martes 7 de julio de 2020
Tecno | Twitch | YouTube | Stream

"Streamers", los nuevos ídolos de internet: quiénes son, y la razón por la cual cada día se afianza como una vocación

Laureano Gieco edita los videos de varios streamers de la República Argentina. En una charla con Aire Digital contó sus comienzos, vivencias y lo que envuelve a una revolución en términos de audiencias en internet.

El avance frenético de la tecnología en los últimos 25 años no ha tenido precedente en toda la historia de la humanidad, según señala el comunicador, sociólogo y economista Manuel Castells, famoso por tocar este tipo de cuestiones en el ámbito de las comunicaciones y citado constantemente en términos de los que el denomina, la "Sociedad Red". Estamos ante una verdadera "revolución informática", que hace que la cantidad de información, y la manera en la que nos conectamos con nuestros pares a distancia, sea inédita debido a que nunca hubo tanto intercambio y acumulación de información como en al actualidad. De la mano con esta situación, llegan diferentes formas de trabajo y el despertar de profesiones y prácticas por parte de las nuevas generaciones. Con el aislamiento social, sumado a la tendencia que venían obteniendo en torno a la explosión de las redes sociales (Facebook, Twitter, Instagram, Tiktok, etc) y las plataformas de video (Youtube, Twitch o Netflix, por citar algunos ejemplos), surge una nueva forma de entretenimiento: los “streamers”, o personas que producen sus propios contenidos, para ser observados de acuerdo a la demanda específica que reciban por parte del público que abunda en las redes.

LOS MEJORES MOMENTOS DE JOACO

Laureano Gieco tiene 20 años. Reside en Diamante, provincia de Entre Ríos. Vive con su mamá, su padrastro y como Lau nos compartió, “con mi mascota”. Un día de trabajo se desarrolla levantándose a desayunar, “editar” -como repite en cada momento de la entrevista- y descansar. A veces de noche, tras un descanso volver a la edición, y tener siempre un día a la semana para despejarse de todo. Salgo con mis amigos, ando en bici, consumo videos para entretenerme y buscar ideas nuevas: “Una edición bien hecha, puede tardar entre cuatro y cinco horas de trabajo”.

"Lau" compartió una charla con Aire Digital y comentó su trabajo, anhelado y soñado por muchos jóvenes que incursionan en el mundo de la virtualidad y la creación de contenidos:

“Me dedico a la edición de videos e imágenes para streamers, que hacen vivos en la plataforma Twitch. Su contenido lo suben a la plataforma Youtube, donde se rescatan los mejores momentos (anécotas, gameplays), y se edita para resaltar la importancia del contenido. Trabajo para Joaco Lopez, Pimpeano, Unicornio, Momo, entre otros. También hablo con Rodri Ponce, mano derecha de Coscu. Estoy metido en un buen ambiente.”

Los nombres que menciona, quizás no son conocidos por las generaciones previas a los millennials, pero son verdaderas estrellas en el ámbito virtual: miles de seguidores, millones de visitas y muchos niños y jóvenes observando sus pasos a través de la red.

“Este ámbito te hace crecer. Yo miro mi pasado y arranque esto como un hobby, solamente diseñando. Trabajaba para fiestas estudiantiles y ahora estoy viviendo esto, jamás lo imaginé.”

Sus comienzos como streamers

image.png
Laureano organiza sus propios tiempos de trabajo y ocio.

Laureano organiza sus propios tiempos de trabajo y ocio. "Tengo un día a la semana para despejarse de todo. Salgo con mis amigos, ando en bici, consumo videos para entretenerme y buscar ideas nuevas: Una edición bien hecha, puede tardar entre cuatro y cinco horas de trabajo”.

