarse las estructuras de las empresas y sociedades del Estado, pueden disolverse la mayoría de los organismos existentes de ciencia y técnica, solamente quedarían excluidos de la posibilidad de disolución algunos organismos expresamente mencionados en el proyecto (CONICET, CONAE, CNEA e INTA)”.

Todos estos efectos juntos implican, según el informe de Bailo, que “la mayoría de los organismos de la ciencia y la tecnología podrán disolverse, intervenirse o reestructurarse” y “en estas situaciones los agentes perderían su estabilidad laboral y podrían ser desvinculados automáticamente”.

LEER MÁS ► La comunidad universitaria de Santa Fe se plantó contra el ajuste de Milei

Impacto de la Ley Bases en Santa Fe

La ciudad de Santa Fe cuenta con una amplia presencia de entidades vinculadas al desarrollo científico-tecnológico, entre las que se destacan los 14 institutos de doble dependencia Conicet-UNL. En esos casos, entra en juego también los conceptos de autonomía y autarquía universitaria que tienen rango constitucional.

Ante la consulta de AIRE, Bailo explicó que “en la estructura del Conicet, los institutos de doble dependencia son unidades ejecutoras”, algunas de las cuales “son exclusivas de Conicet y otras son compartidas con otras instituciones (universitarias o de otra índole)”, como el caso santafesino.

En este contexto, afirmó que “la eliminación de funciones o dependencias, como así también el ejercicio de facultades de transformación o fusión en el Conicet podrían afectar tanto a las unidades ejecutoras exclusivas como a las compartidas, sin que ello comprometa necesariamente la autonomía universitaria”.

conicet 2.jpg

Al respecto, argumentó que “en el ámbito administrativo, las unidades ejecutoras dependen de la estructura del Conicet” y agregó que “el financiamiento de las unidades ejecutoras de doble dependencia es compartido, pero depende en buena manera de las partidas ordinarias del Conicet y de otras partidas del sistema Ciencia y Técnica, que son administradas por otros subsistemas y programas”.

No obstante, Bailo aclaró: “Las eventuales reestructuraciones o eliminaciones de institutos o funciones no estarían exentas de problemas o controversias concretas en la práctica. Dentro de los institutos de doble dependencia también se desempeñan becarios y/o investigadores financiados exclusivamente por UNL (u otra institución) y se celebran convenios o contratos que tienen contrapartes privadas”.

“Resultaría problemática la distribución de activos, la suerte del personal y de los contratos en curso, como así también de algunos aspectos vinculados a la propiedad intelectual (marcas, patentes, etc.). En muchos casos se requerirá atender al convenio específico de creación y a la reconstrucción de la red de actos administrativos y contratos que administra cada unidad”, agregó Bailo.

LEER MÁS ► Ley Bases: científicos santafesinos reclaman a los senadores que voten en contra

Ejemplos concretos sobre el impacto de la Ley Bases

El autor del informe advirtió que, en Santa Fe, teniendo en cuenta lo señalado en párrafos anteriores, la “existencia y/o funcionamiento” de los 14 institutos de doble dependencia “podrían verse comprometidos por la eventual sanción de la Ley Bases”.

Pero, además, ejemplificó con tres casos el eventual impacto de proyecto del gobierno nacional, que va mucho más allá del sector público. A saber:

  • “En el predio Alberto Cassano (Ruta Nacional 168, Km. 0, Paraje El Pozo) se están ejecutando obras como la del nuevo edificio del INLAIN (Instituto de Lactología Industrial). Este instituto tiene una vinculación importante con la industria láctea provincial en términos de transferencia e innovación productiva (leche, quesos, yogures, etc.). La sanción de la ley bases, en los términos planteados en la pregunta anterior, podría profundizar la paralización (ya existente) de proyectos y obras de este tipo”.
  • “Muchas de las empresas incubadas en el Parque Tecnológico del Litoral emplean recursos, servicios y personal del CONICET y la propia universidad. De acuerdo a un informe reciente, las empresas exportadoras en el Parque Tecnológico Litoral Centro (PTLC) representan el 37.4% de las exportaciones totales de la ciudad de Santa Fe (Perfil exportador de la ciudad de Santa Fe y del Departamento La Capital 2023)”.
  • “En la actualidad, un ejemplo de empresa que ha obtenido atención pública y reconocimiento y que se encuentra en el PTLC es Apolo Biotech S.A.S. Se trata de una Start Up que desarrolla tecnología para reemplazar agroquímicos, en un espacio administrado por el PTLC y la UNL. Interrumpir o retrasar los procesos de incubación tecnológica implica un riesgo tanto para el sistema regional como para el personal involucrado en sus desarrollos”.