miércoles 21 de abril de 2021
Policiales Santa Fe | Amenazas | Abril

Llamaba a sus víctimas y les respiraba: los cargos contra el odontólogo detenido por amenazas

Este jueves fue formalmente imputado de haber efectuado un total de 57 contactos telefónicos entre febrero y abril de este año. Para las fiscales, los llamados tuvieron como objetivo "amedrentar e infundir temor".

El odontólogo santafesino, Gonzalo P., de 43 años, fue formalmente imputado este jueves en los tribunales de Santa Fe por una causa que lo investiga por haber realizado múltiples amenazas, de manera telefónica, a un colega suyo. Los cargos fueron ventilados en una audiencia que tuvo lugar en la Sala I del subsuelo de tribunales y que fue presidida la jueza penal Sandra Valenti.

En su acusación, las fiscales del caso, Lucila Nuzzo y Gabriela Arri, le atribuyeron cometer “amenazas calificadas por ser anónimas reiteradas en concurso real”. Tal imputación fue luego de achacarle que llamó a un colega suyo y a la hija de este en 57 oportunidades entre febrero y abril.

Tales llamadas se dieron por medio de un "número privado", principalmente en horarios nocturnos y siempre con la misma modalidad: la víctima atendía y del otro lado se escuchaba una respiración que se intensificaba con el correr de los segundos. Sólo en una oportunidad, se escuchó la palabra “cuídate”. Para las fiscales, los contactos telefónicos tuvieron como objetivo “amedrentar e infundirle temor a las víctimas en virtud de la modalidad, insistencia, duración y cantidad de llamadas”.

audiencia bardina fiscales para web.jpg
La imputación estuvo a cargo de las fiscales, Gabriela Arri y Lucila Nuzzo.

La imputación estuvo a cargo de las fiscales, Gabriela Arri y Lucila Nuzzo.

La imputación reveló además que los contactos telefónicos se dieron de manera periódica:

  • 22 llamadas el 14 de febrero entre las 23.38 y las 0.16 del día siguiente, de las cuales nueve fueron para el odontólogo y trece para la hija de este.
  • 14 llamadas el 28 de febrero entre las 02.11 y las 5.04, de las cuales ocho fueron para el odontólogo amenazadas y seis para su hija.
  • 6 llamadas el 20 de marzo entre las 2.35 y las 2.39 que tuvieron como destino al hombre amenazado.
  • 7 llamadas el 21 de marzo entre las 3.06 y las 4.06, de las cuales dos fueron al hombre y cinco a su hija.
  • 6 llamadas entre el 31 de marzo y el 1 de abril, entre las 23.25 y las 19.25
  • 2 llamadas el 3 de abril pasado entre las 00.28 y las 00.29 horas.

Por el caso, se desarrollará una nueva audiencia, de medidas cautelares, en donde se tendrá que definir si el acusado queda detenido, con prisión preventiva, o transita la causa con alternativas a quedar alojado en un establecimiento carcelario.

Cargos acreditados

Durante la audiencia, la jueza Valenti debió resolver un incidente planteado por los abogados defensores del imputado, Ignacio Alfonso Garrone y Horacio Coutaz. Es que los letrados cuestionaron si realmente las llamadas tuvieron un contenido amenazante contra las víctimas.

“Hay 57 llamadas de las cuales 56 lo único que se menciona como sustento factico oyéndose el sonido de una respiración y en una sola llamada se escucha cuídate”, señaló Alfonso Garrone a la jueza. “Ni siquiera se menciona un contenido intimidante, lo único que hay una palabra que dice cuidate", dijo.

ignacio alfonso garrone.jpg
Ignacio Alfonso Garrone, el abogado defensor.

Ignacio Alfonso Garrone, el abogado defensor.

“Bajo ningún aspecto la declaración “cuídate” implica un mal grave en el futuro”, señaló el letrado y aclaró que la atribución es atípica, mientras que calificó como “desproporcionada” la detención actual que pesa sobre su defendido. En efecto, el abogado pidió a la jueza Valenti que declare la invalidez de la detención.

Sin embargo, la magistrada consideró que la conducta endilgada al odontólogo, de llamar en horas de la madrugada, “constituyó una alteración” a la víctimas, por lo que hizo lugar y acreditó la imputación elegida por las fiscales Nuzzo y Arri.