martes 28 de junio de 2022
Actualidad Combustibles | estaciones de servicio | GNC

Hay desabastecimiento de combustible y puede escasear para las fiestas y toda la temporada turística

Lo aseguraron desde las confederaciones empresarias de hidrocarburos. Estiman que la medida podría ser crítica para las estaciones que hoy sufren el desabastecimiento.

Luego del anuncio de principios de diciembre en el que el Gobierno nacional postergó hasta marzo la actualización del Impuesto a los Combustibles Líquidos (ICL) y al Dióxido de Carbono (IDC), referentes de estaciones de servicio mostraron su preocupación por el impacto que puede tener la medida en el sector y alertaron por el creciente desabastecimiento que experimentan las estaciones del interior del país. La provisión de combustible puede escasear durante la última semana de diciembre y el resto de la temporada turística, advirtieron.

"Hay desabastecimiento de combustible. Si el Gobierno nacional no toma una decisión urgente se va a complicar el panorama", dijo en AIRE Alberto Boz, Presidente de Federación Argentina de Expendedores de Nafta del Interior (Faeni).

Hay desabastecimiento de combustible y puede escasear para las fiestas y toda la temporada turística

Respecto de las medidas que debería tomar el gobierno, afirmó que la principal es "sacar la carga impositiva para que quede más o menos en grado el precio interno con el internacional". Además advirtió que "eso el no lo hizo, no se sentó ni concertó con las petroleras y estamos dejando todo que sigasin control. Desde nuestro sector decimos que va a estar muy complicado conseguir combustible para salir de vacaciones, teniendo en cuenta que la mayoría va a hacer turismo interno y estamos próximos a levantar la cosecha a mediados de enero", advirtió.

"No sabemos con qué combustible lo vamos a hacer si ejecutivo nacional no toma cartas en el asunto, sacando carga impositiva para que las petroleras puedan importar. Si no se toman cartas en el asunto, levantar la cosecha va a ser muy dificil y salir de vacaciones sin comerse unas largas colas de horas en la provisión de combustible", sostuvo.

Por último contó que están pidiendo reuniones con el Ejecutivo para tratar estas cuestiones: "A nosotros no nos queda más que reiterar los pedidos de audiencia con el secretario de Energía, Darío Martinez, y con el ministro Matías Kulfas. Hasta ahora no tuvimos la suerte de que nos atiendan como sector", concluyó.

Desde la Confederación de Entidades del Comercio de Hidrocarburos y Afines de la República Argentina (CECHA) encendieron la alarma ante la decisión de postergar la actualización impositiva sobre los combustibles y estimaron que la medida podría ser crítica para las estaciones del interior del país que hoy sufren desabastecimiento.

Leer más ► Combustibles: el Gobierno postergó hasta el 1 de marzo la actualización del impuesto

De acuerdo a un informe de dicha entidad, la situación de las estaciones de servicio es compleja, donde más de la mitad (52,3%) no logran vender volúmenes de combustible suficientes como para alcanzar el punto de equilibrio, operando directamente a pérdida.

Este cuadro se viene agravando en los últimos meses por las denuncias de estaciones de bandera blanca (muy presentes en rutas o pueblos de menor densidad urbana) que dejan de recibir combustible o se enfrentan a escenarios donde se aplican cupos de venta. Es que en escenarios donde las petroleras no logran rentabilidad vendiendo sus productos, prefieren guardar el combustible para abastecer a las estaciones propias, lo que deja afuera a los jugadores más chicos.

La situación afecta a los estacioneros, pero también pone en riesgo las cadenas logísticas de las empresas que dependen de las estaciones blancas, tales como el transporte, el sector rural o incluso a los turistas que saldrán a la ruta a partir de diciembre por la temporada de verano.

Gabriel Bornoroni, presidente de CECHA, expresó: “Nosotros tenemos congeladas las tarifas desde mayo y en el medio subieron los insumos, la presión por salarios, los costos fijos. Cada vez se necesita vender más volumen de combustible para evitar quedar con los números en rojo. Tenemos estaciones que corren riesgo de cerrar en el verano con este panorama, no sé si llegan a la actualización de marzo”.

Embed

El informe presentado por CECHA en base a datos de la Secretaría de Energía, señaló que una estación de servicio necesita vender 315 mil metros cúbicos de combustible al mes para poder superar los costos operativos y alcanzar el punto de equilibrio, una barrera que no alcanzan hoy el 52,3% de las estaciones.

Según el mismo trabajo, la caída del volumen de ventas de combustible en los últimos años estuvo potenciado por el combo pandemia más recesión, que comenzó en abril de 2018. En estos tres años, se perdió en volumen de ventas el equivalente a 5,2 meses de trabajo.

A la preocupación expresada por la CECHA se le sumó la de la Federación de Empresarios de Combustibles de la República Argentina (FECRA) y la Cámara de Expendedores de GNC (CEGNC), quienes alertaron también sobre el abastecimiento de combustible para Navidad, Año Nuevo y el resto de la temporada turística. "Ya hay faltantes en ciudades de todo el país", señalaron en un comunicado.

Según el comunicado conjunto, desde hace varios meses las estaciones de servicio vienen denunciando una crisis sistémica que ocasionó un faltante de combustible a lo largo de todo el país. Sin embargo, en las últimas semanas este cuadro empeoró y derivó en un desabastecimiento a gran escala, que ocurre en regiones de todo el país, en ciudades de baja densidad urbana y amenaza con golpear Buenos Aires, Córdoba, Santa Fe, Mendoza y los principales centros turísticos de la Argentina. Justo en la víspera de las fiestas y de la temporada de verano.

Leer más ► En Santa Fe se reforzará el servicio de taxis y remises para las fiestas

Además de la temporada de verano, la otra gran preocupación es el faltante de gasoil para el sector agropecuario, que se encuentra en la víspera de la cosecha gruesa y hoy no tiene garantizado el abastecimiento para llevarla adelante.

Desde CECHA, la confederación que reúne a las entidades y federaciones provinciales de todo el país, aseguraron que enviaron notas de carácter urgente pidiendo mantener reuniones con el ministro de Desarrollo Productivo, Matías Kulfas, con el secretario de Energía, Darío Martínez, y con las empresas petroleras a fines de encontrar en conjunto todas las vías de solución posibles.

“Tanto los funcionarios como los proveedores tienen pleno conocimiento de lo que sucede, queda ahora entre todos lograr cambios que permitan el normal abastecimiento, para beneficio del público y subsistencia de nuestra actividad”, sostuvieron desde CECHA en un comunicado. Por ahora no se obtuvo respuesta por parte de los funcionarios, indicaron.