martes 17 de mayo de 2022
Ocio Oración |

Oración a Santa Catalina de Siena para que alguien piense en ti

Si quieres permanecer en la mente de una persona que te interesa, que no pueda dejar de pensar en ti, reza esta poderosa oración a Santa Catalina de Siena.

Santa Catalina de Siena fue una mujer que descubrió su vocación religiosa desde que tenía tan solo 7 años de edad, realizando una promesa de castidad a Dios e iniciando sus labores para honrar a Dios de forma temprana, aun teniendo la desaprobación de su propia familia, la misma que tiempo después tuvo que acostumbrarse a su estilo de vida, pues no etaba dispuesta a abandonarlo.

Esta misma entrega con la que esta mujer permaneció firme con sus convicciones y su amor a Dios, con la ayuda de esta santa; necesitarás dedicarle esta importante y poderosa oración.

No te olvides de seguirnos en Google Noticias para mantenerte informado

Oración a Santa Catalina de Siena para que alguien piense en ti (1).png

Oración para que alguien piense en ti

Santa Catalina, Te pido mi santa amada, en nombre de tu poder ante el señor y tu caridad, escucha mis ruegos, Bríndame tu ayuda. Oh Santa Catalina, he perdido el control, la situación me atrapa, hoy vengo a ti mí querida Santa Catalina y me dejo llevar, pero te ruego intercedas por mí, y me brindes el poder, en mis manos coloca el control.

Tú que eres tan hermosa como el sol, y reluces como las estrellas o mi hermosa luna, tú que gozas de grandes virtudes y un heroico valor, que aplacaste 50,000 hombres valientes como leones, devotamente te pido a ti, que tu fuerza mueve montañas, que me brindes de tu fuerza y tesón, entro en tu mente, (Nombre de la persona).

En este momento, me apodero de todos tus pensamientos, soy dueña de tu imaginación, portando con humildad y fe el poder de Santa Catalina, la desesperación en este momento te atrapa, a partir de ahora piensas en mí, sólo en mí; te arropa el deseo de estar junto a mí, y no te deja en paz, no puedes pensar en nada más, es inevitable que desees correr a mis brazos, de donde no te irás y no me soltarás jamás, (decir el nombre tres veces, golpeando con el pie izquierdo el suelo).

Bajo mi pie izquierdo te tengo, ya sea con tres, sea con cuatro palabras, ya sea con tu corazón, escucha mis plegarias Santa mía, tú que eres poderosa, acompáñame siempre y nunca me abandones, quédate junto a mí; contigo a mi lado sé que lograré cualquier cosa, dame el poder de dominarlo.

Oh mi amada señora, Virgen seráfica Santa Catalina, vengo ante ti con mi fe y mis ruegos, para que intercedas por mí aquí en la tierra, y que un día yo pueda agradecértelo en la gloria, domina la situación y toma las riendas, con ellas junto a mí. Amén.

Temas