menu
search
Actualidad procesamiento | Seguridad | cuarentena

Confirman procesamiento al personal trainer de Olivos que agredió a un guardia y violó la cuarentena

Se trata de Miguel Angel Paz, el personal trainer que quedó filmado cuando atacó a golpes al empleado de seguridad de un edificio que le advirtió que no podía salir a la calle porque tenía que cumplir la cuarentena.

La Cámara Federal de San Martín confirmó el procesamiento del preparador físico de la localidad bonaerense de Olivos, acusado de violar la cuarentena por el coronavirus en marzo pasado y agredir a golpes a un vigilador que lo había denunciado tras volver al país desde Estados Unidos, informaron fuentes judiciales.

Se trata de Miguel Angel Paz (40), el personal trainer que quedó filmado cuando atacó a golpes al empleado de seguridad de un edificio que le advirtió que no podía salir a la calle porque tenía que cumplir el aislamiento obligatorio de 14 días que había ordenado el Gobierno nacional, según el fallo al que tuvo acceso Télam.

Paz había sido detenido el 15 de marzo tras la agresión al vigilador Gustavo Granucci y permaneció con prisión domiciliaria hasta el 25 de agosto, cuando el juez de Garantías 4 de San Isidro, Esteban Rossignoli, le concedió la excarcelación, a pesar de la oposición de la fiscalía.

Un animal ♂️| Un inquilino que reside en un edificio de la ciudad de Vicente López, en provincia de Buenos Aires, golpeó salvajemente al encargado de seguridad, luego de que lo denuncie por no quedar en cuarentena (por el coronavirus luego de haber realizado un viaje al exterior). La víctima del ataque denunció el suceso por lo que se inició un expediente judicial en el Juzgado Federal N° 2 de San Isidro por infringir los artículos 205 y 239 del Código Penal que contemplan la "propagación de una pandemía". No obstante ello, se radicó en la Unidad Fiscal de Vicente López una causa por "lesiones" ya que el guardia habría sufrido una fractura en su naríz.

Ahora, el Tribunal de Apelaciones confirmó el procesamiento y embargo de 100 mil pesos al entrenador, que fue considerado "autor penalmente responsable del delito de violación de las medidas adoptadas por las autoridades competentes, para impedir la introducción o propagación de una epidemia", en base al artículo 205 del Código Penal, que prevé penas de hasta dos años de prisión.

Leer más ► El personal trainer que golpeó a un guardia reconoció que fue "un cobarde" y pidió disculpas

"Con su proceder deliberado, violó las medidas -mandatos- instrumentadas por la autoridad competente tendiente a evitar la introducción o propagación de una enfermedad contagiosa", concluyeron los jueces de la Cámara Alberto Lugones, Marcelo Fernández y Juan Pablo Salas.

Para los magistrados, "su deliberado accionar, generó un peligro con posibilidad de afectar a un número indeterminados de personas".

El Tribunal sostuvo que se tiene por probado que Paz llegó al país el 12 de marzo último desde Estados Unidos, "y que, pese a conocer el deber legal de permanecer aislado durante 14 días impuesto por el DNU 260/2020, se ausentó de su domicilio en dos ocasiones, violando en consecuencia las medidas adoptadas por la autoridad competente para impedir -en este caso- la propagación del virus covid-19".

https://twitter.com/alferdez/status/1239351652546760704

El hecho, que motivó incluso comentarios del propio presidente Alberto Fernández en redes sociales y entrevistas, ocurrió el 14 de marzo cuando Paz salió a las 18.48 del edificio donde vive, en Rosales 2793, de Olivos, en el norte del conurbano, "corriendo y vestido con ropas deportivas, regresando a las 20.57".

Leer más ► Detuvieron al hombre que golpeó al vigilador que lo denunció por no cumplir la cuarentena por el coronavirus

Minutos más tarde, el imputado "egresó nuevamente de su vivienda, descendió hasta el hall principal del edificio, ingresó a la oficina de guardia y mantuvo una acalorada discusión con el vigilador".

El ataque, que quedó filmado por cámaras de seguridad, se produjo en la sala del vigilador, donde Paz comenzó a insultar y golpear al empleado de seguridad.

Es que Granucci le había advertido que no cumplía con el protocolo de sanidad dispuesto por el Gobierno nacional por el coronavirus para las personas que, como él, habían regresado de viaje a países donde circula el virus.

El acusado habría propinado al guardia "una golpiza que le provocó lesiones leves en su rostro y que lo colocó en situación de riesgo de contagio del virus", se recordó en el fallo.