sábado 24 de octubre de 2020
Sociedad | Colombia | Hospital | Hernández

Dos familias se llevaron a la beba equivocada y la criaron como propia durante 4 años

Los padres de dos menores intercambiaron a sus hijas en un hospital de Colombia y recién descubrieron el error años después. ¿Qué llevó a que se dieron cuenta y qué sintieron en el esperado reencuentro?

Dos familias se llevaron al bebé equivocado en un hospital de Colombia y criaron a las menores como propias durante cuatro años. Luego de descubrir el error, los protagonistas de la insólita historia se reencontraron.

José Hernández, quien vive en la costa del caribe colombiana, intuyó que la hija que tenía en su casa, a quien amaba, no era suya. Desde entonces, se convirtió en investigador para saber qué había sucedido con su hija biológica.

Leer más►Impulsan un proyecto para proteger los ecosistemas de los incendios

El inicio de la confusión de dio hace cuatro años en un hospital de Barranquilla, Colombia, donde entregaron a dos bebés a las familias equivocadas. Pasaron cuatro años hasta que uno de los padres se percató de lo sucedido y emprendió un viaje para encontrar a su pequeña.

image.png
José Gregorio Hernández con Salomé.

José Gregorio Hernández con Salomé.

En 2015, Hernández se enteró de que iba a tener una hija por fuera de su matrimonio. En tanto, el 21 de marzo del año siguiente se registró el parto en la E.S.E Hospital Niño Jesús de la ciudad de Barranquilla. Aunque recibió la noticia con emoción, desde ese día intuyó que algo no estaba bien.

“En el día del parto a mí me avisaron pero no pude asistir por cuestiones laborales. Es una noticia que se recibe con mucha motivación, y al principio todo estuvo bien, la registramos a mi nombre y en principio todo fue normal”, dijo Hernández a medios locales.

Leer más►No es solo en Córdoba: los incendios de pastizales ya afectan a 14 provincias argentinas

Luego, al ver los pies de la recién nacida, notó que la menor no tenía un rasgo característico que compartían hasta el momento el resto de sus tres hijas, pero no le prestó gran importancia. A medida que la pequeña iba creciendo, notó que cada vez se parecía menos a él, a su madre o a alguien de su familia.

A fines de 2019, José llevó a la pequeña a practicarse juntos una prueba de ADN y se sintió engañado al recibir los resultados que determinaron que su ADN no era compatible con el de la niña. De inmediato, le pidió explicaciones a la madre de la pequeña.

image.png
Salomé y Saray, juntos.

Salomé y Saray, juntos.

“El segundo paso es hacerte la prueba a tí con la niña, le dije, como quien dice, quien nada debe nada teme”, agregó. Los resultados de esa segunda prueba arrojaron que la mujer tenía un 99% de incompatibilidad con la pequeña Salomé.

A partir de entonces, acudió al hospital de Barranquilla a solicitar respuestas y pidió que le entregaran los datos de todas las bebés que habían nacido en la misma fecha que su hija. Al analizar los informes, encontró que una mujer había dado a luz pocos minutos de diferencia que su pareja y la buscó por redes sociales.

"La busqué y cuando vi la foto que compartió con una nena, dije que esa niña era mi hija", manifestó. De inmediato le escribió y la respuesta de la mujer llegó 20 días después. “Después de un tiempo de conversación nos pusimos de acuerdo para hacer una segunda prueba con la niña de ella. Los resultados confirmaron la teoría. La niña que tenía esa mujer, que había bautizado como Saray, era mi hija. La mía, que llamé Salomé, era la hija biológica de ella", detalló.

Si bien la adaptación fue difícil, las niñas se turnan de casa en casa y comenzaron a adaptarse a la idea de que serían "hermanas". “Yo lo que quiero es que esas niñas ahora tengan más amor, ahora tienen dos mamás y un papá que responderá por ambas”, dijo.

También te puede interesar

Florencia Rosa y Marito Altamirano recomiendan cinco documentales de Netflix que valen la pena

Embed

FUENTE: Crónicas