jueves 16 de julio de 2020
Economía | Deuda externa |

Acreedores dispuestos a negociar la deuda pero reclaman precisiones sobre el plan económico

Los bonistas ven inevitable una quita y estarían dispuestos a hacer concesiones.

Tras el pedido del FMI de una "contribución apreciable", acreedores internacionales de la Argentina comenzaron a manifestar hoy su disposición a renegociar la deuda, pero reclaman precisiones sobre el plan económico para reactivar la economía del país.

El presidente de Greylock Capital, Hans Humes -uno de los líderes y voceros de acreedores privados que renegociará la deuda con el gobierno argentino-, se mostró partidario de "trabajar con la Argentina para proporcionar un alivio suficiente para permitir que el gobierno cubra las necesidades sociales básicas de sus poblaciones".

"No nos sorprende la declaración del FMI, pero hubiéramos recibido con agrado más datos analíticos que podrían ser la base para ver qué brechas existen y cómo los acreedores pueden ayudar a cerrar esas brechas", sostuvo Humes, según declaraciones citadas por Clarín.

Humes fue copresidente del Comité Global de Bonistas de Argentina tras el default del 2002, y también en la reestructuración de la deuda de Grecia.

fmi grande 3

Los acreedores privados están dispuestos a hacer concesiones de la misma manera que el FMI.

Humes agregó que "el Fondo y los acreedores privados tendrán que trabajar con Argentina para proporcionar un alivio suficiente sobre la base del valor presente neto para permitir que el gobierno argentino cubra las necesidades sociales básicas de sus poblaciones".

Consideró "fundamental que Argentina y la Provincia de Buenos Aires busquen asesores financieros para poner esta crisis en el contexto adecuado de cómo se han manejado las cosas en otros países".

Dijo que el ministro Guzmán tiene "una comprensión sofisticada de los problemas de deuda. Lo que es necesario es que haya alguien con habilidades pragmáticas complementarias que asesore. Muchos de los acreedores involucrados en este proceso han pasado por situaciones más complicadas que las que presenta Argentina ahora".

Leer más► Tras la visita del FMI, Guzmán dijo que el Gobierno seguirá "dialogando" con el organismo

Sostuvo que "el tema de los recortes de capital o las concesiones de interés son solo diferentes opciones que deberán negociarse cuando se inicie un proceso más formal".

Recordó que "en el caso de Grecia, aceptamos una quita del 53,5%. El sector oficial negoció una reducción del valor presente neto que fue similar, pero fue con extensiones de vencimiento extremadamente largas y reducciones en las tasas de interés".

Humes dijo que la Argentina "no está cerca de la situación en la que estaba Grecia o francamente donde estaba en 2001".

Por su parte, Jorge Piedrahita, CEO de Gear Capital Partners, consideró que la Argentina "debe hacer una propuesta, que debe estar consensuada con el FMI si se le solicita al organismo que extienda los vencimientos de capital en los próximos años".

Para el experto, "una quita en valor presente es inevitable”.

Debe ser una combinación de factores: reducción en los cupones de interés, extensión de los vencimientos de capital y quita del principal adeudado", señaló, y entiende que la contribución significativa que el organismo está pidiendo a los bonistas "implica una quita de más del 50%, aunque los precios en el mercado secundario ya están asumiendo ese recorte".

Piedrahita cree que el FMI "naturalmente apoya la posición del ministro Guzmán, pero esto es lo usual para la entidad en esta etapa. No hay claridad sobre lo que el funcionario le pide al FMI, si un programa de Facilidades Extendidas u otro Stand by".

Dijo que "el apoyo de Estados Unidos es clave, pero la política exterior de Alberto Fernández o los comentarios de Cristina Kirchner no ayudan para lograr un apoyo político de la administración Trump. No queda claro que tendrán ese apoyo".

Dejá tu comentario