Mientras avanza la charla, Laureano se suelta y comienza a contar como descubrió este nuevo mundo que lo apasiona:

Empecé hace unos cuatro años. Consumía mucho a los youtubers de Europa (entre ellos, Rubius). Me despertó la curiosidad sus diseños y sus banners. Entonces comencé a mirar tutoriales y realizar diseños para boliches y emprendimientos estudiantiles. El año pasado arranque a estudiar Educación Física pero previamente estudié Diseño en la Universidad Nacional del Litoral, pero no estaba encarado a lo que yo deseaba y no tenía conocimiento de otras carreras que abordaran temáticas similares. Tras ver videos de Pimpeano y Joaco López, y observé que no tenían edición y le envié un mensaje de Instagram dudando que me iba a poder contestar -en ese momento, ‘Pimpeano’ tenía más de 30 mil seguidores-. Me respondió y le comenté lo que hacía y ahí empecé a trabajar con Joaco y desde ahí trabajo con él. Este año me abrí un canal de YouTube donde tengo más de 20 mil suscriptores, con clips de los mejores momentos de las personas con las cuales yo trabajo”.

La vida en torno a los streamers

image.png
Lau deja un mensaje de aliento a los chicos: “Tienen que animarse, sin importar lo que les digan. Yo tengo una frase: ‘Desealo tanto, que la vida no tenga otra forma de dártelo’. Cualquier perseverancia le gana a cualquier talento.”

Lau deja un mensaje de aliento a los chicos: “Tienen que animarse, sin importar lo que les digan. Yo tengo una frase: ‘Desealo tanto, que la vida no tenga otra forma de dártelo’. Cualquier perseverancia le gana a cualquier talento.”

“Hay de todo un poco. Hay streamers que emiten y también estudian. Otros trabajan para generar un ahorro, lo tienen como hobby. También hay gente que están “muy en la cima”, sin necesitar otra cosa para subsistir. Es un laburo que en esta generación que generaciones pasadas a veces no pueden entender. Es un mundo totalmente nuevo y se puede vivir tranquilamente del ‘stream’. Además, tiene un trabajo detrás, es la nueva televisión, el nuevo método de entretenimiento”, concluyó Gieco.

Públicos numerosos

“Tenemos muchísimas visitas. Por ejemplo, hay un video de Joaco que se pone a ‘rolear en el GTA V’ -Hay una función de mundo abierto dentro del juego, que permite tener un rol específico-, donde el editado llegó a tener un millón de visitas en el canal de YouTube”.

Cuestiones a tener en cuenta en la emisión

“En estos tiempos, YouTube no es el mismo de antes, hay que tener mucho cuidado con las etiquetas, además del copyright para poder monetizar. YouTube no paga nada, tenés que tener muchas visualizaciones para poder vivir de ello, manejarte muy bien. Con Twitch hay otro problema, te banean por días o por mes, sin dar la opción de no monetizar y directamente ‘tirarte el canal abajo’”.

Constante superación

Adentrándose en lo que fue el despertar de esta vocación, no todo fue como lo esperaba. Laureano también comentó lo difícil que fue en un inicio mostrarse ante las cámaras y los micrófonos, debido a una problemática muy común en los jóvenes de hoy en día: el bullying y el cyberbullying, además del acoso en las redes sociales y los denominados “haters”:

“Cuando yo era más chico, a los 13-14 años me metí en la “onda youtuber”, era ‘rancio’. En mi ciudad había gente que me apoyaba y también gente que me acosaba. Me hacía muy mal, era un tema de falta de confianza. En los recreos no quería salir al patio, y los directivos me obligaban, sintiéndome observado. Pero caí cuando me metí para esto y mucha gente se empezó a enterar, además me han invitado a sus cumpleaños y mis amigos no lo podían creer que yo esté con estas bestias. Ahí comenzaron a felicitarme y a observar en mis redes, hasta los que me criticaban comenzaron a seguirme”.

Una nueva oportunidad: "streaming in house"

UN VIDEO DIFERENTE | NOTICIA

Además, Laureano nos contó que asistirá a un “Streaming in house”, en la ciudad de Paraná, siendo esta la primera emisión de este tipo en el interior del país, con patrocinadores que facilitan su logística y producción: “Tenía ganas de empezar a streamear y como en mi pueblo no hay conexión de internet estable, ‘Campesino’ -así se llama el usuario principal- me quiso dar la oportunidad para que comience a hacerlo, al verme potencial.

