domingo 28 de noviembre de 2021
MUNDO |

"Estoy entrando, ya abrí": el espeluznante mensaje que le mandó el encargado de su edificio

La joven vivía en un pequeño edificio en Luisiana, Estados Unidos. Cuando se mudaron sus vecinos, comenzaron a hacer reformas en el departamento de al lado. Contó su historia en Twitter y se volvió viral.

Se llama Brittney Jonez, aunque todos la conocen como Bee. Tiene 36 años y vive en Luisiana, en Estados Unidos. Hasta hace poco alquilaba en un pequeño edificio de donde se tuvo que ir producto del miedo que le ocasionó la actitud de un hombre de mantenimiento. Contó su historia en Twitter y se volvió viral.

"El tipo de mantenimiento de mi anterior departamento", tuiteó junto con las capturas de la espeluznante conversación que mantuvieron a través de mensajes. En cuestión de horas tuvo miles de "me gusta" y cientos de mensajes, en su mayoría de mujeres mostrándole su apoyo o contando sus propias historias aterradoras.

Hombre de mantenimiento aterró a una mujer con sus mensajes

En el edificio en el que vivía Bee había solo cuatro departamentos y ella no había tenido más que un "hola" y "chau" con el hombre de mantenimiento, pero por su trabajo él tenía el número de teléfono de todos los inquilinos.

https://twitter.com/ThunderCatHeaux/status/1445019387925250055

No te olvides de seguirnos en Google Noticias para mantenerte informado

Los ocupantes de la vivienda de al lado se habían mudado, por lo que estaban haciendo tareas de reparaciones y fue en este contexto que el hombre le mandó un mensaje con aparente cortesía. "Buen día chica, ¿Cómo estás?", decía. Ella pensó que tal vez necesitarían acceso a su departamento para refaccionar algo que estuviese compartido por los dos espacios y le preguntó si necesitaba entrar.

"Sí, solo para ver tu cara. Te extraño", le mandó el sujeto. "Oh. Jajaja", le contestó ella con el equivalente a una risa nerviosa. "Sí, ¿Puedo entrar?", insistió él. "No señor", le respondió ella directamente. Sin embargo, esto no hizo que repusiera su actitud. "Porque estoy aquí. Estoy entrando. Acabo de abrir", escribió él. Asustada lo amenazó: "Llamaré a la policía".

https://twitter.com/trishiey/status/1448745721537064974

Al parecer esto lo asustó y finalmente le confirmó que no había entrado: "Estoy en el departamento de al lado. Te tengo [expresión que se suele utilizar como el equivalente en español al "caíste en la broma"]. Espero que todo esté bien".

Bee rompió el contrato y se mudó en cuanto pudo reunir el dinero para irse a otro lugar.

Contaron en Twitter sus historias de acoso

Claramente no es la única mujer con este tipo de “anécdotas” y decenas aprovecharon la ocasión para compartir lo que les había sucedido.

https://twitter.com/mchlsftbnbws/status/1445749507967176704

“Me pasó en mi último edificio. Aparqué mi coche y vi al encargado de mantenimiento. Dijo hola y adiós. Golpeé el ascensor y subí a mi departamento con mi familia. Este chico decidió seguirme y llamar a mi puerta con el pretexto de que estaba bien pasar el rato", contó otra usuaria.

https://twitter.com/BonsTheDivaCat/status/1448740173412438018

"Me alegro que una mierda como esta esté siendo expuesta ... espantoso ... cuando vivía sola en mi primer apartamento, el gerente de mi edificio abrió la puerta y entró un día "para verificar si había bichos", la policía no hizo nada, el propietario no hizo nada y fui acosada por él durante el próximo año de vivir allí", agregó otra chica.

Dejá tu comentario