miércoles 18 de mayo de 2022
Ambiente | animales | Tigre | fauna

El misterioso origen y el incierto destino del tigre y la leona que encontraron en el sur de Santa Fe

Los felinos estaban en un establecimiento rural cercano a Maggiolo. Tras un allanamiento, la Justicia debe determinar qué hace con los animales.

Ni vacas, ni chanchos, ni gallinas. La semana pasada gendarmes, integrantes de la Brigada de Control Ambiental del Ministerio de Ambiente de la Nación y funcionarios judiciales encontraron un tigre de Bengala y una leona tras allanar un campo ubicado en el sur de la provincia. El operativo ocurrió después que las fuerzas de seguridad filmaran y sacaran fotos de los animales durante varias semanas, lo que motivó la orden del fiscal Iván Raposo y la apertura de una causa judicial a los dueños del predio por infringir leyes provinciales y nacionales. También dejó varios interrogantes sobre el caso, tanto sobre el origen de esos animales como sobre su destino a partir de ahora.

Según detalló Alejandro Makielo, el director de la Brigada de Control Ambiental, tanto el tigre como la leona “presentaban un estado normal para su edad, no tenían lesiones traumáticas recientes ni cicatrices visibles y no poseían signos visibles de enfermedades infectocontagiosas”. Aunque estaban en buen estado, no poseían control veterinario regular ni historia clínica, y estaban alojados en instalaciones “que no eran acordes para este tipo de ejemplares”.

Leer más ► Rescataron un tigre y una leona durante un allanamiento en un predio del sur de Santa Fe

Para completar el bizarro escenario, los agentes judiciales y de fuerzas de seguridad encontraron también dos cráneos de tigre y dos cadáveres, completos y en avanzado estado de descomposición, de leones, así como ejemplares (vivos) de otras especies como loros habladores, un coipo y un carpincho.

allanamiento maggiolo animales - ministerio ambiente 4.jpg
El hallazgo de cuerpos enterrados y de cráneos permite aventurar la hipótesis que los felinos encontrados son los hijos de los leones y tigres originales.

El hallazgo de cuerpos enterrados y de cráneos permite aventurar la hipótesis que los felinos encontrados son los hijos de los leones y tigres originales.

Operativo

El operativo, dispuesto por la fiscalía regional de Venado Tuerto a cargo de Raposo, tuvo lugar el pasado 14 de junio. Según dijeron los dueños del campo en medios de Venado Tuerto, no era ningún secreto que en el establecimiento San Esteban había felinos de gran porte desde hace muchos años.

Ahora la Justicia tendrá que determinar si la tenencia de estos animales estaba sujeta a ley y, sobre todo, el destino final del tigre y la leona. Según Raposo, se están evaluando opciones ya que “no es fácil” encontrar lugares que alberguen a estos felinos y ante la obvia imposibilidad de devolverlos a su lugar de origen.

El parte del Ministerio de Ambiente de Nación especifica que las personas que administran el predio “no contaban con la documentación correspondiente que acreditara el origen legal de los animales”, por lo que infringían la ley de conservación de fauna.

Preguntas sin respuesta

¿Cómo llegaron esos animales allí? Según las explicaciones del fiscal, los animales exóticos fueron “comprados” por los dueños de la finca hace muchos años atrás a un circo llamado Johnny Bravo. “Nos mostraron un boleto de compra venta del circo” dijo el funcionario. Esto ocurrió, probablemente, un tiempo después que en Argentina se prohibiera la utilización de animales exóticos en los shows, lo que llevó a que muchos circos se desprendieran de sus animales sin importar demasiado ni su destino ni su bienestar.

De hecho, el hallazgo de cuerpos enterrados y de cráneos permite aventurar la hipótesis que los felinos encontrados son los hijos de los leones y tigres originales, o sea los que fueron efectivamente comprados cuando se desmanteló el circo.

allanamiento maggiolo animales - ministerio ambiente 1.jpg
Ahora la Justicia tendrá que determinar si la tenencia de estos animales estaba sujeta a ley y, sobre todo, el destino final del tigre y la leona.

Ahora la Justicia tendrá que determinar si la tenencia de estos animales estaba sujeta a ley y, sobre todo, el destino final del tigre y la leona.

Según explicó Makielo, contrariamente a lo que se supone, existe en Argentina un mercado ilegal de grandes felinos que se utilizan como mascotas o presuntamente para la denominada “caza enlatada”, que consiste en la matanza de animales salvajes confinados en un pequeño predio alambrado y electrificado para que no puedan escapar “motivada simplemente por diversión y para obtener un trofeo”.

“En los últimos años se realizaron múltiples operativos en los que se hallaron grandes felinos que no poseían documentación que ampare su legal origen” amplió el funcionario.

El destino de los animales

Además de saber a ciencia cierta de dónde vienen, la otra gran pregunta es saber adónde van a ir a parar el tigre y la leona, que por ahora siguen en el campo donde vivían a la espera de una decisión judicial que decida su traslado. En ese sentido, Makielo dijo que a partir de ahora “se comienza con el plan de evacuación de los ejemplares que es complejo, ya que no existen en Argentina muchos lugares con instalaciones apropiadas para recibir y dar bienestar a grandes felinos”.

allanamiento maggiolo animales - ministerio ambiente 3.jpg
Los agentes judiciales encontraron también otras especies como loros habladores, un coipo y un carpincho.

Los agentes judiciales encontraron también otras especies como loros habladores, un coipo y un carpincho.

“La idea principal es buscar una derivación a algún lugar que pueda brindar mejores condiciones de vida y seguridad para ellos, toda vez que, en virtud de ser exóticos y criados en cautiverio, no pueden ser liberados” puntualizó el funcionario.

Una brigada específica

La Brigada de Control Ambiental del ministerio de Ambiente de Nación trabaja sobre cuatro líneas de acción bien definidas: efluentes industriales, flora y fauna, residuos peligrosos y fiscalizaciones por requerimientos puntuales (Ley de Glaciares, Residuos Sólidos Urbanos, exportación de residuos, entre otros”.

En lo relativo a fauna, Makielo detalló que se controla el universo de operadores inscriptos a nivel nacional y la importación y exportación de productos y subproductos de fauna silvestre. También persiguen el tráfico ilegal de fauna silvestre y su comercialización. “En este ámbito de acción son frecuentes los operativos, ya sea de manera independiente o conjuntamente con las fuerzas de seguridad y la justicia”, agregó.