miércoles 18 de mayo de 2022
Santa Fe Bajante del río Paraná | Ciudad de Santa Fe | Río Paraná

Bajante del Paraná: el río desciende rápido en la ciudad de Santa Fe luego del repunte por las lluvias

Un móvil de AIRE confirmó que el río oscila en -0,17 metros en el Puerto de Santa Fe, un nivel que está a 27 centímetros de los 0,10 metros que midió el domingo. La medición oficial de Prefectura se informará al mediodía. Cómo seguirá la tendencia en los próximos días.

El repunte en el nivel del río que provocaron las lluvias en la ciudad de Santa Fe se interrumpió rápidamente. En el móvil de AIRE, Ignacio Laurenti confirmó este martes que el río ahora oscila en -0,17 metros en el hidrómetro del Puerto de Santa Fe (la medición oficial la informará Prefectura Naval al mediodía) y las proyecciones del Instituto Nacional del Agua (INA) advierten que se pronostican niveles bajos en la cuenca del río Paraná hasta marzo.

Bajante rio Parana.png

El pronóstico del INA define una tendencia de mínima, una central y una de máxima para los próximos días. Para el 1 de febrero proyecta un nivel de -0,50 metros en el pronóstico de mínima. Son niveles todavía más bajos que el récord del 17 de enero de este año (-0,23), el nivel más bajo desde 1945. Pero lo que los técnicos consideran más probable, es que el río oscile entre los -0,09 metros y los -0,23, como sucede ahora.

Embed

En las ciudades que están aguas arriba de Santa Fe, como Corrientes, Goya y Reconquista, también se espera que el nivel del río descienda en los próximos diez días.

BAJANTE 5.jpg
La bajante en el río Paraná es la más importante desde 1945. Así estaba la laguna Setúbal el 17 de enero, cuando en el puerto el río midió -0,23 metros.

La bajante en el río Paraná es la más importante desde 1945. Así estaba la laguna Setúbal el 17 de enero, cuando en el puerto el río midió -0,23 metros.

Lo más importante está en la mirada de mediano plazo. El INA no espera una recuperación significativa en el tramo argentino del río Paraná durante las próximas semanas. "Prevalece una condición general de disminución de los caudales entrantes al tramo argentino del río Paraná. Los niveles fluviales continuarán en la franja de aguas bajas. La tendencia climática al 31 de marzo es desfavorable", precisa el último pronóstico del Sistema de Alerta Hidrológico de la Cuenca del Plata (INA).