Aniversario: “Unas 3.000 personas trabajaron en la construcción del Túnel Subfluvial”

Lo estimó Héctor Micheloud, quien trabajó más de 40 años en el túnel, en una entrevista con Aire de Santa Fe. Las historias de cómo se construyó una obra estratégica para las dos provincias.


Redacción Aire Digital

El 13 de diciembre se van a cumplir los 50 años de la inauguración del Túnel Subfluvial Raúl Uranga y Carlos Sylvestre Begnis, una obra que vinculó dos provincias y que le cambió la vida a los entrerrianos y a los santafesinos. La obra de ingeniería para construirlo fue de una enorme complejidad y Aire de Santa Fe cuenta con un testigo directo de los trabajos: Héctor Micheloud, que trabajó 43 años en el túnel.

Micheloud trabajó en la obra del túnel y luego se quedó cuatro décadas como empleado del ente biprovincial.

En el primer capítulo de los micros que está realizando en el programa “Ahora Vengo”, Micheloud recordó que en los complejos cálculos que se hicieron para llevar adelante la obra no se usaron computadoras y, al principio, tampoco calculadoras. “Hacíamos los cálculos a mano. Multiplicábamos, restábamos y sumábamos, y también usábamos teodolitos, un instrumento de medición mecánico y óptico”, le contó a Luis Mino.

Leer también: En el año aniversario de una obra clave: “El Túnel Subfluvial se hizo sin computadoras”

Este jueves recordó cómo se comunicaban en las dos cabeceras del túnel, una del lado de Paraná y la otra de Santa Fe, y también con el personal que estaba en las dragas. “Al principio nos hacíamos señas o mandábamos a alguien a contarles a los de las dragas lo que tenían que hacer. En 1967 nos trajeron una especie de handy pero eran unos ladrillos inmensos con una antena de un metro y medio. Obviamente no había celulares”, bromeó.

Micheloud guarda cientos de documentos del proceso de construcción del túnel.

El proceso para colocar los 37 tubos en los casi 3.000 metros que tiene el túnel fue complejo. Estaban impermeabilizados con tres capas de plástico y se llevaban con remolcadores hasta el punto en el que se bajaban hasta la zanja que hacía la draga en el lecho del río.

Leer también: Detuvieron un barco sospechado de trasladar droga desde Paraguay y bajarla en Santa Fe

Micheloud contó que el lecho del Paraná es bien arenoso, a diferencia del río Uruguay que tiene más piedras. “Una vez nos pasó que hicimos la zanja para colocar el tubo y al otro día, cuando teníamos que bajarlo, la arena -que en esa parte era más fina- había vuelto a taparla, porque el agua y la arena se mueven en la zona del lecho”, recordó.

En el estudio de Aire de Santa Fe, Micheloud mostró distintos planos de la obra.

Para saber si la zanja tenía la profundidad que requería la obra para colocar el tubo se hacía una medición del calado con un cable de acero.

¿Cuántos operarios trabajaron en la construcción del túnel? Se suele hablar de unas 2.000 personas, pero Micheloud asegura que fueron unos 3.000 los operarios, si se tiene en cuenta a las empresas subcontratistas.  

La obra de construcción también generó polémicas con los funcionarios hídricos de Nación, que no había avalado los proyectos de puente que habían presentado las provincias de Santa Fe y Entre Ríos.

La entrevista completa con Micheloud se puede escuchar aquí:

NOTICIAS DESTACADAS