menu
search
Economía Jubilaciones | Ansés | Sergio Massa

Jubilados: sin bono en agosto, a pesar de la mayor inflación

Anses tiene listos los recibos de agosto de más de ocho millones de jubilados y pensionados sin ningún bono. Tampoco está previsto un "refuerzo de ingresos" para los sectores más vulnerables.

Anses tiene listos los recibos de haberes de agosto de los más de ocho millones de jubilados y pensionados a los mismos valores de junio y julio, es decir, sin ningún bono, como sí se otorgaron durante el segundo trimestre de este año para las jubilaciones y pensiones más bajas (hasta $6.000 en abril y hasta $12.000 en mayo).

Tampoco está previsto un “refuerzo de ingresos” para los sectores vulnerables que recibieron bonos de $9.000 en mayo y junio. O como los $11.000 que se otorgaron para los beneficiarios del plan Potenciar Trabajo.

Si con la llegada de Sergio Massa al gabinete nacional se adopta la decisión de otorgar un bono, Anses podría abonarlo en agosto confeccionando un calendario especial de pago.

Luego, a mitad de agosto, se conocerá a cuánto ascenderá la movilidad trimestral de septiembre-noviembre.

Leer más ► La jubilación docente, en la mira del Gobierno y del FMI

En junio, las jubilaciones y pensiones aumentaron el 15% según la fórmula de movilidad, lo que sumado al 12,28% de marzo, representó una suba del 29,12% en el primer semestre versus un promedio del 36,2% y 39,9% en el rubro alimentos. Para los que no recibieron ningún bono, punta a punta representó una pérdida del 5,2% sin considerar la pérdida inter trimestral.

Con un 7 u 8% de inflación estimado para julio, y otro porcentaje similar para agosto, la totalidad de los jubilados y pensionados enfrentaron, están enfrentando y deberán enfrentar las remarcaciones de precios con los mismos valores de haberes mensuales que cobraron en junio, sin ningún bono compensatorio. Esto significa que en agosto, en apenas dos meses, la pérdida del poder de compra de las jubilaciones puede rondar entre el 13 y 15%.

Leer más ► Para Alberto lo que es de Alberto: la lapicera a favor de la inclusión jubilatoria

Ese deterioro se suma a la fuerte pérdida que experimentan los jubilados y pensionados desde septiembre de 2017, con la reforma previsional de Mauricio Macri, luego con los aumentos por decreto de Alberto Fernández en 2020 y desde entonces con la espiral inflacionaria que en julio alcanzará un nuevo récord.

Con las jubilaciones de docentes nacionales el deterioro es mayor. Es que los 166.000 jubilados docentes nacionales recibieron en marzo un incremento del 9,38% y como disponen de un régimen especial con incrementos semestrales, deberían esperar a septiembre para recibir el próximo aumento, acumulando ya en agosto una pérdida este año del orden del 30%.

Leer más ► Jubilados vs. inflación: para Mastropaolo es necesario recuperar el poder adquisitivo de los adultos mayores

Diputados kirchneristas, liderados por Hugo Yasky, presentaron un proyecto de resolución solicitando al Poder Ejecutivo que el índice de movilidad de los jubilados docentes se aplique en forma trimestral y retroactivo a junio.

El Congreso no trató el tema y el Ministerio de Economía ni siquiera consideró aprobar esa medida y por eso en julio los jubilados docentes percibieron lo mismo que vienen cobrando desde marzo, debiendo esperar a septiembre para recibir el próximo aumento.

Desde la Confederación de Trabajadores de la Educación de la República Argentina (CTERA) dicen que, por ahora, desde el Gobierno no respondieron el reclamo efectuado.

Dejá tu comentario