miércoles 21 de abril de 2021
Policiales Agencia de Investigación Criminal | Santa Fe | robos

La banda de la "Tracker": robaban en casas de Santa Fe y luego regresaban a Córdoba

Este lunes fue imputado uno de los sindicados miembros de la organización que cometió al menos seis atracos en viviendas particulares cuando sus propietarios no se encontraban.

Uno de los cordobeses que terminó detenido el último viernes, en el marco de la causa que investiga seis robos ocurridos en tres localidades del interior de Santa Fe, fue formalmente imputado este lunes en tribunales. Se trata de Samuel Hermes Lizárraga, un futbolista de la liga cordobesa, al cual la fiscal de la Unidad de Delitos Complejos, Laura Urquiza, le atribuyó ser parte de una "asociación ilícita" y la autoría de tres atracos, tipo escruches, en casas de Humboldt y Esperanza.

Por el caso, hay también otros tres hombres implicados. Dos de ellos ya fueron identificados y se encuentran prófugos con pedido de captura. Mientras que el restante se encuentra detenido en la localidad cordobesa de Colonia Caroya por otro delito ocurrido en la provincia mediterránea.

La reciente imputación contra Lizárraga se dio en una audiencia que fue encabezada por el juez de la Investigación Penal Preparatoria (IPP), Nicolás Falkenberg, y de la que participó además la abogada del servicio público penal, Andrea Alberto, quien tomó la defensa minutos antes a que sea formalizada la atribución de cargos.

Leer más ► Desarticularon una banda cordobesa que cometió múltiples robos en Santa Fe y otras provincias

El próximo miércoles, a horario a definir por la Oficina de Gestión Judicial de Primera Instancia, el caso tendrá un nuevo avance cuando las partes discutan la medida cautelar de prisión preventiva para el cordobés que se encuentra detenido y que fue trasladado a Santa Fe el pasado sábado por miembros de la Agencia de Investigación Criminal.

Dos vehículos y múltiples atracos

En concreto, Lizarraga quedó imputado de haber integrado un engranaje criminal que junto con otras cinco personas cometieron robos en Santa Fe, Córdoba, Catamarca, San Luis y Mendoza. Dichos atracos fueron siempre con la misma modalidad: se cometían en viviendas que se encontraban vacías y siempre durante los fin de semana.

En cuanto a la logística delictiva, la banda desplegó un sistema basado en llegar a las propiedades en dos autos distintos: una Chevrolet Tracker y una Fiat Fiorino. Cuando el dueño o dueña de la vivienda apuntada se retiraba del hogar, los ladrones entraban en la casa previo a romper una ventana o puerta, mientras que la otra parte de la organización realizaba un seguimiento de la víctima, como una especie de "campana móvil".

Detenidos banda de escruches córdoba.jpg
Uno de los detenidos ya fue trasladado a Santa Fe para ser imputado en tribunales el próximo lunes.

Uno de los detenidos ya fue trasladado a Santa Fe para ser imputado en tribunales el próximo lunes.

De las viviendas, los ladrones se alzaban de botines conformados mayormente por dinero en efectivo como así también de joyas de alto valor y electrodomésticos de fácil traslado en vehículos.

Entre febrero y marzo

En concreto, la fiscal Urquiza le atribuyó a Lizárraga haber cometido tres robos que tuvieron lugar en los departamentos Las Colonias y La Capital. El primero ocurrió el 20 de febrero en una casa de avenida San Martín al 3700 de Llambi Campbell en donde los delincuentes sustrajeron cien mil pesos y joyas previo a reducir a la dueña de la propiedad y amenazarla con "electrocutarla" si no entregaba sus bienes.

Los otros dos robos endilgados al futbolista sucedieron un día después al de Llambi Campbell. Ambos tuvieron en dos viviendas ubicadas en Brigadier López al 1400 de Esperanza en de donde los ladrones se alzaron de un botín compuesto por 900 dólares, 116 mil pesos y electrodomésticos.