sábado 4 de julio de 2020
Revista El Pato | Pesca |

Dorados del Paraná Medio

Hace ya unos años que la pesca en el Paraná Medio nos viene ofreciendo muy buenos resultados con casi todas las especies, y cuando hablamos del dorado, el tramo de Reconquista, es uno de los que mejores rinden en esta época.

La región de Reconquista, suele despertar el interés de los aficionados, ya que llegan a este tramo del Paraná muy buenos dorados y, si el agua lo permite, podemos realizar la pesca con señuelos que tanto nos gusta, con muchos piques y algunos monstruos que siempre están acechando entre el palerío.

Con Pablo Ovando de Excursiones Pirayú tenemos contacto permanente para saber cómo está el pique en la zona, y no bien las condiciones del río se pusieron en buena forma, armamos un viaje para testear la situación.

A media tarde llegamos al puerto reconquistense y nos aguardaban las lanchas de Pablo para ir hasta su rancho en la isla. En esta ocasión nos acompañarían en la aventura, Mario D´andrea, Nico Leguizamón, jugador de fútbol, Joaquín y…. La idea era probar con señuelos y carnada, y analizar cuál de los estilos estaba rindiendo mejor.

Cuando llegamos al rancho, nos sorprendió ver una construcción con todos los servicios en la isla: habitaciones amplias, un gran salón comedor, baños con agua caliente, TV satelital, y todos los detalles para pasarla realmente muy bien en medio de la naturaleza. También en el lugar podemos obtener señal de teléfono celular, algo que muchos no desean tener, pero que vale la pena aclarar…

Con un suculento asado cerramos la noche, truco mediante, para ir a descansar y comenzar con los intentos.

revista el pato
revista el pato
revista el pato (2).JPG
revista el pato (3).JPG

Desayuno y a pescar

Con un cielo que amenazaba lluvia, nos despertamos, y tras un buen desayuno, partimos hacia las embarcaciones. En esta jornada nos íbamos a separar para tener cubiertas todas las chances: en una de las lanchas íbamos Pablo, Mario, Toto y yo, y en la otra el padre de Pablo, Nico, Joaquín y el Mono, quienes iban a intentar con carnada.

En nuestra lancha, la idea era buscar a los dorados con señuelos, y para ello cargamos un verdadero arsenal de artificiales, además de los equipos de mosca.

Salimos al Paraná y nos encontramos con un río con agua un poco turbia, seguramente como consecuencia de un fuerte viento norte que golpeaba contra las costas y agitaba los sitios de pesca. Así y todo, la fe estaba intacta y comenzamos los lances con señuelos de media agua: bananas Raptor, Don KB, Rapala Magnum y Marine Sports en sus modelos Power e Inna.

Pablo, ya desde hace un tiempo viene probando los señuelos con anzuelos simples, es decir, les quita la pateja y les pone anzuelos simples (como lo grafica la foto). En este sentido, y después de los resultados obtenidos en las dos jornadas, puedo asegurarles que la efectividad es máxima, y con un menor daño para el pez, sumado a que suele engancharse menos entre los palos con anzuelos simples que con anzuelos triples.

Los primeros piques

La cosa no estaba fácil, ya que fuimos probando en distintos lugares y solo logramos un par de piques de doradillos. Pablo, con la tranquilidad que lo caracteriza, nos aseguraba que íbamos a dar con los lindos dorados en cualquier momento. Así fue que llegamos hasta una costa en donde vimos mucha actividad de aves. Detuvo la lancha unos metros antes y lanzamos hacia la costa en donde la corriente se aceleraba. Justo en la caída de un escalón, cayó mi señuelo Don KB color rosado, y un hermoso dorado lo tomó, pasó por debajo de la lancha, y saltó de manera imponente al otro lado de la embarcación. Con el temor a que mi multifilamento rosara el motor, no pude clavar de manera certera y en un segundo salto el pez escupió el artificial. Todos nos lamentamos, pero a la vez nos ilusionó saber que los grandes estaban y que en esta costa en donde estaban las aves también estaban los predadores.

Con los lances cada vez más afinados, comenzamos a tener piques y capturas de dorados medianos. Si bien la pesca no estaba sencilla, teníamos piques alternados, cada vez que un señuelo tentaba a un dorado, seguramente el tamaño del mismo era prometedor. Otra situación que también vivimos fue que cuando teníamos un pique, inmediatamente lográbamos dos o tres ataques en ese mismo sector.

