¿Qué debates sobrevuelan Bolivia en este año electoral?

elecciones Bolivia Evo Morales

Bolivia es otro de los países de la región que, más allá de Argentina y Uruguay, acudirá a las urnas esta primavera. El 20 de octubre, Evo Morales buscará adentrarse en su cuarta legislatura y hacer frente a las voces críticas que califican de ilegítima su postulación. Tras 13 años de mandato, juega a su favor una economía que ha ido en crecimiento.


Por Andrea Romanos

En el Altiplano se definirá entonces al presidente y vicepresidente del Estado Plurinacional, miembros de la Cámara de Diputados y 36 miembros del Senado. En caso de que no se definiera en primera instancia, el balotaje se marcaría para el 15 de diciembre.

¿A quién se enfrentará Evo Morales? Delante del emblemático líder, se encuentra una oposición fragmentada cuyas propuestas no consiguen unificarse más allá de buscar el fin del largo mandato del actual presidente.

El expresidente Carlos Mesa y el senador Oscar Ortiz son los mejor situados para disputarle la presidencia. Mesa estuvo a la cabeza del país entre 2003 y 2005, antes de verse obligado a renunciar por falta de apoyos en el Congreso. Es historiador y periodista. Por su parte, Ortiz es un fuerte opositor a Morales, y concurrirá por la Alianza Bolivia Dice No, conformada por el Movimiento Demócrata Social y la Plataforma Ciudadana “Bolivia Dice No”.

elecciones Bolivia Evo Morales
Carlos Mesa y Oscar Ortiz, candidatos presidenciales.

La candidatura, en duda

Ambos candidatos reclamaron constantemente en los últimos meses que la candidatura de Evo Morales es ilegítima, y hace tan sólo unas semanas recorrieron las calles de Bolivia en una fuerte marcha en su contra. En ella acusaron al Tribunal Supremo Electoral de fallar a la imparcialidad y favorecer al actual presidente, pidiendo más transparencia.

Desde el gobierno, a través de su vocero Manuel Canelas, cuestionaron la convocatoria: “Rechazamos de manera categórica los intentos de desestabilización y boicot a las elecciones que promueven cívicos y partidos de la oposición”, dijo.

La polémica se remonta al año 2016, cuando se convocó un referendo para modificar la Constitución que polarizó el debate. Se buscó modificar el artículo 168, “para que la presidenta o presidente y la vicepresidenta o vicepresidente del Estado puedan ser reelectas o reelectos por dos veces de manera continua”. El resultado fue el “no” por la mínima, el 51 por ciento de los votos.

Pero en noviembre de 2018, el Tribunal Constitucional autorizó la candidatura de Evo Morales, lo que le dio impulso al presidente para seguir apostando por lo que llama “la Revolución Democrática”. El fallo no fue suficiente para convencer a la oposición, que se remite al referendo.

El debate saltó al plano internacional, y veinte expresidentes iberoamericanos –mayormente provenientes de opciones políticas de derecha– reclamaron a la OEA que condene la candidatura. Entre ellos están exmandatarios de Bolivia (Jorge “Tuto” Quiroga), de España (José María Aznar), de México (Felipe Calderón y Vicente Fox), de Chile (Eduardo Frei), de Uruguay (Luis Alberto Lacalle) y hasta el argentino Fernando de la Rúa, entre otros. Por el momento, la institución negó.

Una economía en crecimiento

El principal argumento que Evo Morales esgrime a su favor es, sin duda, el incremento de la economía de las familias bolivianas. Su percepción según las encuestas es que, además, bajo el mandato del presidente aumentó su dignidad.

El propio FMI otorga una previsión de crecimiento del 4,2 por ciento para el año en curso, una de las tasas más altas de la región. Los datos sorprenden a todos, y hasta la revista Forbes habló en un artículo de “milagro boliviano” y destacó las exitosas medidas que se están aplicando.

elecciones Bolivia Evo Morales

Además, el país andino triplicó su PBI. Según el Banco Mundial, en 2006 era de unos once millones y ahora ya es de más de 37. También aumentó la esperanza de vida (de 64 a 71 años) y disminuyó la pobreza.

En 2005 Evo ganó con el 53 por ciento de los votos. En 2009, con el 64. En 2014, lo eligió un 61 por ciento de los votantes. En un país donde las legislaturas se extienden por 6 años, en octubre Evo Morales podría revalidarse y permanecer al frente del gobierno hasta 2025.

NOTICIAS DESTACADAS