menu
search
Policiales | Policía |

Seguirá preso el jefe de la Policía Vial que ordenaba no controlar a sus conocidos

Entre los 35 hechos imputados se encuentran advertencias de controles de alcoholemia, colectivos sin revisión técnica y camiones de carga de hacienda sin papeles. El juez García Troiano dictó la prisión preventiva para Luis Mariano Veloteli.

El fiscal Ezequiel Hernández endilgó un total de 35 hechos delictivos cometidos entre octubre de 2021 hasta su detención en julio de 2022. El policía imputado cuenta con la asistencia de las abogadas defensoras Celeste Roa Hertelendi y María Elena Marucci.

Leer más ► Imputaron a dos jefes y a tres agentes de la Policía de Seguridad Vial por coimas

garcìa troiano.jpg
García Troiano dio por acreditados los hechos y los riesgos procesales y dictó la prisión preventiva

García Troiano dio por acreditados los hechos y los riesgos procesales y dictó la prisión preventiva

Los hechos

Hernández explicó que la investigación comenzó tras la detención del exjefe de la Policía Vial en Rafaela, Javier Gorosito. Al peritar su teléfono celular se detectaron comunicaciones con el jefe en Santa Fe, Veloteli, que permitió detectar posibles maniobras ilícitas perpetradas en Santa Fe; la Fiscalía solicitó la intervención del teléfono del uniformado en octubre de 2021 y a través de las escuchas se detectaron los delitos que fueron imputados a Veloteli y a otro miembro de la fuerza, David Cadenas, quien también se encuentra detenido y en miras de firmar un procedimiento abreviado.

Veloteli fue imputado como autor de 35 hechos perpetrados entre octubre de 2021 y julio de 2022, todos hechos cometidos en el ejercicio de sus funciones como jefe de la Policía de Seguridad Vial en Santa Fe. Las maniobras, permanentes y habituales, consistían en beneficiar a allegados, conocidos y familiares para que logren evitar los controles viales, o si eran multados, evitar el pago de esas multas.

Hernández detalló que el policía se comunicaba con sus subalternos que se encontraban en los puestos de control para avisarles que si pasaba un camión con una determinada patente no debía ser detenido; además, les avisaba a sus conocidos donde iban a funcionar puestos de alcoholemia o comunicaba a los policías del puesto que no los multen, que “él se encargaba”.

Operativo ACP.jpg
El jefe de la Policía Vial fue imputado como autor de 35 hechos delictivos

El jefe de la Policía Vial fue imputado como autor de 35 hechos delictivos

Entre los hechos detallados a modo de ejemplo, se encuentra el caso de un camión que llevaba 10 cabezas de ganado sin ningún tipo de documentación, y que Veloteli dio la orden de dejarlo pasar: “yo lo hago, pero no es así”, le respondió el policía que se encontraba realizando el control. En esa misma comunicación, el jefe informó que iba a enviar la imagen de dos patentes de camiones que iban a pasar a la noche, y que no debían ser detenidos.

Otra comunicación fue con un chofer de colectivos que trasladaba personas al boliche Teos en Esperanza, y que “sólo le faltaba la revisión técnica”. Veloteli dio la orden de no detener el vehículo. En otra oportunidad, le informó a un camionero dónde se encontraba ubicado un puesto de control de alcoholemia.

El fiscal valoró que los hechos cometidos por Veloteli contribuyen a la falta de control vial que puede generar siniestros que se cobran las vidas de tantas personas en las rutas de la provincia: “acá vemos que la falta de control no es por negligencia, sino por corrupción”, remarcó Hernández.

MPA Ezequiel Hernández_MG_5315_MTH_1200.jpg
Los hechos son investigados por el fiscal Ezequiel Hernández

Los hechos son investigados por el fiscal Ezequiel Hernández

Leer más ► Detuvieron a policías de Seguridad Vial por sospecha de coimas en distintos puntos de la provincia de Santa Fe

Riesgos procesales

La defensa de Veloteli intentó cuestionar los hechos atribuidos y sostuvo que no se trataban de órdenes emanadas por un superior, sino de “favores” o “gauchadas” que los policías decidían cómo resolver las situaciones. Además, remarcó que el imputado es policía desde el 2000 y sólo tiene una sanción por no haber asistido a cumplir un servicio adicional.

Roa Hertelendi además remarcó que la pena de los delitos atribuidos oscilan entre el mes y los dos años de prisión, por lo que corresponde una condena de ejecución condicional al no contar Veloteli con ningún tipo de antecedentes, y propuso medidas alternativas a la prisión preventiva.

El juez García Troiano dio por acreditados los hechos atribuidos por el fiscal y la existencia de riesgos procesales por los que Hernández había solicitado imponer la prisión preventiva. En la causa, los subalternos de Veloteli fueron identificados dactiloscópicamente y pueden ser citados como testigos o imputados, al igual que el resto de las personas que fueron beneficiados por el uniformado.

Además, el magistrado compartió el criterio fiscal sobre la posible pena de ejecución efectiva: por la cantidad de hechos atribuidos, la suma de las máximas supera los 60 años de prisión. En este sentido, García Troiano valoró que con su accionar, el imputado creaba peligros en el tránsito que estaba obligado a controlar por su función en la fuerza, y dispuso la prisión preventiva.

Delitos

Los hechos fueron calificados como abuso de autoridad por dictar órdenes contrarias a derecho, en 30 oportunidades; abuso de autoridad de incumplir deberes legales y revelación de secreto y omisión de control de transporte de traslado de hacienda.

Temas