menu
search
Santa Fe La Esquina Encendida | Santa Fe | Jorge Prieto

Cierra el vacunatorio de La Esquina Encendida: alegría, angustia y un equipo de salud que pasará a la historia

En el penúltimo día del mega vacunatorio que se montó un año y medio atrás en el espacio cultural ubicado en la equina de avenida Facundo Zuviría y Estanislao Zeballos, AIRE dialogó con el Secretario de Salud Jorge Prieto. Anécdotas, emociones y el recuerdo de una pandemia que marcó la vida de los santafesinos.

El funcionario recordó en diálogo con Luis Mino por Ahora Vengo el primer día de vacunación de los mayores de 90 años en el centro cultural de la equina de avenida Facundo Zuviría y Estanislao Zeballos, el 1° de marzo del 2021. Ese día una imagen le quedó grabada para siempre: "La cara de Margarita. No tenía su turno, oportuna bajó del colectivo con un bolsito de red, con sus 90 años y dijo yo quiero vacunarme porque quiero abrazar a mis nietos".

Para Prieto el cierre de este mega vacunatorio es histórico y tiene dos caras: “Va a ser un choque de dos emociones muy importantes. Por un lado, la alegría de que estamos parados ante una situación epidemiológica diferente (...); y por otro, la angustia de haber vivido con frío, calor, improvisaciones de ingeniería que podíamos articular en el momento, para llegar lo antes posible".

Embed

En el penúltimo día del mega vacunatorio, AIRE recorrió las instalaciones y habló con Emil Echagüe, una enfermera que estuvo desde el primer día, entre los tantos trabajadores de la salud que pasaron por el lugar. Manifestó hoy sentir la "alegría de que se cumplió" con el objetivo y recordó que a pesar de las dificultades, la gratificación de poder llevar a todos la "esperanza" de la vacuna los sostuvo. "En ocasiones nos costó trabajar con mucha gente, largas colas y nerviosismos. Pero después la parte gratificante son los abuelos que venían contentos, aplaudían", comentó la enfermera que tuvo el honor de vacunar en La Esquina Encendida a su propia nieta.

Embed

"Cuando le tocó el turno a mi nieta de 7 años, vinieron e hicieron todo el triage, las preguntas en el vacunatorio, hasta el pinchazo. Se me cayó una lagrimita, pero sabíamos que era para la salud de ella", relató con emoción.

Esquina Encendida.jpg
Parte del equipo de salud del vacunatorio de La Esquina Encendida, que cierra este jueves.

Parte del equipo de salud del vacunatorio de La Esquina Encendida, que cierra este jueves.

Para Emil lo que más va a extrañar de La Esquina Encendida es el equipo de trabajo que se formó, pero su labor hoy sigue. "Vamos a extrañar el lugar, el grupo, el estar acá. Vamos a extrañar a los chicos de Desarrollo Social que nos acompañaron, los profes, la gente de limpieza; todos nos dieron una mano. Pero yo sigo con vacunación en territorio".

En plena entrevista, una oyente de AIRE que sobrevivió al covid se sumó a la charla para destacar el trabajo de los equipos de salud. "Ver que se cierra ese vacunatorio me trae a mi retina las colas que había para vacunarse, la necesidad que había. Para mí en esa vacuna estaba la vida", comentó la mujer que también pasó la enfermedad en internación en el Cullen. "Lo que más me impactó fue el amor del personal de salud, no solo me trataban en la parte clínica, sino también en lo emocional", confesó.

A partir de ahora, la aplicación de dosis seguirá de manera descentralizada en la provincia. Para que las personas sepan a dónde acudir para la aplicación de las vacunas, se habilitará una web donde se podrá consultar los centros de vacunación habilitados, sus ubicaciones y horarios.

El momento más duro de la pandemia

Prieto recordó lo duro que fue enfrentar la pandemia allá por el 2020, antes incluso de que llegues las vacunas. "Uno ve hacia atrás y me angustia lo que vivimos y cómo lo tuvimos que asumir. Pese a eso nunca nos dominó el miedo", sostuvo; aunque confesó que en sí tuvo "temor de llevar la muerte a su casa"

Embed

—¿El día más complicado y difícil de estos dos años de pandemia?

—El momento para mí más angustiante fue cuando tuvimos que disponer de distintas entradas en nuestro domicilio porque veíamos que la posibilidad de morir estaba a la vuelta de casa; porque algo que era invisible a la gente, nos amenazaba permanentemente. Yo llegaba a mi casa, entraba por el garage, me cambiaba de ropa, limpiaba mis zapatos con un trapo embebido en lavandina, me duchaba y después entraba con el temor de llevar a mi casa la muerte.

"En su momento luchamos sin tener una vacuna puesta y acompañamos y contuvimos en todo momento".

El secretario de Salud de la provincia destacó el trabajo del personal sanitario, de la gestión y de todos los santafesinos durante la pandemia. "La estrategia que demostró Santa Fe en el mundo fue destacada. (...) La pandemia nos permitió crecer, nos mostró que teníamos que ir modificando. Este Ministerio de salud siempre fue consultivo y agradecemos a los medios porque fueron cautelosos, teníamos que elegir la palabra justa para llevar tranquilidad. Una provincia de pie estuvo acompañando", cerró.