domingo 28 de febrero de 2021
Política | restricciones | Buenos Aires | Coronavirus

La Provincia de Buenos Aires eliminará la restricción nocturna a partir del sábado

Ya no regirá el límite de horario hasta las 2 de la madrugada. Así lo confirmó el jefe de gabinete bonaerense durante una conferencia de prensa.

El jefe de Gabinete de la provincia de Buenos Aires, Carlos Bianco, anunció este martes por la tarde que a partir del próximo sábado se eliminará la restricción nocturna que rige en el distrito.

Señaló que tras un análisis "con los 135 municipios" se determinó "eliminar las restricciones horarias", que actualmente estaban establecidas entre las 2:00 y las 6:00. Así lo indicó al participar de la conferencia de prensa que brindó el gobernador de Buenos Aires, Axel Kicillof, junto a parte de su gabinete.

De esta forma, los bares, restaurantes, teatros y otros locales comerciales afectados por las restricciones nocturnas podrán volver a funcionar con sus horarios habituales.

"A partir de este sábado esas restricciones se eliminan. Las que van a estar vigentes son las que mantienen los respectivos municipios", sostuvo el funcionario en una rueda de prensa junto al gobernador, Axel Kicillof, y varios ministros de su gabinete en Necochea.

Las restricciones horarias habían sido dispuestas por la provincia el 9 de enero ante el aumento de casos de coronavirus registrado en aquellos días en el distrito bonaerense y ahora se eliminarán debido a la baja de casos que se viene exhibiendo desde hace semanas.

La medida regía para las actividades comerciales, artísticas y culturales en los municipios en fases 3 y 4.

Bianco dijo ya "son seis semanas consecutiva de descenso de casos, desde aquel segundo pico que hubo en diciembre" y que eso "permite habilitar dos nuevas actividades: las Bibliotecas y los mercados y ferias de artesanías, bajo un estricto protocolo".

Kicillof rechazó que en la Provincia haya un vacunatorio Vip

El mandatario provincial, por su parte, se refirió al escándalo de las vacunas y afirmó que en la "provincia de Buenos Aires no hay vacunatorios ocultos ni privatizados", aunque admitió que no existe "un sistema de control" en cada lugar donde se aplican las dosis, por lo que pudo haber algún engaño de personas que mintieron en sus declaraciones juradas o que fueron beneficiadas por algún contacto.

"Está mal, hay que tratar de evitarlo, hay que buscarlos y castigarlos, pero comprendamos que son cosas nuevas", aseguró al respecto. Sin embargo, Kicillof coincidió con el presidente Alberto Fernández y dijo que no existe una figura en el Código Penal para sancionar esa situación.

"Vamos a seguir agregando controles, vamos a vacunar a todo el sistema de salud... Alguno pudo haber mentido y se pudo haber acomodado. Está mal, es reprochable y hay que condenarlo", agregó.

Kicillof criticó a su vez a los opositores que rechazaron la vacuna: "Cuando yo me vacuné, era un loco suicida que se inyectaba veneno. Para estos mismos, ahora soy un vacunado VIP. Incluso dicen eso de los intendentes de su mismo partido".