martes 11 de enero de 2022
Política | Emilio Jatón | Concejo de Santa Fe | Presupuesto

Con fuertes críticas de la oposición, el Concejo aprobó el presupuesto 2021 y la ordenanza tributaria

Este martes y en medio de fuertes críticas de la oposición, el Concejo Municipal de Santa Fe aprobó las dos principales ordenanzas para un Ejecutivo: el presupuesto y la norma tributaria.

Este martes, el Concejo Municipal aprobó ambos Mensajes enviados por el Ejecutivo pero con fuertes críticas del arco político opositor. El presupuesto contó con los votos positivos del FPCyS, del PJ, parte de bloque de la UCR y de Juntos por el Cambio y se abstuvieron los ediles Carlos Pereira e Inés Larriera.

En la reunión de labor parlamentaria, el proyecto de presupuesto sufrió modificaciones. El presupuesto se fijó en $16.169.927.351 los gastos corrientes y de capital de todo el sector público municipal (administración central, organismos descentralizados e instituciones de seguridad social). Y el cálculo de recursos corrientes y de capital destinados a atender esos gastos se estableció en $16.391.541.680.

concejo4.jpg
Este martes, el Concejo Municipal aprobó ambos Mensajes enviados por el Ejecutivo pero con  fuertes críticas del arco político opositor. El presupuesto contó con los votos positivos del FPCyS, del PJ y parte de bloque de la UCR y se abstuvieron los ediles Carlos Pereira e Inés Larriera.

Este martes, el Concejo Municipal aprobó ambos Mensajes enviados por el Ejecutivo pero con fuertes críticas del arco político opositor. El presupuesto contó con los votos positivos del FPCyS, del PJ y parte de bloque de la UCR y se abstuvieron los ediles Carlos Pereira e Inés Larriera.

En el mismo se prevén obras con reclamos históricos, como la provisión de agua potable para barrio Colastiné Sur, a puesta en valor de Avenida Galicia y el camino viejo a Esperanza; infraestructura, iluminación, bacheo y espacios públicos en barrios de la ciudad, principalmente en el cordón oeste; y una readecuación del sistema de bombeo de la ciudad que contará con una red de telegestión.

Dentro de las acciones previstas para dicho programa, se incluyen importantes obras de mejorado de calles, desagües y recuperación de espacios públicos en los barrios priorizados del cordón sur, oeste y norte de la capital provincial. Y también el desarrollo de 20 Estaciones Municipales que serán espacios municipales donde se trabajará junto a las familias y las redes de instituciones en la atención de las problemáticas sociales de cada zona, promoviendo políticas de cuidado y desarrollando acciones de participación ciudadana.

Para el próximo año se prevé la construcción de cinco nuevos y los otros 15 serán reacondicionados. El presupuesto incluye obras de infraestructura centrales para los barrios, pero también una gran cantidad de proyectos de salud, educación, cultura y cuidados que hacen foco, principalmente, en nuestras infancias, los jóvenes, las mujeres, las personas con discapacidad y los adultos mayores.

La encargada de defender los Mensajes del Ejecutivo en el recinto fue la concejala del FPCyS, Laura Mondino quien calificó como “muy positivo” el proyecto de presupuesto 2021.

En primer lugar, Mondino destacó el valor del plan Integrar y las obras que están incluidas. “Se trata de un proyecto plural, transversal y colectivo en el que estamos tejiendo voluntades entre el Estado, las organizaciones sociales y los vecinos y vecinas, para mejorar la calidad de vida en nuestros barrios y favorecer la convivencia social”, precisó.

Para la concejala “las obras que incluye vienen a reforzar este sentido de la convivencia, porque van a cambiar seguramente la vida de muchas personas, como es el caso de la provisión de agua potable para Colastiné Sur con una inversión de 32 millones de pesos”.

La concejala resaltó los 939 millones de pesos que se van a invertir en obras de bacheo, mejorado de calles, iluminación y obras hídricas en barrios del cordón oeste. “Nos parece muy importante además el anuncio de la creación de un sistema de 20 Estaciones, porque implica la presencia real del municipio en cada barrio, atendiendo de manera eficaz los problemas cotidianos”, sostuvo.

