menu
search
Policiales Video | procesamiento | Ejército

Rosario: confirman el procesamiento para el exmilitar que pidió a la población sublevarse en plena pandemia

La Cámara Federal rosarina confirmó el procesamiento a Aqulino Ortega como autor del delito de instigación a cometer delito, motín, amenaza de rebelión, a través de un video viral de whatsapp.

La justicia federal de Rosario investiga a un militar retirado por haber difundido a través de un video de whatsapp mensajes que convocaban a sus camaradas levantarse contra el gobierno nacional, a los pocos días de haberse impuesto el aislamiento social, preventivo y obligatorio para evitar la propagación de la pandemia de coronavirus.

Alberto Aquilino Ortega fue procesado en el mes de abril por el juez federal Carlos Vera Barros, a pedido de los fiscales Claudio Kishimoto y Claudio Palacín, tras una denuncia presentada por el director de Asuntos Jurídicos del Ejército argentino. En tal presentación expuso que el 1 de abril del corriente año comenzó a circular a través de la aplicación whatsapp un video realizado por un miembro del ejército, y que fue rápidamente viralizado dentro y fuera de la institución.

Leer más Indagaron a un militar retirado de Rosario que pidió a la población sublevarse y cometer delitos

En el video, Ortega, retirado del Ejército hace 18 años, insulta al presidente Alberto Fernández, lo califica de “delincuente”, y agrega “métame preso si quiere, no le tengo miedo al Coronavirus, prefiero morir de Coronavirus antes de seguir subyugado bajo su histeria consolidada de ser un estatista, totalitario, un comunista, maoísta, subversivo, hijo de re mil puta".

En otro fragmento del video, el Teniente Coronel Ortega llamó a sus camaradas a salir y los arengó a incitar, junto con él, a la población a liberarse de un supuesto régimen “totalitario, subversivo”, que tendría “esclavizado” al pueblo argentino.

El defensor de Ortega apeló el procesamiento y sostuvo que el video viralizado no puede tener ningún tipo de entidad para generar intranquilidad pública, “ni para movilizar o persuadir a nadie a hacer algo, puesto que es una persona que siempre se mantuvo en el anonimato, hace 18 años se retiró del ejército, carece de poder real de mando y acatamiento de órdenes por parte de las tropas activas”.

El letrado agregó que “la realidad de los hechos demostró que la reacción a esos dichos fue sorpresiva por lo desopilante, que sólo generó comentarios por curiosidad y que al poco tiempo pasaron desapercibidos”, y remarcó que a los pocos días Ortega expresó sus disculpas por las palabras que pudieron ser ofensivas, “lo cual es una demostración que tuvo un rapto de ira fugaz e inoportuno dos días antes, y que de ninguna manera es posible de ser castigado penalmente por no existir dolo directo como exige el artículo 212 del Código Penal”, sostuvo.

Procesamiento confirmado

El recurso de apelación fue tratado por la Sala A de la cámara federal de Rosario, integrada por los jueces José Guillermo Toledo, Fernando Barbará y Aníbal Pinedo, quienes rechazaron la pretensión del defensor y confirmaron el procesamiento de Ortega.

Leer más "En la Argentina hay varios Ortegas", dijo el fiscal que investiga al militar retirado que pidió a sus camaradas sublevarse

En su resolución, los camaristas remarcaron que lo planteado por el defensor de Ortega “no logran desvirtuar las acertadas apreciaciones que dictó el juez de grado al dictar el procesamiento”, y destacaron que “el medio utilizado para grabar el mensaje era idóneo como para provocar una difusión masiva entre la sociedad; que el encargado es un ex militar y el sentido de sus palabras habría sido peligroso y expuesto en un contexto tendiente a incitar al Ejército y a la población en general a rebelarse contra el gobierno constitucional, sumado a que se habría puesto en riesgo la tranquilidad pública en medio de una crisis mundial generada por la pandemia de covid, cuando el país se encuentra en un estado de aislamiento social preventivo y obligatorio, y cursando una recesión económica con tensiones políticas”.

En este contexto, Ortega fue procesado por violación al artículo 212 del Código Penal, que reprime al que públicamente incitare a la violencia colectiva contra grupos de personas o instituciones. “Esta clase de delitos no tiene como consecuencia un daño o lesión concreta, sino que basta con crear un peligro con real afectación en el ánimo de quienes integran la comunidad", citaron los jueces.

Los camaristas explicaron en su resolución por qué el video grabado por Ortega no encuentra protección en el artículo 14 de la Constitución Nacional, como es el derecho a la libertad de expresión de pensamiento: “las palabras que empleó el procesado para referirse al presidente "delincuente, hijo de remil puta, parásito, lacra, roña, miserable, mierda" son expresiones en las cuales resulta imposible hallar una idea o información alguna que deba ser protegida con el derecho de libertad de expresión”, sostuvieron.

Finalmente, en este sentido remarcaron que la Convención Americana de Derechos Humanos, si bien reconoce el derecho a la libertad de expresión sin censura previa, “establece responsabilidades ulteriores que deben estar expresamente fijadas por ley para asegurar lo que aquí interesa: la protección de la seguridad nacional, el orden público; y precisa que está prohibida toda propaganda a favor de la guerra y apología del odio nacional que constituyan incitaciones a la violencia o cualquier otra acción similar”.

Dejá tu comentario