viernes 24 de junio de 2022
Policiales Homicidios en Santa Fe | Homicidios | Santa Fe

En la provincia de Santa Fe y en el departamento La Capital hubo menos homicidios en 2021 que durante todo el año de la cuarentena

Tanto en la provincia de Santa Fe, como en el departamento La Capital, hubo menos asesinatos en 2021 que en 2020. La excepción fue el departamento Rosario, donde hubo más muertes y crecieron los homicidios vinculados con el crimen organizado.

La ciudad de Santa Fe arrancó 2022 con marcados niveles de violencia, ya que se produjeron en promedio dos homicidios en lo que va del año. Sin embargo, a lo largo de todo 2021 en el departamento La Capital y en la provincia de Santa Fe se produjeron menos homicidios que en 2020, a pesar de que ése fue el año de la prolongada cuarentena por coronavirus que restringió la circulación de personas en el país durante más de 150 días. La excepción a esta tendencia provincial fue el departamento Rosario, donde no sólo hubo más asesinatos, sino que además los homicidios vinculados al crimen organizado crecieron y superaron a las muertes por conflictos interpersonales.

El dato surge del reporte anual realizado por el Observatorio de Seguridad Pública del Ministerio de Seguridad, la Secretaría de Seguridad de Policía de la Provincia y la Secretaría de Política Criminal y Derechos Humanos del MPA, donde se detallan características de los asesinatos ocurridos en el territorio provincial.

Homicidios en Rosario 3.jpeg
En Rosario crecieron los homicidios cometidos en contexto de crimen organizado y economías ilegales y marcó su registro más alto de los últimos seis años | Imagen ilustrativa

En Rosario crecieron los homicidios cometidos en contexto de crimen organizado y economías ilegales y marcó su registro más alto de los últimos seis años | Imagen ilustrativa

Cuántos homicidios hubo en Santa Fe durante 2021

En 2021 se registraron en la provincia de Santa Fe 358 homicidios, por debajo de la cantidad de asesinatos que ocurrieron en 2020, y en el periodo 2014 - 2016. En tanto, es la misma cifra que la registrada en 2018 y superior a las contabilizadas en los años 2017 y 2019.

La mayoría de los homicidios en el territorio provincial se cometieron con armas de fuego: los investigadores contabilizan casi ocho de cada diez. En tanto, algo más de una de cada diez muertes fue provocada con un arma blanca y casi un 8% de las víctimas fueron atacadas con otros medios (golpes, quemaduras, asfixia, entre otros).

grafico homicidios santa fe para web 1.jpg

Las víctimas de los asesinatos en Santa Fe

En cuanto al género de las víctimas, 9 de cada 10 fueron varones y 36 víctimas fueron mujeres, trans y travestis. En nueve de los hechos en donde la víctima del homicidio es una mujer se detectaron, en principio, elementos de violencia de género. Se trata de un porcentaje comparativamente bajo (25%) si se tiene en cuenta que durante 2020 hubo 45 mujeres víctimas y que en 26 de estos casos (57,8%) se detectaron elementos de violencia de género.

El hecho de que no se detecten elementos de violencia de género en las investigaciones no quiere decir no haya existido; algunos de los casos que hoy no se cuentan como femicidios podrían ser incorporados por la dinámica de las investigaciones.

En cuanto a las edades de las víctimas, la mayoría sigue correspondiendo a la franja entre 15 y 35 años: tres de cada diez tenía entre 15 y 24 años al momento de su muerte, y un porcentaje similar se encontraba entre los 25 y los 34 años. A su vez, casi dos de cada diez fallecidos/as tenían entre 35 y 44 años. En particular, las víctimas de homicidio tenían con mayor frecuencia entre 20 y 29 años al momento del hecho de violencia que provocó su muerte.

grafico homicidios santa fe para web 2.jpg

Días y lugares de los homicidios en Santa Fe

Durante 2021 siete de cada diez homicidios se cometieron en la vía pública. Este porcentaje es el más alto desde 2016, similar a los niveles de 2014 y 2015. Dos de cada diez muertes sucedieron en domicilios particulares, un valor que viene retrocediendo desde el año 2017, momento en el que el 35% de los homicidios ocurrió en estas locaciones.

Uno de cada tres homicidios registrados en la provincia ocurrió el fin de semana, en especial los días sábados o domingos; y casi dos de cada tres se dieron en horarios vespertinos/nocturnos (entre las 18 y las 6).

Como la lógica lo indica, los departamentos La Capital y Rosario aglutinan el 22,3% y el 67,3% respectivamente del total de homicidios de la provincia. El departamento del sur de la provincia aumentó el porcentaje de crímenes ocurridos en esa jurisdicción respecto a los años anteriores: entre 2014 y 2020 el porcentaje de casos ocurridos en ese territorio representó entre el 47% y 57% del total de homicidios de la provincia.

En el departamento La Capital se da la situación inversa: el porcentaje de homicidios ocurridos descendió desde el 25/34% a la cifra actual. En tanto, sólo tres departamentos de la provincia no registraron homicidios: Belgrano, Garay y San Martín.

grafico homicidios santa fe para web 3.jpg

Por qué se mata en Santa Fe

En la provincia, poco menos de la mitad de los homicidios durante 2021 obedecieron a motivaciones asociadas con organizaciones criminales y economías ilegales, y casi uno de cada tres se inscriben en principio en situaciones interpersonales.

En 2020, estas dos categorías también acumularon más del 75% de los casos, sin embargo, el porcentaje superior fue el de homicidios por conflictos interpersonales; no sucedió lo mismo en el departamento Rosario, que fue la excepción: allí creció en 2021 el porcentaje de muertes relacionadas con el crimen organizado, mientas que las muertes por conflictos interpersonales ocuparon el segundo lugar.

grafico homicidios santa fe para web 4.jpg

En tanto, siete de cada diez homicidios en la provincia fueron planificados previamente, mientras que casi uno de cada cuatro casos fueron resultado de agresiones espontáneas. En tanto, uno de cada tres asesinatos fue cometido por mandato o pacto previo.

Finalmente, se registraron 28 homicidios en los que, hasta el momento, hay indicios para sostener que las víctimas no eran los/as destinatarios/as principales de las agresiones.

Dejá tu comentario