sábado 4 de diciembre de 2021
Ocio Vinagre | Limpieza |

3 ingredientes para limpiar superficies u objetos de aluminio en casa

Uno de los materiales más delicados que suelen estar presentes en las superficies o en los objetos de los hogares es el aluminio.

La limpieza de tu casa se te suele complicar cuando necesitas hacerle mantenimiento a ciertas superficies u objetos que están fabricadas con materiales delicados que necesitan un cuidado especial para no dañarse.

No te olvides de seguirnos en Google Noticias para mantenerte informado

Sin título.png
La limpieza se suele complicar cuando necesitas hacerle mantenimiento a ciertas superficies u objetos que están fabricadas con materiales delicados

La limpieza se suele complicar cuando necesitas hacerle mantenimiento a ciertas superficies u objetos que están fabricadas con materiales delicados

Leer más► Cómo limpiar tus azulejos con vinagre para que queden relucientes y no junten suciedad

Uno de los materiales más delicados que suelen estar presentes en las superficies o en los objetos de nuestros hogares es el aluminio, un metal que necesita de ciertas técnicas y productos para mantener el brillo que todos desean, es por eso que esta note te trae algunos consejos de cómo limpiar el aluminio.

¿Cómo limpiarlo con productos caseros?

Muchos productos que usualmente se encuentran en nuestras despensas son muy eficaces a la hora de limpiar superficies de aluminio.

Sal, vinagre y harina

image.png
Sal, vinagre y harina

Sal, vinagre y harina

Aunque exista una gran cantidad de productos especializados para la limpieza de superficies de aluminio, esta vez queremos enseñar a utilizar tres productos que casi todas las personas tenemos en casa, como es la harina, la sal y el vinagre.

El primer paso es agregar una cucharada de sal en un recipiente y lego añadirle vinagre blanco y mezclar hasta que se disuelva la sal. Luego se añade harina poco a poco a medida que se va mezclando, hasta que se forme una pasta. Después se añade la mezcla en un trapo para aplicarla sobre la superficie o el objeto de aluminio que deseamos limpiar, se recomienda aplicar primero en una zona pequeña para observar los efectos.

La pasta se debe dejar actuar por un aproximado de 15 minutos, aunque en el caso de que el material esté muy deteriorado o descuidado, se recomienda dejar por aproximadamente una hora. Luego de transcurrido el tiempo se debe remover la mezcla con abundante agua tibia, para luego pasar un paño o una esponja limpia para secar y pulir el material.

Bicarbonato y limón

image.png
Zumo de limón con bicarbonato de sodio

Zumo de limón con bicarbonato de sodio

Otra de las formas más eficaces de limpiar y sacarle brillo al aluminio es usando zumo de limón con bicarbonato de sodio. Una vez preparada la mezcla usando partes iguales de ambos elementos se debe mojar una esponja con la preparación y luego aplicar sobre la superficie, para dejar actuar por unos 20 minutos y luego remover con agua.

También se puede sustituir el bicarbonato de sodio por pasta de dientes, en este caso se debe usar una toallita limpia y seca, aplicándola con movimientos circulares.

Ketchup

Sin título.png
La salsa de tomate más famosa del mundo es útil para limpiar

La salsa de tomate más famosa del mundo es útil para limpiar

Leer más► Cómo lavar las cortinas en casa sin cometer errores

Aunque nos sorprenda, la salsa de tomate más famosa del mundo no sirve solo para acompañar papas fritas o para esparcir sobre una pasta con carne molida, pues esta también es muy eficaz para limpiar objetos de aluminio. Esta salsa puede ayudar a eliminar la oxidación de diferentes metales, dentro de los que se encuentra el aluminio.

Para conseguir buenos resultados se debe aplicar una capa de Ketchup sobre la superficie de aluminio y luego dejarla actuar por un aproximado de 20 minutos. Luego se frota con un paño seco y suave por el área donde se ha aplicado la salsa y después se enjuga con abundante agua tibia hasta que se remueva por completo. Por último se seca la superficie con una tolla vieja, pero limpia y se pule hasta conseguir el brillo deseado.