Ningún chico de mi edad mira televisión. La TV manipula, siempre tira algo negativo. Entonces los pibes entran a Twitch y ven cosas que les gustan, y permanecen allí. Lo más importante es que la televisión está muy alejada de todo esto, sobre todo por los periodistas y conductores que hablan del tema sin saber”.

La cultura geek en los videojuegos

Si bien Lau actualmente no está trabajando con jugadores profesionales de videojuegos, nos anticipó una tendencia que cada día se impregna más en el ambiente juvenil: “Los eSports están explotando a partir de ciertos empresarios. Los equipos que compiten parecen un plantel de fútbol profesional: tienen una rutina, entrenan, descansan, tienen nutricionistas. El rendimiento repercute directamente en la preparación que tienen cada uno de estos equipos”.

image.png
Durante más de 100 días de confinamiento debido a la pandemia del coronavirus, los números del 'gaming' en Argentina se dispararon: en algunas empresas, la cantidad de trafico se duplicó y hasta se triplicó. Fuente: Flow contenidos.

Durante más de 100 días de confinamiento debido a la pandemia del coronavirus, los números del 'gaming' en Argentina se dispararon: en algunas empresas, la cantidad de trafico se duplicó y hasta se triplicó. Fuente: Flow contenidos.

El avance de la tecnología

Ante la consulta sobre un posible temor al avance frenético de la tecnología, Gieco respondió de manera segura: “Me da miedo quedarme atrás, hay que actualizarse en torno a las herramientas a usar. Lo que también me da intriga es como serán los pibes en las próximas generaciones: hoy los pibes nacen con un celular en la mano, y desconozco como reaccionarán en los próximos años. La diversión de nuestros viejos era la de jugar al aire libre, pero con la llegada de las nuevas tecnologías, hay otras formas de entrenamiento. La tecnología avanza y las generaciones avanzan, y vamos a quedarnos atrasados.”

Un mensaje de aliento a padres e hijos

La parte más difícil de empezar a meterse en este mundo, es decírselo a tus viejos. Una cosa es comentárselo a tus amigos, que lo entienden. Pero por ejemplo, cuando se lo plantee a mi mamá, de dejar la facultad y darle a full a esto, e intentó cuidarme, por eso no puedo culparla por juzgarme. Luego ella lo fue viendo con el paso del tiempo y la visualización de lo que hago. Una vez, una amiga de ella tenía un hijo que se enloqueció cuando le contó lo que yo hacía, ya que consumía a los streamers con los que trabajo. Ahí empezó a darse cuenta de todo, y comenzó mi verdadera satisfacción.

Tras comentar esto, Lau dejó un mensaje para los padres: “Traten de escuchar a sus hijos, que les expliquen bien, informarse, que no piensen que es una pavada. Mi mamá se sentó, le expliqué y me escuchó. Cuando lo empiezan a vivir lo que está pasando, lo entienden mejor. Esto es un laburo, que te tenes que ir actualizando y brindar un mejor servicio.

Por último, deja un mensaje de aliento a los chicos que necesiten animarse a crear contenido: “Tienen que animarse, sin importar lo que les digan, ‘haters’ -usuarios que solo se dedican a insultar o criticar- va a haber siempre, incluso hasta a mí, desde que empecé hasta este momento. Yo tengo una frase: ‘Desealo tanto, que la vida no tenga otra forma de dártelo’. Cualquier perseverancia le gana a cualquier talento.”

El mundo del Gaming y los Streamers en números

Se estima que para el año 2024, potenciado por la nueva generación de consolas a salir a fines de este año, sean 1000 millones los jugadores de videojuegos online, según un informe del estudio League Of Betting, lanzado en febrero de este año. Cabe destacar que el estudio se realizó antes del confinamiento, por lo que los jugadores volcados a estas plataformas sea mayor.

Embed

Dejá tu comentario