Así fue que Pablo, con su señuelo Raptor, tuvo otro muy bien pique, y con sus anzuelos simples, casi no había chances que se escapara. Tras una extensa pelea, lo subimos a la lancha, y la verdad que se ganó todos los aplausos: era un bello ejemplar que propuso la mejor pelea y, tras las fotos, lo regresamos al agua.

Había llegado el mediodía, y para no perder tiempo disfrutamos de unos sándwiches arriba de la lancha y seguimos pescando, pero esta vez anclados. Fue en el sitio escogido y mientras comíamos en donde logramos con morenas un par de cachorros de surubí, algunos manduvés y pequeños manguruyúes, que hicieron entretenido el almuerzo. Esto habla a las claras de que todas las modalidades de pesca son aptas para realizar en este tramo del Paraná Medio.

Y si de estilos de pesca hablamos, Mario y Pablo, aprovecharon también para pescar con moscas, logrando un par de capturas de doradillos, que más allá de los tamaños, también sirvieron para demostrar que el estilo es factible de desarrollar en la zona.

revista el pato (4).JPG
revista el pato (5).JPG
revista el pato (6).JPG
revista el pato (7).JPG

La bestia dorada

Tras el breve descanso seguimos lanzando artificiales contra la costa, hasta que, Pablo, consigue un brutal pique entre unos palos. Inmediatamente Toto trató de alejar la lancha de la costa con el motor eléctrico, y Pablo pudo disfrutar de la lucha de una bestia dorada que impuso todo su rigor antes de entregarse. No pudimos pesar al pez, pero imaginamos que superaba holgadamente los diez kilos, y que sin dudas fue el broche de oro de la primera jornada, en donde los piques se fueron multiplicando, y los tamaños fueron en ascenso. Varias fotos y la devolución del gran dorado reconquistense al Padre río, en donde ojalá permanezca muchos años, transmitiendo la genética de furia y belleza que caracteriza a esta especie.

revista el pato (9).JPG
revista el pato (10).JPG
revista el pato (11).JPG

Nuevo día

Por la noche nos reunimos en la cabaña y analizamos la pesca de los dos grupos. Indudablemente los dorados estaban tomando mejor los señuelos que la carnada natural y, por ello, decidimos que la jornada siguiente la íbamos a dedicar exclusivamente a la pesca con artificiales.

En esta jornada, el objetivo estaba centrado en que Nico tuviera la captura de un buen dorado. Así que navegamos directamente hasta la zona en donde el día anterior habíamos conseguido los mejores resultados.

Una vez identificados los sectores, comenzamos con los lances y, en uno de ellos, Nicolás, sintió la feroz bajada de su caña y, tras ese pique, la silueta dorada que rompió la quietud de un día gris y con llovizna. Otro hermoso dorado se lucía en la punta de la caña, y con saltos acrobáticos nos regaló las mejores imágenes para el Pato TV. Así, Nico, lograba un verdadero golazo, con un hermoso dorado que se ganó todos los aplausos.

Reconquista nos volvía a premiar con su mejor pesca, la que se extiende durante todo el año, con tamaños que varían, pero que en algún momento pueden llegar a ser de ensueño.

Esta vez, la lección me la dio Pablo, con sus señuelos de anzuelos simples, con los cuales es casi imposible que el dorado se escape.

Ya cerca del mediodía regresamos a la cabaña para emprender el regreso, con la alegría de haber logrado un material muy lindo, y con la satisfacción de saber que el norte santafesino se mantiene más vigente que nunca. Si Usted desea disfrutar de una pesca inolvidable y un servicio de primer nivel con una cálida atención, solo tiene que comunicarse con Pablo, y la verdad que no se arrepentirá.

revista el pato (12).JPG
revista el pato (13).JPG
revista el pato (14).JPG

Excursiones de pesca Pirayú de Pablo Ovando: Lanchas amplias, con motores potentes, servicio de pesca integral todo el año, alojamiento en hotel o la isla, atención especial a grupos de pescadores, variada, surubí y dorados. Tel: 03482 – 155 88 970 / 156 56 392

www.pescapirayu.com.ar

pablo.pesca@hotmail.com

Facebook: Pirayu excursiones

Temas

Dejá tu comentario