jueves 16 de julio de 2020
Policiales | Rosario | Homicidio |

Revocan el fallo a un joven absuelto por el homicidio de un barrabrava y lo condenan a 17 años

La Cámara de Apelaciones en lo Penal de Rosario revocó un fallo de septiembre de 2019 que absolvió por el beneficio de la duda a Elías "Zapatito" Benegas (25) por el asesinato de Jonatan Alexis Rosales y la tentativa de homicidio de su novia, Brisa Ojeda.

Un fallo de primera instancia que absolvió a un joven de 25 años por el crimen de un integrante de la barrabrava de Newell’s Old Boys fue revocado por la Cámara de Apelaciones de Rosario que dictó una nueva condena de 17 años de prisión, informaron hoy fuentes judiciales.

La Cámara de Apelaciones en lo Penal de Rosario revocó un fallo de septiembre de 2019 que absolvió por el beneficio de la duda a Elías “Zapatito” Benegas (25) por el asesinato de Jonatan Alexis Rosales y la tentativa de homicidio de su novia, Brisa Ojeda.

El crimen, ocurrido la noche del 22 de junio de 2016 en la zona sur de Rosario, tiene como trasfondo las disputas internas de la barrabrava del club Newell’s Old Boys.

centro de justicia penal de rosario _9x16.jpg
La audiencia se llevó a cabo en el Centro de Justicia Penal de Rosario.

La audiencia se llevó a cabo en el Centro de Justicia Penal de Rosario.

Según la investigación, esa noche Rosales conducía una moto junto a su novia, Ojeda, y la beba de 8 meses de ambos, cuando fueron interceptados por un automóvil. La chica reconoció como conductor del auto a Rubén Ariel Segovia, alias “Tubi”, y como acompañante a “Zapatito” Benegas, que eran amigos de su novio hasta unos meses antes del asesinato.

Rosales conducía una moto junto a su novia, Ojeda, y la beba de 8 meses de ambos, cuando fueron interceptados por un automóvil que los chocó y los tres ocupantes cayeron a una zanja, en una noche sin luz artificial por un corte en la zona. El joven fue ejecutado de varios balazos.

Según declaró Ojeda, “Tubi” le había pedido a su novio que mate a otro joven, apodado "Cuatrerito", pero como él se negó, se enemistaron. Hernán “Cuatrerito” Franchetti (26), un joven con antecedentes por narcotráfico, disputaba entonces la conducción de la barra “Leprosa” con otros sectores y fue asesinado por dos sicarios el 7 de junio de ese años, quince días antes del crimen de Rosales.

Leer más ► Una mujer quedó internada en Rosario tras ser quemada por su pareja

Según la investigación, el automóvil conducido por Segovia chocó la moto de Rosales y sus tres ocupantes cayeron a una zanja, en una noche sin luz artificial por un corte en la zona, donde el joven fue ejecutado de varios balazos. En el hecho, Ojeda recibió un tiro en la pierna y la beba resultó ilesa.

La mujer reconoció como el tirador a Benegas, quien sacó la mano por la ventanilla del automóvil, según su declaración.

El tribunal del juicio decidió absolver a “Zapatito” por el beneficio de la duda, al entender que la chica no pudo ver a sus atacantes por el corte de luz, mientras que Segovia no llegó a juicio porque fue asesinado a puñaladas en la cárcel de Coronda, donde cumplía prisión preventiva por la instigación de tres homicidios.

La sentencia de Cámara expone que no se tuvo en cuenta que Ojeda había identificado a los atacantes minutos antes de ser embestida, cuando se dio cuenta que la venían siguiendo, y que los conocía de antemano.

Leer más ► Rosario: investigan 16 denuncias de estafas telefónicas en un mes con un botín de más de 25 millones de pesos

Además, criticaron el hecho de que se desacredite a la testigo por no haber denunciado lo ocurrido cuando expresamente declaró que, en el hospital, ante las preguntas de la policía, decidió no decir nada porque sabía por su pareja que “«Tubi» le pagaba a la policía”.

Los jueces Gustavo Salvador, Gabriela Sansó y Carolina Hernández consideraron que sus pares de primera instancia “se equivocaron” al valorar la prueba, por lo que revocaron la sentencia absolutoria y dictaron una pena de 17 años de cárcel para Benegas por el crimen de Rosales y la tentativa de homicidio de Ojeda, precisaron las fuentes.