domingo 29 de marzo de 2020
Santa Fe | Abuso infantil |

El comunicado de Casa Cuna tras la imputación de un cuidador por abuso infantil

La investigación comenzó el pasado 13 de diciembre, cuando la secretaria provincial de Niñez, Adolescencia y Familia Patricia Chialvo radicó una denuncia penal en el MPA.

El hogar Casa Cuna emitió un comunicado luego de que un extrabajador quedara en prisión preventiva por el presunto abuso de un niño. La fiscal de la Unidad Especial de Gefas, Alejandra Del Río Ayala, lo investiga como presunto responsable de haber sometido al menor desde septiembre de 2017 a febrero de 2019.

La investigación comenzó el pasado 13 de diciembre, cuando la secretaria provincial de Niñez, Adolescencia y Familia Patricia Chialvo radicó la denuncia penal en el Ministerio Público de la Acusación. En ese entonces, la funcionaria provincial fue notificada por las autoridades del hogar Plenitud de Vida, de la localidad de Emilia, a donde el pequeño de 11 años había sido trasladado y logró dar cuenta de por lo menos tres situaciones de abusos que había sufrido en su corta vida, en distintos lugares. Uno de ellos fue en Casa Cuna, y sindicó a “Titi”, el cuidador, como el autor de los mismos.

El comunicado

Embed

Un niño tutelado

El pequeño quedó bajo la tutela del Estado provincial en septiembre de 2017, cuando ingresó con un brazo fracturado al hospital de niños Orlando Alassia y ningún adulto de su núcleo familiar se presentó al nosocomio. Allí comenzó a ser asistido por la jefa de salud mental del establecimiento, quien al día de hoy continúa trabajando con el niño, según informó la fiscal Del Río Ayala en la audiencia.

Los representantes de Servicios Sociales del hospital dieron intervención a la entonces Subsecretaría de Niñez, y el chico fue alojado en el hogar Casa Cuna hasta febrero de 2019, cuando se escapó con otro de los niños allí alojados. A los pocos días lo encontraron, pero ante la negativa de volver al establecimiento, lo trasladaron al hogar en Emilia.

Leer más ► Abusaba de él en el hogar y lo amenazaba: "Si le contás a alguien te encierro en el sótano"

La fiscal explicó que los primeros meses de 2019 el niño atravesó por un proceso de adopción con una familia en Rosario, que no prosperó. Entonces volvió a Emilia en octubre del 2019, con un evidente cuadro de malestar estomacal que los estudios médicos vincularon con una situación de estrés.

Al ser asistido por un equipo interdisciplinario ante este cuadro de posible stress, el niño relató una situación de abuso sufrida en el baño de la escuela en Rosario, por otro chico más grande, compañero del colegio: “Me violó”, expresó el menor.

Las psicólogas le preguntaron al chico por lo que había querido decir con eso, y el niño fue contundente en su relato. A continuación le preguntaron si era la primera vez que le pasaba, respondió: “Cuando estaba en Santa Fe, en Casa Cuna, también me pasó con el cuidador que le decían ‘Titi’”. Y también agregó: “Me pasó siempre, desde que vivía con mi mamá”.

El niño refirió que “Titi” abusaba de él cuando los otros chicos no estaban, y que se metía en su cama de noche. “Él me decía que si yo contaba me iba a meter en el sótano oscuro como había hecho con unos hermanitos que se murieron de hambre y miedo”.

Dejá tu comentario