"Venimos de la historia de un gobierno municipal que se cansó de posar para la foto. Que prometió irresponsablemente y anunció inversiones que nunca llegaron, o que llegaron a medias”, recordó Mondino y aseguró que “el año próximo nos va a encontrar frente al desafío de aprender nuevamente a habitar el espacio público. Por eso la inversión para mejorar algunos de ellos nos parece fundamental. Se va a invertir más de $238 millones en reparar lugares como Avenida Galicia, el Camino Viejo a Esperanza o el Ex Ferrocarril Mitre”.

La concejala también remarcó la importancia de planificar políticas públicas con perspectiva de género. “Se apunta a trabajar en la promoción de derechos, nuevas masculinidades y un Programa de Hábitat para acompañar a las víctimas de violencia de género. El presupuesto será de más de 44 millones, un 47% más que el año pasado”, indicó.

El concejal de la UCR-Juntos por el Cambio, Carlos Suárez, criticó el proyecto de ordenanza de Presupuesto Municipal y aseguró que “se desatiende claramente los servicios públicos, y se aleja de los problemas cotidianos que aquejan diariamente a los vecinos de la ciudad. Es un Presupuesto sin rumbo”.

Al analizar la iniciativa en relación a la seguridad, Suárez remarcó que hay un retroceso en materia de inversión. “No se va a invertir en ninguna cámara adicional para el monitoreo, las mismas 291 del año 2019, se mantendrán este año y la misma cifra el año entrante. Lo mismo sucede con las alarmas monitoreadas, no se prevé incrementar la cantidad existente. Tampoco hay incorporación de nuevas unidades de patrullaje, ni equipamiento para la GSI. Nos preocupa mucho esto, porque la inseguridad es uno de los principales problemas de los vecinos”, señaló.

Sobre las obras públicas, el concejal radical advirtió que también habrá un ajuste. “También va a sufrir ajuste, con una dependencia fenomenal del Estado central; y lo que se realiza con fondos municipales, centralmente, es a través de la emisión de deuda que tampoco sabemos los tiempos que van a llevar las operaciones de créditos que se autorizan en este proyecto; en un año con fuertes inestabilidades financieras internas y externas”, indicó.

Otro de los puntos que preocupa al edil Suárez es la producción. Al respecto, expresó que “cuando miramos el presupuesto, lo único que observamos es mayor presión fiscal y menor apoyo a las pymes locales”.

“La Secretaría con menor presupuesto municipal es la de Producción y Desarrollo Económico, con apenas el 1.5% asignado sobre el presupuesto total de gastos de más de 13 mil millones de pesos”, señaló a la vez que calificó de “vergonzoso” que se le hayan asignado apenas $1.700.000 a la promoción del desarrollo de industrias.

“Son pésimas noticias para los sectores productivos y para el sector turístico, en momentos en donde se necesita un Estado local fuerte en materia productiva y de desarrollo económico, que acompañe la recuperación económica que necesita la ciudad”, afirmó el edil.

Por su parte, los concejales Carlos Pereira e Inés Larriera también tuvieron duros conceptos sobre el contenido del presupuesto municipal. "Dicen que la deuda heredada nos les permitió hacer nada y en este presupuesto proponen aumentarla", destacaron.

Respecto al financiamiento previsto para las obras públicas, los ediles advirtieron que “no cuestionamos que el Intendente pida endeudarse, pero es momento de sincerarse y hacerse cargo de los graves problemas de gestión que explican la ausencia de obras públicas”. Asimismo, indicaron que “se plantean hacer obras que vemos como ficticias, porque no tienen financiamiento real y dependen de convenios que no están firmados, ni con provincia ni con nación”.

“Además, queda en claro que no les importa la seguridad, que es la principal preocupación de los vecinos, ni salud en un año donde la pandemia va a seguir estando en el tapete", remarcaron los concejales.

Sobre la deuda municipal, los ediles radicales expresaron que “llama la atención que después de haberle echado la culpa a la deuda que recibieron, ahora opten por hacerla crecer".

Ordenanza tributaria

Éste Mensaje no sólo tuvo el voto negativo del PJ sino que también se abstuvieron los concejales Pereira y Larriera.

En el despacho las subas en tributos y derechos para al año que viene se estiman en un promedio del 27%. Vale destacar que no habrá aumentos sobre el Derecho de Registro e Inspección (Drei), y la Tasa General de Inmuebles (TGI) seguirá con las actualizaciones por Zonas Inmobiliarias (sin un tope del 8% trimestral).

En desarrollo