miércoles 14 de julio de 2021
Actualidad |

La cobertura de la Guerra de Malvinas: del “estamos ganando” al “¿tenían frío?”

El conflicto se cubrió bajo la estricta censura de la dictadura. En las históricas tapas de la revista Gente quedó documentada la transición del “triunfalismo” a la dura derrota, a pesar de la valentía de los soldados argentinos.

Redacción Aire Digital

“Estamos en guerra” titula la tapa de Gente del 29 de abril de 1982. En la revista se narra cómo los británicos tomaron las islas Georgias. También se publican fotos de la llegada de la flota inglesa al Atlántico Sur.

 

La tapa de la revista Gente del 6 de mayo de 1982 es histórica. En los primeros días de mayo, un grupo de soldados argentinos, cuerpo a tierra, están preparados para resistir el desembarco de las tropas inglesas en Puerto Darwin. El título, en primera persona, no deja lugar a dudas: “Estamos ganando” y es la volanta que acompaña todas las crónicas sobre la guerra. En la cobertura, se destaca que un avión Super Etendard de la Armada Argentina hundió el destructor Sheffield con un misil exocet.

 

A la semana siguiente (el 13 de mayo de 1982), la revista abre con una crónica de la primera victoria: la defensa antiaérea derribó dos aviones Harrier. En la tapa se destaca el hundimiento del crucero General Belgrano atacado por un submarino militar británico fuera de la zona de exclusión.

 

En la tapa del 20 de mayo de la revista Gente, el protagonista es el piloto argentino del avión A4B que hundió la fragata Brilliant. Hay fotos de soldados argentinos escribiendo “Saludos al principito” sobre una bomba de 500 kilos que luego sería lanzada contra la flota británica.

 

El 27 de mayo, la revista sigue con la misma línea en tapa: “¡Seguimos ganando!”, y en la bajada una enumeración de los daños a la flota británica: 6 buques hundidos y 21 aviones derribados. “Estamos destruyendo a la flota británica”, se insiste.

 

El 3 de junio, el tono triunfalista comienza a cambiar en la tapa. El título es: “La gran batalla”, porque comienzan los enfrentamientos que conducirán a los duros combates que concluyeron con la toma de Puerto Argentino.

 

El 17 de junio, en el título no se habla de la rendición sino de las dramáticas fotos de la batalla final. En la primera página hay un cable de DyN, que resume el acta que firmó el general Menéndez y el comandante de las tropas británicas. Ya hay una nota que habla sobre la tecnología de las armas británicas, que cuentan con telémetros láser, miras infrarrojas y formadores digitales para localizar objetivos de noche.

 

El 24 de junio, el título es “La Guerra que no vimos” y la bajada: “Lo que nadie mostró hasta ahora”. En la revista se destaca el valor de los soldados argentinos y se muestran las fotos de la rendición.

 

El 1 de julio, el contraste con el “Estamos ganando” de principios de mayo es brutal. Con la página en rojo, los editores de la revista se preguntan: “¿Había comida? ¿Tenían ropa adecuada? ¿Qué pasó con las armas? ¿Cuántos muertos hubo?”. En las páginas interiores, se suman las preguntas: ¿tenían frío? Y hasta ¿por qué se rindieron?

 

Lo que no hay es una sola línea que explique cómo se pasó del “Seguimos ganando” del 27 de mayo a la rendición de mediados de junio, en sólo dos semanas.

Dejá tu comentario