domingo 12 de julio de 2020
Santa Fe | Coronavirus | Santa Fe | Chaco

Piden a Perotti el cierre del límite entre Santa Fe y Chaco por el brote de coronavirus

El senador del departamento General Obligado, Orfilio Marcón, anunció en Aire de Santa Fe que pedirán el gobernador el cierre del límite entre Santa Fe y Chaco para evitar que se repita lo que sucedió en Villa Ocampo y se sumen nuevos contagios.

Este jueves, el senador del departamento General Obligado, Orfilio Marcón (FPCyS), confirmó en Aire de Santa Fe que solicitarán el cierre del límite provincial entre Santa Fe y Chaco, al menos para las actividades no esenciales. Desde mediados de la semana pasada, la localidad de Villa Ocampo, al norte de Santa Fe, fue noticia por un brote de coronavirus que dejó hasta este jueves siete personas infectadas en el departamento. El paciente cero es un comerciante que viajó a Resistencia, en Chaco, y regresó a Santa Fe a vender sus mercaderías. Las autoridades del departamento General Obligado pidieron a las personas que mantengan estrictamente el aislamiento social preventivo, mientras controlan los accesos en los límites de ingreso a las localidades.

“Este bloqueo estuvo vigente en Santa Fe en un primer decreto del gobernador entre el 18 de marzo y el 31 por una cuestión preventiva. Pero ahora que se volvió a propagar el virus, creemos que dejando de lado lo esencial, deberían estudiar la posibilidad de interrumpir la circulación particular”, explicó Marcón en Creo, el programa que conduce José Curiotto. “El virus va a ir avanzando hacia el sur. Es de alto riesgo. Le vamos a pedir al gobernador que analice la posibilidad de prohibir la circulación no esencial a Resistencia”, dijo.

"Ahora que se volvió a propagar el virus, creemos que dejando de lado lo esencial, deberían estudiar la posibilidad de interrumpir la circulación particular”, explicó Marcón. "Ahora que se volvió a propagar el virus, creemos que dejando de lado lo esencial, deberían estudiar la posibilidad de interrumpir la circulación particular”, explicó Marcón.

Dos localidades al límite

Pero sucede que hay ciudades y pueblos santafesinos que dependen de la capital chaqueña para sus actividades esenciales y la situación es preocupante. Aire de Santa Fe habló con el intendente de Florencia, Ruben Quain, y el presidente comunal de Gato Colorado, Fabián Acosta. Ambas localidades se encuentran a la vera de la frontera de Santa Fe y Chaco.

florencia norte santa fe.jpg
Florencia, una ciudad del extremo norte de Santa Fe, en los límites con Chaco.

Florencia, una ciudad del extremo norte de Santa Fe, en los límites con Chaco.

Florencia, una ciudad de 10 mil habitantes de General Obligado, está ubicada en el límite Este de la provincia de Santa Fe, a 5 kilómetros de la frontera con Chaco y a 18 kilómetros de Basail, la primera localidad de esa provincia. En Florencia, las actividades esenciales como ir al médico, a trabajar o a estudiar, se hacen en la capital de Chaco, Resistencia (a unos 80 kilómetros) una de las ciudades más afectadas del país con coronavirus, en la que hasta este miércoles se habían registrado 745 casos positivos.

“Tenemos una relación muy fluida con Chaco. Tienen un sanatorio privado y un hospital público de alta complejidad, que es uno de los más prácticos para nosotros. Ahí atendemos todas las urgencias médicas porque estamos a 80 kilómetros. Santa Fe nos queda a 480 kilómetros”, explicó Quain en Creo, el programa que conduce José Curiotto. “Florencia apenas tiene un hospital que es una sala de primeros auxilios. No tenés nada de atención, absolutamente nada. No hay una institución privada, los médicos de consultorios privados te derivan automáticamente. No se hacen partos ni atención mínima, es diagnóstico y derivación”, contó. El intendente explicó que el anterior Gobierno socialista de la provincia de Santa Fe, “derivó todo a Villa Ocampo”, a unos 40 kilómetros de Florencia.

Embed

“Tenemos una relación muy fluida con Chaco. Tienen un sanatorio privado y un hospital público de alta complejidad, que es uno de los más prácticos para nosotros. Ahí atendemos todas las urgencias médicas porque estamos a 80 kilómetros. Santa Fe nos queda a 480 kilómetros”, explicó Quain. “Tenemos una relación muy fluida con Chaco. Tienen un sanatorio privado y un hospital público de alta complejidad, que es uno de los más prácticos para nosotros. Ahí atendemos todas las urgencias médicas porque estamos a 80 kilómetros. Santa Fe nos queda a 480 kilómetros”, explicó Quain.

De Santa Fe a Chaco, los ciudadanos viajan por la ruta 11 desde Florencia, que hoy está controlada por la policía de Chaco de un lado y por Gendarmería y la Guardia Rural Los Pumas, además de la policía de seguridad vial. “Los que viajan por la ruta 11 sí o sí tienen que parar. Hay un puesto de control sanitario que te controla la temperatura, y previo, hay una fumigación del vehículo total, con agua con cloro”, contó Quain. Incluso, la mercadería que llega a Santa Fe desde Chaco es desinfectada.

Los controles, flojos

Pero la realidad es que no todo el límite entre estas dos provincias argentinas está sujeto a estricto control. Así lo afirmó el presidente comunal de Gato Colorado, Fabián Acosta, que explicó que en la ruta 95 que une a Santa Fe y Chaco por el oeste, el tránsito es constante y a quienes pasan de provincia a provincia no se les toma la fiebre. “En este momento en la ruta 95 no hay un control sanitario”, dijo, pero aclaró que sí realizan controles en el pueblo. “Estamos constantemente monitoreando las localidades cercanas. Desde un comienzo hemos formado un Comité de Emergencia Zonal y departamental, donde participamos todos los presidentes comunales, intendentes, el senador y el equipo de salud del departamento”, contó Acosta.

Fabián Acosta, que explicó que en la ruta 95 que une a Santa Fe y Chaco por el oeste, el tránsito es constante y a quienes pasan de provincia a provincia no se les toma la fiebre.

Un único médico, que atiende en Santa Fe y en Chaco

Sólo 3 kilómetros separan a Gato Colorado del límite con Chaco y hay 25 kilómetros hasta la primera ciudad chaqueña, Santa Sylvina. “Las personas viajan a Santa Sylvina por cobros o porque son proveedores. Nuestro médico atiende a la mañana en Gato Colorado y a la tarde en Santa Sylvina. Es muy complicado si se enferma el médico”, dijo Acosta.

Lo más preocupante es que quienes tienen que cobrar la ayuda económica por la pandemia, deben hacerlo en Chaco. En Gato Colorado no hay cajeros automáticos. “No pueden cobrar el IFE acá y el Nuevo Banco de Santa Fe está a kilómetros de distancia, en Villa Minetti”, explicó.

“No pueden cobrar el IFE acá y el Nuevo Banco de Santa Fe está a kilómetros de distancia, en Villa Minetti”, explicó. “No pueden cobrar el IFE acá y el Nuevo Banco de Santa Fe está a kilómetros de distancia, en Villa Minetti”, explicó.

Embed