miércoles 5 de agosto de 2020
Ocio | Alimentos | Recetas |

Más verduras y menos comidas preparadas para sentirnos mejor

Un estudio muestra que en tiempos de confinamiento, se opta por consumir más frutas y verduras. De este modo, disminuye el gasto en comidas preparadas.

Aunque haya que trabajar a distancia, las personas tienen más tiempo libre en cuarentena, mínimamente por no tener que trasladarse al trabajo. Tal vez sea esto, o el temor a comprar, lo que lleva a incrementar las compras en frutas y verduras y reducir el gasto en comidas preparadas. Un estudio reveló que esto es lo que sucede en el confinamiento por la pandemia, y así, se recurre a una alimentación más saludable.

Charlotte De Backer, quien coordinó el estudio en la Universidad de Amberes en Bélgica afirmó que el consumo de productos salados, grasos y dulces suele aumentar cuando la gente está estresada. Sin embargo el estudio señaló que durante la cuarentena esto a cambiado en muchos países y las personas han optado por la comida casera. Un ejemplo fue Chile, que experimentó una fuerte caída en la demanda de aperitivos pero un gran aumento en la compra de harinas y levadura.

Al abandonar la rutina y pasar más tiempo en casa, las personas decidieron cocinar. En todos los países estudiados, como Australia, Bélgica, Chile, Uganda, Países Bajos, Francia, Austria, Grecia, Canadá, Brasil e Irlanda, la compra de alimentos para microondas bajó.

ensalada.jpg
Ensalada de hojas verdes.

Ensalada de hojas verdes.

Leer más► Lentejas: recetas fáciles para incorporarlas en tu dieta diaria

“Pasamos desde el picoteo, la comida de restaurante y los pedidos a domicilio a la cocina casera”, dijo Firene, un ciudadano de Azerbaiyán que vive en Bruselas, dando testimonio de los cambios que han producido en su hogar durante la pandemia por el coronavirus.

La encuesta realizada entre los distintos países reveló que la población estuvo abierta para probar nuevas recetas y también, que se desperdició menos comida.

Sin embargo, el problema que podría surgir en los próximos meses es la escasez de frutas y verduras, ya que las las prohibiciones de viaje están perturbando a los trabajadores migrantes de todo el mundo. En España por ejemplo, los sindicatos anunciaron que las tasas de ausentismo son tan altas como el 50%, y el distanciamiento social hace que los viajes de los trabajadores desde sus hogares hasta las granjas sean más difíciles.

Leer más► Cinco infusiones para calmar el estrés

Por el momento, los supermercados europeos dicen tener stock de estos alimentos pero todas estas interrupciones podrían traer problemas dentro de los próximos meses. Esto podría significar que las cadenas de suministro se vuelvan más localizadas, explica el Foro Económico Mundial.

Por el momento, se puede ver, que las verduras y las frutas no faltan en los mercados y su consumo ha aumentado.

ensaladas.jpg
Ensalada de verduras cocidas y crudas.

Ensalada de verduras cocidas y crudas.

Por último el estudio realizado por la Universidad de Amberes reveló que el consumo de carne, pescado y bebidas alcohólicas se mantuvo estable durante toda la pandemia.

FUENTE: Foro Económico Mundial