menu
search
Santa Fe Emilio Jatón | Club Atlético Colón | Municipalidad de Santa Fe

Fuerte reclamo a la Municipalidad de vecinos del estadio de Colón

Denuncian amenazas de hinchas durante los partidos, conexiones clandestinas en postes de alumbrado público, situaciones que se extienden durante la madruga. En la nota presentada ante el Municipio, afirman que los comercios de la zona deben cerrar sus puertas si se juega durante la semana.

En las últimas horas, vecinos que las adyacencias al estadio del Club Atlético Colón presentaron una nota dirigida al intendente Emilio Jatón y a funcionarios de distintas áreas relacionadas con el control, para denunciar formalmente las penurias que sufren cada vez que hay un partido de fútbol: "Muchos de los vecinos viven desde toda su vida en la zona, pero jamás experimentaron las circunstancias que denunciamos en estos momentos", plantean.

En la misma nota afirman que desde hace meses realizan los reclamos en el 0800-777-5000 de la Municipalidad de Santa Fe, pero nunca obtuvieron respuestas.

Los vecinos plantean que desde unas horas antes de cada partido, puestos de ventas de comida y bebida se instalan en la zona, pero "en algunos casos robando luz de las columnas de alumbrado público instaladas en la Av. Juan José Paso, con el consiguiente riesgo de electrocución para los que circulan durante y después del evento, ya que los cables quedan al descubierto, agravado por el hurto de energía eléctrica... Además, no cuentan con habilitación municipal correspondiente, ni de bromatología. Y lo hacen invadiendo veredas de casas particulares sin ningún tipo de autorización de los frentistas".

Carta vecinos Colón 1.jpg

En la nota elevada al Municipio, los vecinos aseguran que "cuando los eventos se realizan a la noche, la movida se prolonga hasta la madrugada sin ningún tipo de limite, lesionando el derecho a descansar, sobre todo de los que trabajan y deben levantarse temprano al día siguiente".

"El regreso a casa -afirman- se torna peligroso y,en muchos casos, quienes se ven afectados deben pernoctar en otros domicilios porque resulta difícil volver a sus domicilios... En caso de querer hacerlo se corre un alto riesgo, porque muchos se encuentran alcoholizados y amenazan a los que ingresan a sus casas".

"También existe un ataque al decoro... no podemos salir de nuestras casas porque hombres y mujeres sin ningún tipo de recato ni de freno inhibitorios transforman en baños los jardines, árboles, veredas, portones de entrada y autos estacionados", añaden.

Los comerciantes de la zona también sufren las consecuencias: "Los negocios, principalmente los ubicados en Av. Juan José Paso -que están debidamente inscriptos y que pagan todos sus impuestos- cuando los partidos se juegan durante la semana deben cerrar sus puertas por razones de seguridad".

Cómo impacta en personas mayores o enfermas

Los vecinos hacen especial hincapié en el impacto de esta situación en personas vulnerables: "En algunos domicilios residen personas enfermas (niños con autismo por ejemplo) o adultos mayores, que ven lesionado su derecho a la integridad, y se las coloca en un estado de absoluta vulnerabilidad, agravando los cuadros que padecen".

Algunos grupos de personas "colocan música durante horas, a lo que se les suman los cantos, los bombos, la pirotecnia; en contraposición a lo dispuesto en la Ordenanza 11.213 y a los artículos 69 y 76 del Código de Faltas municipal.

"La sensación que tenemos es que la Municipalidad solamente protege a un sector. El resto de los vecinos del club, que vivimos en Av. Juan José Paso, entre Francia y Bv. Zavalla y zonas aledañas, nos dejan librados a nuestra suerte, mostrando una total indiferencia ante los hechos que venimos planteando desde hace meses".

Los vecinos firmantes pidieron a AIRE mantener sus nombres en reserva, por temor a sufrir represalia de los protagonistas de los hechos denunciados.

Dejá tu comentario