menu
search
Política Caso Oldani | cristina ferraro | Leandro Busatto

Caso Oldani: la fiscal Ferraro rechaza todos los cargos del diputado Busatto

La fiscal Cristina Ferraro respondió a las acusaciones del diputado Leandro Busatto, en el marco del proceso disciplinario iniciado desde la Legislatura por su actuación en el caso Oldani. Considera que la acusación carece de sustento y que, en todo caso, la Auditoría del MPA ya inició una investigación y nadie puede ser juzgado dos veces por los mismos hechos.

La fiscal de Homicidios de Santa Fe, Cristina Ferraro, negó todos y cada uno de los cargos y rechazó el pedido de destitución planteado por el diputado Leandro Busatto, en el marco del proceso disciplinario iniciado en la Legislatura para determinar si cometió irregularidades en su actuación en el caso del asesinato del empresario Hugo Oldani, ocurrido en 11 de febrero de 2020 en esta ciudad.

Luego de que Busatto planteara su acusación como integrante de la Comisión de Acuerdos de la Legislatura, la fiscal hizo su descargo a través de un escrito que ya está en poder de los integrantes de esta comisión.

Con el patrocinio legal del Dr. Sebastián Oroño, Ferraro plantea que las acusaciones del diputado Busatto reflejan similitud con las acusaciones que en su momento realizara por el mismo hecho la auditora general del Ministerio Público de la Acusación, María Cecilia Vranicich.

leandro busatto assa (2).jpg
El diputado Leandro Busatto es el encargado de instruir la causa que investiga la conducta de la fiscal Cristina Ferraro en el caso Oldani.

El diputado Leandro Busatto es el encargado de instruir la causa que investiga la conducta de la fiscal Cristina Ferraro en el caso Oldani.

En este caso, advierte Cristina Ferraro, se la estaría acusando dos veces por los mismos hechos, lo cual está expresamente prohibido por la Constitución.

Tal como lo informara AIRE, Vranicich inició un proceso disciplinario contra Ferraro que fue suspendido desde el momento en que la Comisión de Acuerdos de la Legislatura de Santa Fe decidió avocarse a investigar el desempeño de la fiscal en el caso Oldani.

Esta decisión legislativa se tomó después de que el juez federal, Carlos Villafuerte Ruzo, la procesara por supuesto “encubrimiento agravado” y “abuso de autoridad”, ya que la noche del homicidio y con la presencia de Ferraro en la galería donde funcionaban las oficinas de Oldani Turismo, familiares del empresario retiraron dinero -y tal vez documentación- que se encontraba en la escena del crimen.

En estos momentos, familiares de Oldani están entre los procesados por la Justicia federal la supuesta existencia de una "cueva financiera" que habría funcionado en ese mismo lugar.

La primera investigación sobre la conducta de Ferraro se inició el 16 de julio de 2020, por iniciativa del fiscal regional Carlos Arietti. En marzo de 2021, Vranicich presentó la formulación de cargos y solicitó una sanción de suspensión por 60 días sin goce de sueldo para la fiscal. Ahora, desde la Legislatura, el diputado Busatto pide la destitución de Ferraro.

En este sentido, la fiscal advierte que Busatto no planteó en su acusación los motivos destallados por los que pide que sea destituida y, según pudo saber AIRE, Ferraro también hace hincapié en la manifiesta diferencia entre la sanción solicitada entre Vranicich -60 días de suspensión- y la de Busatto -destitución del cargo-.

Para la fiscal, y si bien se trata de dos organismos diferentes -la Auditoría del MPA y la Legislatura-, los dos representan al Estado de la Provincia de Santa Fe. En este sentido, remarca que es el mismo Estado el que solicita sanciones tan disímiles por los mismos hechos, lo que podría manifestar -a su entender- una situación de discrecionalidad y arbitrariedad.

El dinero que desapareció de Oldani Turismo

Ferraro reconoce que, durante la noche del crimen, desaparecieron los dólares -se calcula en algo más de 1 millón- y los pesos -se estiman en algo más de 3 millones- que había en las oficinas de Oldani Turismo.

Tal como informara AIRE, familiares del empresario y una abogada que trabajaba para el Ministerio de Seguridad de Santa Fe ingresaron con bolsos y cajas vacías, y abandonaron las oficinas poco después con bolsos y cajas llenas. Se estima que allí llevaban el dinero que poco antes había sido fotografiado por la policía.

La fiscal argumenta que en un primer momento llegó al lugar de los hechos para investigar un homicidio -y no la supuesta existencia de una cueva financiera- y que, en todo caso, el hecho de que se hubiesen llevado el dinero nunca impidió que se supiera de la existencia de los dólares y pesos en el lugar, porque ya habían sido fotografiados por personal policial.

Caso Oldani así retiraban el dinero los familiares _foto de portada
La noche del homicidio de Hugo Oldani, quedó registrada esta imagen de familiares abandonando la escena con bolsos, mochilas y una caja. 

La noche del homicidio de Hugo Oldani, quedó registrada esta imagen de familiares abandonando la escena con bolsos, mochilas y una caja.

Además de las fotos, hubo funcionarios que observaron la presencia del dinero, testigos y filmaciones tomadas por cámaras de seguridad, remarca Ferraro para explicar por qué la desaparición de los billetes no implica una complicación a la hora de investigar el posible funcionamiento de una "cueva financiera" en el lugar.

Incluso, Ferraro plantea que, pocos días después, la jefa de la Unidad Especial de Delitos Complejos, Mariela Jiménez, y el fiscal regional, Carlos Arietti, supieron de la existencia del dinero desaparecido, pero tampoco lo consideraron un elemento crucial para las investigaciones.

En su defensa, la fiscal advierte que no era ella la encargada de administrar los ingresos a las oficinas, sino que esas decisiones corresponden a la policía a cargo del control. En este sentido, remarca que tampoco se plasmó en las actas de procedimiento el ingreso de familiares de Oldani a la empresa aquella noche. Menos aún, que Ferraro los haya autorizado a hacerlo.

Si bien en la acusación de Busatto se hace hincapié en que Ferraro no informó sobre la desaparición del dinero en sus primeras presentaciones, la fiscal investigada asegura que manifestó la situación de forma verbal tanto a la fiscal Jiménez, como al fiscal Arietti.

Ferraro sostiene que el pedido de destitución que plantea Busatto carece de sustento y advierte, además, que incluso si se avanzara en esta sanción, no se tienen en cuenta atenuantes a su favor, como su desempeño como fiscal desde 2014 en el área de Homicidios, su labor en numerosos casos y la mayoría de los juicios que terminaron en condenas.

Dejá tu comentario